Usted está aquí: martes 15 de noviembre de 2005 Opinión MEXICO SA

MEXICO SA

Carlos Fernández-Vega

Las ofensas al pueblo de México

Fox cosecha lo que en política exterior sembró

EN LO INTERNO, LA mayoría de los mexicanos pagan con creces los excesos verbales y la ineptitud del Presidente de la República, pero ahora, sin mayor trámite, el inquilino de Los Pinos pretende pasarles la factura por las lamentables consecuencias de su caprichosa y arrebatada forma de actuar en los foros internacionales y en las relaciones bilaterales con naciones históricamente hermanadas a México.

AHORA RESULTA QUE la reacción de terceros por la verborrea, extravíos e ineficiencia del presidente Fox "son una ofensa al país", un "atentado a la dignidad del pueblo de México", cuando en los hechos la lluvia de calificativos que por estos días acumula el guanajuatense, y que sólo incrementan su acervo en la materia desde que se sentó en Los Pinos, no tiene otro destinatario que Vicente Fox.

EL GUANAJUATENSE SOLO cosecha lo que en política exterior ha sembrado durante los pasados cinco años, pero, como en los mejores tiempos del autoritarismo tricolor, el presidente Fox pretende desconocer la paternidad de sus disparates y (al ritmo de "mas si osare un extraño enemigo... Guerra, guerra sin tregua al que intente de la patria manchar los blasones...") pasar la factura a todos los mexicanos, quienes obligadamente -según él- deben sentirse ofendidos.

EN EFECTO, LOS MEXICANOS sí deben sentirse ofendidos, pero -más allá de lo interno- por la inagotable relación de dislates cometidos por el desprestigiado Vicente Fox y sus dos rupestres secretarios de Relaciones Exteriores, que han hecho trizas la política exterior mexicana y tirado al bote de la basura su histórica tradición de principios, inteligencia, habilidad y dignidad.

LA UNICA BELLA DEL baile -como siempre fue calificada la política exterior mexicana- ha sido mancillada por el gobierno del "cambio", y ahora se le ve en pleno taloneo en las afueras del 1600 de la Pennsylvania avenue de la ciudad de Washington, porque ni siquiera la dejan chambear a gusto en el interior de la Casa Blanca. Ayer, de hecho, el Departamento de Estado pintó su raya: "es un asunto entre los gobiernos de México y Venezuela, y no es algo en el que tengan que involucrar a "Estados Unidos".

DESDE SU PRETENDIDA intervención para "solucionar" el conflicto entre las dos Coreas -al inicio de su mandato-, hasta el más reciente -que no último, lamentablemente- con Venezuela (sin olvidar Cuba, Argentina, la Organización de Estados Americanos, etcétera, etcétera, etcétera), todos los pleitos, todos los enfrentamientos, todos los desaguisados han sido provocados por el actual inquilino de Los Pinos, y en el exceso es él quien pide explicaciones y disculpas.

FALTA POCO MAS de un año para que regrese a cosechar brócoli, de donde nunca debió haber salido, por lo que habrá que esperar más movimientos rupestres de Fox y su gobierno del "cambio". Por ello, el Senado tendrá que tomar en serio el asunto para amortiguar las sandeces del guanajuatense y evitar, en la medida de lo posible, mayores efectos negativos para la política exterior mexicana. En vía de mientras, Luis Ernesto Derbez tendría que irse.

YA EN ASUNTOS MAS terrenales, la Cámara de Diputados parece que cumplirá el plazo legal para aprobar el presupuesto de egresos correspondiente a 2006. Como era de esperarse, modificó el proyecto originalmente enviado a San Lázaro por el inquilino de Los Pinos, dotándole de mayores recursos.

ANOCHE SEGUIA LA discusión, pero entre los lineamientos marcados los diputados prevén aprobar una serie de recortes en distintas instituciones para que esos mismos dineros se destinen a sectores socialmente productivos. Por ejemplo, distintos organismos de los sectores judicial, electoral, de los derechos humanos y del propio Legislativo obtendrán cantidades presupuestales menores en comparación con 2005.

EL CONSEJO DE LA Judicatura contaría con alrededor de 5 mil millones de pesos menos que el año pasado, al Instituto Federal Electoral se le recortarían cerca de mil millones, a la Comisión Nacional de Derechos Humanos 120 millones por debajo, a la Cámara de Diputados 160 millones de pesos y al Senado de la República 740 millones.

EL ACUERDO SE alcanzó de la mano de priístas y panistas, porque la fracción parlamentaria del Partido de la Revolución Democrática dejó en claro que su voto en comisiones fue en contra del proyecto, al tiempo que subrayó que esa misma sería su decisión en el pleno de San Lázaro. De hecho, el líder de la fracción consideró que tal como lo proponen los prianistas, el presupuesto de egresos de la Federación para 2006 es "restrictivo, recesivo e injusto, pues reduce recursos a sectores fundamentales, como el educativo, seguridad social, inversión pública e industria energética; es abusivo, pues de manera inexplicable la bancada del PRI se alió con el PAN para autorizar al gobierno federal mayores gastos administrativos. Tan sólo el gasto de la Presidencia de la República se incrementará 7 por ciento, cuando existen urgencias sociales que no pueden hacerse a un lado".

ENTRE OTROS ELEMENTOS, la propuesta establece un presupuesto para 2006 por un billón 973 mil 500 millones de pesos, un monto de endeudamiento al Ejecutivo federal por 222 mil millones de pesos. y un precio petrolero de exportación de 36.5 dólares.

SI AL PRESIDENTE FOX no se le ocurre impugnar la decisión del Legislativo y de nueva cuenta recorrer el camino de la controversia constitucional, hoy mismo habrá presupuesto para 2006. Pero como es muy ocurrente, quién sabe.

Las rebanadas del pastel:

"DIALOGO ENTRE UN padre y su cachorro" (cortesía de Francisco A. Servín de Alba, fsda@att.net.mx):

-PAPA, ¿CUANDO OFENDEN al Presidente, me ofenden a mí?

-SI, HIJO, PORQUE se supone que él nos representa a todos.

-ENTONCES, CUANDO DICE "aquí estamos puros empresarios", ¿significa que nosotros también somos empresarios?

-MMMHH, NO exactamente.

-ENTONCES, CUANDO BAJA el precio del petróleo y los demás lo suben, ¿está viendo por nuestros intereses?

-BUEEENO, MAS O menos.

-ENTONCES, CUANDO prefiere pagar a los banqueros que dar dinero a los damnificados por los huracanes, ¿también me representa a mí?

-¡GULP! PUES, SI. ¿Por qué tantas preguntas, hijo?

-PORQUE NO ENTENDIA, papá.

-Y AHORA, ¿YA entiendes bien?

-SI, PAPI. Soy bien ojete.

cfvmx@yahoo.com.mx

 
Compartir la nota:

Puede compartir la nota con otros lectores usando los servicios de del.icio.us, Fresqui y menéame, o puede conocer si existe algún blog que esté haciendo referencia a la misma a través de Technorati.