Usted está aquí: Inicio Mundo Emboscadas de las FARC en Nariño y Chocó dejan nueve policías muertos

Indagan el caso de los 9 agentes antinarcóticos abatidos por el ejército colombiano

Emboscadas de las FARC en Nariño y Chocó dejan nueve policías muertos

Preocupa la ola de violencia a unos días de los comicios presidenciales en el país

JORGE ENRIQUE BOTERO CORRESPONSAL

Ampliar la imagen Funeral de un policía antinarcóticos, ayer en Bogotá, abatido hace unos días en un incidente aún no esclarecido que involucra a soldados del ejército colombiano Foto: Reuters

Santafe de Bogotá, 24 de mayo. A escasos cuatro días de los comicios presidenciales, los colombianos hicieron hoy una alto obligado en el camino electoral y concentraron su atención en los numerosos y graves episodios violentos ocurridos en las últimas horas, con saldo de casi 20 policías muertos y decenas de heridos.

El asesinato de nueve agentes de un comando élite de la policía antinarcóticos a manos del ejército, provocó una verdadera conmoción nacional y generó todo tipo de reacciones, entre ellas las del vicepresidente Francisco Santos, quien insinuó que la acción de los militares no habría sido el resultado de un error. Según Santos, el hecho de que los policías hubieran sido atacados a la luz del día, en un terreno no selvático, indica que se actuó con premeditación. El alto funcionario también consideró altamente sospechoso que no hubiera un solo sobreviviente. "No podemos quedarnos con la duda de qué paso y las sanciones deben llegar a los niveles mas altos", advirtió el vicepresidente.

Según el director nacional de la policía, Jorge Daniel Castro, la patrulla policial se disponía a realizar una operación contra el narcotráfico cuando, intempestivamente, recibió abundante fuego de fusil y granadas. "Eran los mas curtidos, los mejores entre los mejores en la lucha contra los narcos", se lamentó Castro en declaraciones a los medios de comunicación.

A su lado, el comandante del ejército, general Mario Montoya, repetía una y otra vez que su hombres no estaban emboscados esperando el paso de la patrulla policial, como se insinuó en un comienzo.

Ante la gravedad de los hechos, comisiones de todos los organismos de control del Estado fueron enviadas a la región del departamento del Valle donde ocurrió la masacre. Según sus primeras pesquisas, la escena de los hechos fue manipulada. Medios de prensa informaron que los investigadores encontraron evidencias de que al menos uno de los muertos había recibido disparos a corta distancia. Hoy también se conocieron testimonios de pobladores del sector, quienes aseguraron que las víctimas pedían que cesara el fuego y se identificaron varias veces como policías.

Entre tanto, nueve policías más murieron y ocho resultaron heridos durante emboscadas tendidas por guerrilleros de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) en los departamentos de Nariño y Chocó.

Desde comienzos de la semana, el gobierno dispuso la militarización de todo el territorio nacional con la presencia en calles y carreteras de unos 220 mil hombres del ejército y la policía, con el fin de garantizar la normalidad de las elecciones.

El presidente Alvaro Uribe, quien aspira a la relección, encabeza las encuestas, seguido por el académico Carlos Gaviria a nombre de una coalición de fuerzas de izquierda. En las dos últimas semanas Gaviria ha dado un meteórico salto en los sondeos, lo que ha hecho calcular a analistas y expertos que posiblemente se produzca una segunda vuelta electoral.

 
Compartir la nota:

Puede compartir la nota con otros lectores usando los servicios de del.icio.us, Fresqui y menéame, o puede conocer si existe algún blog que esté haciendo referencia a la misma a través de Technorati.