Usted está aquí: Inicio Capital Impide SEP la aplicación de programas locales en escuelas

El titular de Educación en el DF califica la medida de ridícula y absurda

Impide SEP la aplicación de programas locales en escuelas

Exige Axel Didriksson a Josefina Vázquez Mota permitir la labor de funcionarios

KARINA AVILES

Ampliar la imagen Axel Didriksson, secretario de Educación en el Distrito Federal Foto: Víctor Camacho

El secretario de Educación del Distrito Federal, Axel Didriksson, denunció que la Secretaría de Educación Pública (SEP) ordenó mediante oficios girados a los directores de los planteles del nivel básico impedir el acceso de las autoridades de la ciudad de México a las escuelas, por lo que no se han podido realizar los programas: "Ya no sólo el de Sendero Seguro sino tampoco las actividades extracurriculares".

El funcionario expresó que lo anterior es "ridículo y absurdo", y recordó a la dependencia federal que la acción del gobierno encabezado por Marcelo Ebrard es legítima porque fue "democráticamente votado y no tenemos por qué andar de clandestinos".

En ese tenor, exigió a la titular de la SEP, Josefina Vázquez Mota -quien no ha respondido a la solicitud de una entrevista que le pidió mediante una carta- que permita a las autoridades del Distrito Federal ingresar en los planteles escolares para el desarrollo de sus programas, ya que es un derecho que les corresponde.

Durante una entrevista con este diario, Didriksson apuntó que "mal sería" si la explicación de esta actitud por parte de la SEP obedeciera a las diferencias de los partidos de los gobiernos federal y local.

Aclaró que la Secretaría de Educación de la ciudad de México no pretende meterse en lo que por ley le corresponde a la SEP, en términos de planes y programas de estudios, evaluación, coordinación, contratación de maestros, porque conoce los límites de las funciones que tiene cada dependencia.

Sin embargo, añadió, la exigencia a la SEP es la de establecer acciones de coordinación y de colaboración para el beneficio de los estudiantes del Distrito Federal. Y advirtió que con o sin descentralización, la administración local puede "impactar el mejoramiento de la calidad de la enseñanza en prescolar, primaria y secundaria. ¡Nada más que nos dejen entrar en las escuelas!".

Reveló que de acuerdo con información de los propios delegados, se han enviado oficios a los directores de los planteles para que no se permita la entrada de las autoridades de las demarcaciones. Por ejemplo, en Iztapalapa, el delegado quiso entregar reproducciones del reglamento de la asociación de padres de familia en la apertura del horario de clases y el director le señaló que "por las instrucciones recibidas en un oficio no lo podía dejar pasar".

Así, no se ha permitido el desarrollo de proyectos como el de Sendero Seguro, que complementa la acción de seguridad del entorno de los planteles, a través de actividades extracurriculares, culturales, lúdicas, de recreación y deporte, con el concepto de que la institución escolar debe ser una instancia de inclusión social y de participación ciudadana.

Además, destacó, dicho programa no puede ser sólo en algunas zonas porque su cobertura debe ser total. El problema de la violencia y la drogadicción no puede mantenerse como un símil de los operativos realizados por el gobierno de Felipe Calderón, agregó.

No interesa al GDF una descentralización de facto

En cuanto al traslado de los servicios educativos de la administración federal a la local, manifestó que "no queremos una descentralización de facto, ni meramente administrativa ni una respuesta burocrática", sino un modelo integral y efectivo que signifique "empoderar a las escuelas".

Respecto al papel del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE) en este proceso, sostuvo que es necesario superar, en principio, el transitorio establecido en la Ley Federal de Educación, mediante el cual la descentralización de los servicios educativos en la capital del país debe contar con el aval de dicho sindicato.

El SNTE no debe ser un obstáculo para desarrollar una alternativa en la enseñanza, por lo que tendría que tomar conciencia de que no puede impedir una reforma, ya que tendría que ser coadyuvante de ésta. En materia de escolaridad, de gestión, de currícula, de evaluación debe participar, pero no ser el que decida, puntualizó.

Por otro lado, subrayó algunos de los programas principales que echará a andar la secretaría que encabeza, como el de la universalización de la educación media superior, mediante el que se buscará conformar el sistema metropolitano de este nivel, con la colaboración de todos los sistemas que conforman estos estudios.

También se implementará un modelo integral a corto plazo para acabar con el analfabetismo; esto, con base en las experiencias exitosas del convenio internacional Andrés Bello, en el que participan distintos países latinoamericanos.

Otros de los trabajos que se emprenderán son los programas de mantenimiento o reconstrucción de escuelas, para lo cual se creará un grupo de expertos que comenzarán por redefinir el concepto de mejora de la infraestructura, pero con un impacto en el aprendizaje. Lo mismo se hará con el programa de útiles escolares.

Didriksson destacó, además, el programa de la Ciudad Educadora y del Conocimiento, que busca convertir los espacios urbanos en sitios de aprendizaje. Por último, recalcó que insistirá en sostener un encuentro con Josefina Vázquez Mota ya que la educación debe ser un terreno de consensos.

 
Compartir la nota:

Puede compartir la nota con otros lectores usando los servicios de del.icio.us, Fresqui y menéame, o puede conocer si existe algún blog que esté haciendo referencia a la misma a través de Technorati.