Usted está aquí: Inicio Economía Doble función de Gil Díaz en gabinete e IP alarma a coodinadores partidistas

Información que proporcionó afectó finanzas públicas; citan caso de JE Roberts

Doble función de Gil Díaz en gabinete e IP alarma a coodinadores partidistas

Exigen código y marco legal rígido que impida atentar contra los intereses del país

CIRO PEREZ SILVA

A lo largo de su carrera como funcionario público, y destacadamente como secretario de Hacienda en el sexenio de Vicente Fox, Francisco Gil Díaz desempeñó además cargos en empresas privadas, siempre ligadas al sistema financiero, lo que les permitió allegarse no sólo de información privilegiada, sino de la oportuna intervención del funcionario en favor de los intereses de dichas empresas, advirtieron los coordinadores del PRD en San Lázaro, Javier González Garza, y de Convergencia, Alejandro Chanona.

El perredista aseveró que en el comunicado mediante el cual HSBC anuncia la contratación de Gil Díaz se señala que el integrante del gabinete foxista es actualmente miembro del consejo asesor de la empresa JE Roberts, Cos. Inc., relacionada con la compra de cartera vencida, "lo que hace sospechar que el ex funcionario público ocupaba ese puesto durante su gestión como secretario de Hacienda, lo que explicaría que esta empresa ­como según ella misma informó­ recibió en 1999 uno de los contratos de gerencia más grandes de activo concedidos por una entidad del gobierno, para recuperar 4 mil 800 millones de dólares en cartera vencida de Bancrecer SA".

González Garza añade que como consecuencia a esta gestión, en el año 2000 Gil Díaz fue nombrado secretario de Hacienda y Crédito Público. Entre sus responsabilidades, recordó, se encontraba el ser presidente de la Junta de Gobierno del Instituto de Protección al Ahorro (IPAB). "Así, el señor Gil Díaz se desempeñaba como presidente de la Junta de Gobierno del IPAB y a su vez presumiblemente se desempeñaría como Consejero Miembro de la Junta de Gobierno de la Empresa JE Roberts, Cos. Inc.", aseveró el coordinador de los perredistas.

Otra coincidencia que se debe señalar en este prolongado maridaje de funciones pública y privada que mantuvo Gil Díaz, es que de 1997 al 2000, Gil Díaz fue director de Avantel, de la cual Banamex posee 51 por ciento de sus acciones, institución a la que protegió durante su gestión como secretario de Hacienda, añadió el legislador.

En el mismo sentido, el coordinador de los legisladores de Convergencia, recordó que cuando Gil Díaz ocupó la subsecretaría de Hacienda, salió de la dirección de Avantel, "no nos extraña quiénes son sus empleadores, lo que extraña es que no haya un código y marco legal rígido que impida que un individuo con tanta información privilegiada, ahora trabaje para un banco británico-honkoniano que eventualmente en este país va a seguir comprando la banca y se van a seguir beneficiando".

Chanona Burguete consideró que el tema del ex secretario de Hacienda, es un asunto que rebasa el problema de la legalidad, ya que estuvo siempre en una posición privilegiada en la administración pública del país, y por tanto tuvo a su alcance información "probablemente de seguridad nacional".

Enfatizó que no debe permitirse que el gobierno de Felipe Calderón pretenda reducir el tema a un debate político y soslayar la posible responsabilidad penal del ex funcionario.

"Yo espero que (Felipe Calderón) reaccionen rápido y sigamos un esquema de colaboración para darle respuesta a la sociedad, lo demás es un intercambio, un juego en donde sería estéril pensar que aquí gana el mejor posicionamiento, lo único que espero es que haya respuestas claras de parte de él", agregó Chanona Burguete.

Apuntó que los legisladores deben revisar el marco jurídico y, en su caso, promover las modificaciones necesarias. "Tendremos que ser muy puntuales en cuanto a que personajes de ese calibre, que han tenido posiciones e información privilegiada, estén contratándose de manera inmediata con empresas de capital extranjero. Es un tema gravísimo, ética y políticamente hablando".

 
Compartir la nota:

Puede compartir la nota con otros lectores usando los servicios de del.icio.us, Fresqui y menéame, o puede conocer si existe algún blog que esté haciendo referencia a la misma a través de Technorati.