Usted está aquí: Inicio Sociedad y Justicia Deserción escolar muestra fracaso del sistema educativo: De la Fuente

Recomienda a la SEP atender insuficiente cobertura en bachillerato

Deserción escolar muestra fracaso del sistema educativo: De la Fuente

Vázquez Mota solicitó a la UNAM ayuda para fortalecer programas de orientación vocacional

El rector llama a no dar ni un paso atrás en materia de educación sexual para jóvenes

JOSE GALAN

Ampliar la imagen Josefina Vázquez Mota y Juan Ramón de la Fuente, durante la presentación de los libros para bachillerato Conocimientos Fundamentales, en la que ambos personajes participaron Foto: Carlos Ramos Mamahua

El rector de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), Juan Ramón de la Fuente, recomendó ayer a la Secretaría de Educación Pública (SEP) poner atención inmediata a la insuficiente cobertura en preparatoria y bachillerato; evitar las falsas dicotomías entre calidad y cantidad, y atender ambos aspectos; además de la deserción escolar que, añadió, muestra el "fracaso del sistema educativo", incluyendo la necesidad de que no se dé "un paso atrás" en materia de educación sexual porque, consideró, sería "literalmente suicida e irresponsable. El condón sigue siendo el mejor instrumento para prevenir las enfermedades de transmisión sexual".

Ante la titular de la SEP, Josefina Vázquez Mota, quien pidió a la universidad nacional ayuda para fortalecer los programas de orientación vocacional, De la Fuente expresó la disposición de la UNAM para trabajar con la SEP "de manera complementaria y coordinada" ante el problema de la educación media superior en el país, que consideró de dimensiones nacionales. "Asumimos nuestro compromiso en el ámbito de nuestras posibilidades", añadió durante la presentación de la colección de libros para el bachillerato universitario Conocimientos fundamentales, en la que participaron ambos personajes, y que se realizó en la Torre de Rectoría.

Se trata de textos de bachillerato sobre física, biología, química, matemáticas, geografía, filosofía y literatura producidos por la Universidad Nacional para sus escuelas preparatorias y colegios de Ciencias y Humanidades, y están acompañados por discos compactos con información adicional, como parte del programa universitario de fortalecimiento del bachillerato.

La importancia del bachillerato

Antes de que De la Fuente tomara la palabra, Josefina Vázquez Mota advirtió que sólo seis de cada 10 alumnos que ingresan al bachillerato terminan sus estudios, y es en ese nivel donde se registra la mayor deserción y donde los índices de rezago educativo del país reciben mayor impacto.

Esas cifras han tenido, "desafortunadamente", pocas variaciones en los diez años recientes, añadió la funcionaria, lapso en que la eficiencia terminal sólo pasó de 56 a 59 por ciento, y es en el nivel medio superior donde se presentan "nuestros mayores desafíos'', e informó que a la administración federal actual le corresponderá el mayor crecimiento de la demanda de ese nivel educativo "en toda la historia moderna del país, con prácticamente 10 millones de alumnos".

Para la funcionaria, un solo dato resume la importancia social del bachillerato: quien logre el grado de preparatoria o de bachillerato tiene una probabilidad tres veces mayor de romper el círculo de la pobreza que aquéllos que sólo terminaron la educación primaria. "Cuando perdemos un alumno en bachillerato, lo más seguro es que no lo podremos recuperar el resto de nuestra vida", sentenció.

Entre fracasos y enfermedades

Más adelante, el rector de la UNAM advirtió que, al ver a los estudiantes de bachillerato, se puede uno imaginar el México que habrá dentro de unos años si continúan en el sistema educativo y logran sus metas personales, "pero también podemos imaginarnos lo que podrá ocurrir en nuestro país si prevalece la cobertura insuficiente, la calidad heterogénea, la deserción creciente".

Fue aquí cuando consideró la necesidad de enfatizar que en México no se puede perder más tiempo, al sostener que "la gran misión del Estado mexicano es la educación". Recordó que la UNAM tiene poco más de 30 mil estudiantes en bachillerato con promedio de ocho o superior, "que no es sencillo", y que la demanda ha crecido con los años, algo que "nos halaga pero también nos preocupa, pues la UNAM recibe más de 140 mil solicitudes de ingreso a nivel medio superior cada año, pero sólo puede aceptar alrededor de 34 mil en sus 14 planteles''.

Para De la Fuente, eso refleja la insuficiente cobertura en ese nivel educativo, donde "no caben las parábolas retóricas: debemos trabajar ya, simultáneamente, en cobertura y calidad, porque ­preguntó­ ¿de qué nos sirve tener algunas escuelas de elite si no tenemos una amplia cobertura social?'' También reconoció que no tiene utilidad contar con una gran cobertura social si no hay mínimos de excelencia.

Además, De la Fuente consideró que no se deben perder de vista otros problemas de los estudiantes de bachillerato: la deserción, "que no sólo muestra el fracaso del sistema educativo, el cual se debe atender para tratar de minimizarlo"; el fracaso familiar, personal, del entorno, de un esfuerzo que se frustra, que no le permite al joven salir adelante.

Pero también las adicciones y las enfermedades de transmisión sexual constituyen un problema, "y nos parece fundamental que no se dé un solo paso atrás en materia de educación sexual para los jóvenes. Ha costado mucho avanzar en ello. Dar un paso atrás es literalmente suicida e irresponsable", enfatizó Juan Ramón de la Fuente.

El rector se comprometió a que la UNAM mantendrá esa educación y, "desde luego, seguiremos planteando, con fundamentos científicos, que el condón sigue siendo el mejor instrumento del que dispone el género humano para prevenir las enfermedades sexuales, algunas de ellas letales".

 
Compartir la nota:

Puede compartir la nota con otros lectores usando los servicios de del.icio.us, Fresqui y menéame, o puede conocer si existe algún blog que esté haciendo referencia a la misma a través de Technorati.