Usted está aquí: Inicio Opinión Carta abierta a Calderón (Espino) y de paso a Madrazo

René Drucker Colín

Carta abierta a Calderón (Espino) y de paso a Madrazo

No sé si alguno de ustedes alguna vez haya escuchado la célebre frase que dice que "cuando faltan las ideas, sobran las palabras"; aunque, a decir verdad, la frase que los ilustra mejor sería una modificación que diría: "como les faltan ideas, les sobran mentiras".

Con todo respeto pregunto: ¿realmente las ganas de ganar las elecciones no les permiten, aunque sea un poco, pensar con claridad acerca de la imagen que proyectan? Les pregunto sinceramente: ¿piensan que hay que hacer lo que sea para llegar a la silla presidencial? ¿Usted cree, señor Calderón, que teniendo como promotor de su partido y de su persona a un minusválido mental, como Espino, va a lograr aumentar la simpatía del pueblo mexicano?

¿Usted cree, señor Calderón, que promover una campaña sin ideas, sin carisma, pero, eso sí, plena de descalificaciones hacia el contrincante que va y seguirá estando en primer lugar de las preferencias electorales, le permitirá tener la imagen de un jefe de Estado confiable, con capacidad de conducir al país hacia un mejor futuro?

¿Usted cree, señor Calderón, que para llegar hay que mentir, que para llegar hay que golpear a los que tienen ideas y preferencias diferentes a las suyas? En pocas palabras, ¿usted cree que para llegar hay que ser transa?

Ojalá y no llegue usted a dirigir este país, pues desde hace mucho esto de la transa es lo que nos ha llevado a tener un país donde la corrupción es forma de vida. Señor Calderón, ¿no será que su mediocridad no le permite ser un líder con dignidad, inteligencia, pero, sobre todo, con ideas?

Señor Calderón: quizás le convendría rodearse de mejores elementos, aquellos que sí le pueden dar argumentos de calidad, de interés y que brinden futuro a los mexicanos. Quizás sea difícil, pues dentro de su partido y sus simpatizantes no se ve más que gente con poco talento y, más que nada, bravucones que no saben responder a la altura intelectual que se merece este país y sus ciudadanos, a quienes nos gustaría escuchar, ¿qué nos esperaría si fuera usted Presidente? Quizás, señor Calderón, esto vaya más allá de sus capacidades; por eso no lo veo con la madurez e inteligencia necesarias para promover un buen futuro para México.

Y de paso, señor Madrazo, creo que usted tampoco está a la altura, pues lo único que parece manejar bien es la imagen de un niño bravucón de primaria, que siempre parece decir: "te espero a la salida". Ahora dio un cambio y quiere ser ampáyer. Esto tampoco es imagen presidencial. No sé, señor Madrazo, a quién quiere usted impresionar, pero creo que nadie ha quedado muy prendido de su imagen como posible presidente, pues las preferencias electorales lo colocan siempre en tercer lugar y no sólo no sube, sino que creo que no subirá.

Les escribo esta carta con todo respeto para recomendarles un cambio de estrategia o, como dice un refrán, "el cisne muere por cantar bien una sola vez". Ojalá y lo logren. Pero, en fin, aquellos que consideramos que López Obrador es el mejor candidato, y que ganará las elecciones, estamos de alguna manera contentos de que sigan el camino de las mentiras, pues al fin que los ciudadanos que van a votar el 2 de julio ya no sólo no se las creen, sino que cada vez se darán más cuenta de que carecen ustedes de calidad moral.

 
Compartir la nota:

Puede compartir la nota con otros lectores usando los servicios de del.icio.us, Fresqui y menéame, o puede conocer si existe algún blog que esté haciendo referencia a la misma a través de Technorati.