Usted está aquí: Inicio Política "Justicia", clamor en movilizaciones conmemorativas del jueves de Corpus

Aclarar crímenes del pasado y liberar a todos los "presos políticos", exige la CNTE

"Justicia", clamor en movilizaciones conmemorativas del jueves de Corpus

Demandan a Elba Esther Gordillo informar sobre uso de fondos del sindicato magisterial

EMIR OLIVARES, VICTOR BALLINAS

Ampliar la imagen Integrantes del Comité 68 encabezaron una de las marchas por el 36 aniversario del halconazo Integrantes del Comité 68 encabezaron una de las marchas por el 36 aniversario del halconazo Foto: Víctor Camacho

Al cumplirse ayer 36 años de la matanza de estudiantes perpetrada el jueves de Corpus por el grupo paramilitar los halcones, organizaciones sociales, encabezadas por el Comité 68, recordaron que las víctimas de ése y otros crímenes del pasado aún esperan justicia.

"Los juicios siguen. No olvidamos. La lucha sigue", aunque para las autoridades mexicanas el caso está concluido, dijeron.

"Nosotros no lo consideramos cerrado, abrimos las puertas y presentamos en la Suprema Corte de Justicia de la Nación un juicio, y también recurrimos a instancias internacionales como la Comisión Interamericana de Derechos Humanas. Insistimos en que el 10 de junio se tiene que volver a abrir", aseveró Raúl Alvarez Garín, integrante del Comité 68.

Añadió que los juicios penales por ese y otros casos "están en curso, en distinto grado de evolución, tan es así que el ex presidente Luis Echeverría -acusado de genocidio- se encuentra en prisión domiciliaria y está corriendo su proceso".

Para conmemorar la matanza de estudiantes del 10 de junio de 1971, cometida en la zona de San Cosme, se realizaron dos movilizaciones. En la primera participó el Comité 68 al lado de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE), la Asamblea Popular de los Pueblos de Oaxaca (APPO) y otras agrupaciones, que partieron del casco de Santo Tomás para confluir en el Zócalo.

La segunda movilización, menos concurrida, partió del mismo lugar con rumbo al mismo destino, y en ella participaron, además de otro contingente del Comité 68, pobladores de San Salvador Atenco.

Esta última marcha se retrasó alrededor de una hora porque el Frente de Pueblos en Defensa de la Tierra "fue cercado por la policía en Atenco", denunció uno de los integrantes de esa organización ante Alvarez Garín.

La CNTE encabezó la primera manifestación y anunció que durante las pláticas oficiales que darán inicio el próximo martes con la Secretaría de Gobernación para discutir la Ley del ISSSTE, pondrán sobre la mesa otras dos demandas: la liberación "inmediata e incondicional" de todos "presos políticos" del país, así como la solución de los crímenes del pasado.

Antes de la marcha, en conferencia de prensa, Artemio Ortiz Hurtado, de la sección 18 de Michoacán del sindicato magisterial e integrante de la dirección de la CNTE, manifestó que pese al inicio del diálogo con Gobernación, el plan de acción del Consejo Nacional de Huelga no se modificará.

Aseguró que ni la sede del Senado ni la de la Secretaría de Hacienda serán bloqueadas mientras duren las pláticas. Anunció una "megamarcha" para el 18 de este mes, además del inicio de la huelga nacional a finales de agosto próximo.

Durante la conferencia de prensa de la CNTE se informó que ante la revelación de que Elba Esther Gordillo ha acaparado más de 104 mil millones de pesos a partir de que ascendió a la dirección del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación, hace 18 años, exigirán aclarar el manejo de los recursos del gremio, y en caso de que no se haga, la profesora será denunciada ante la justicia federal.

Ya en la marcha, Ortiz Hurtado llamó a "todas las resistencias del país" a formar un solo frente de lucha para buscar la libertad de los "presos políticos", la derogación de la Ley del ISSSTE y que el próximo primero de septiembre, en el contexto del primer Informe del presidente Felipe Calderón y durante el inicio del periodo ordinario de sesiones del Congreso de la Unión, "demos la bienvenida" tanto a legisladores como al mandatario "por haber aprobado esta ley".

Al finalizar el mitin de la primera marcha, Alvarez Garín, junto con representantes de la APPO, inauguró una exposición fotográfica montada por el Comité 68 en el Zócalo capitalino, en la que se hace un recuento de lo acontecido en 10 de junio de 1971.

La exhibición comienza con la imagen titulada El genocida mayor, en la que en tres momentos Echeverría es el protagonista: primero como presidente en 1970, después durante su comparecencia ante la Fiscalía Especial para Movimientos Sociales y Políticos del Pasado, el 2 de julio de 2002, "imagen que es un hito en la historia de México porque por primera vez un ex mandatario es llevado a comparecer y enfrenta a una multitud", aseguró Alvarez Garín. La tercera fotografía muestra al ex jefe del Ejecutivo preso en su domicilio.

Otra imagen exhibe a Echeverría acompañado por un grupo de estudiantes, cuando "él interpretó lo que estaba ocurriendo y les dijo: 'me quieren calar'", explicó el líder del Comité 68.

En otras fotografías se muestra cómo durante el halconazo "fueron cercados los estudiantes por policías", y en otras más se da cuenta de que Echeverría "llamó emisarios del pasado al ex regente capitalino, Alfonso Martínez Domínguez, y al entonces jefe de la policía capitalina, Rogelio Flores Curiel", al responsabilizarlos de la masacre.

En otra secuencia de imágenes Martínez Domínguez responde a Echeverría: "El Estado Mayor Presidencial fue responsable de la masacre. A mí me ordenaron entregar el mando de las policías de la ciudad cuatro días antes".

Terminaba la primera visita guiada a esta exposición fotográfica cuando ingresó por la calle de Madero hacia la Plaza de la Constitución la segunda marcha, encabezada por los pobladores de Atenco, quienes portaban su símbolo: el machete.

Esta segunda movilización, a diferencia de la de la CNTE, llegó hasta la puerta de Palacio Nacional para exigir, además de justicia por los crímenes del pasado, la libertad de los "presos políticos" del país.

Posteriormente, en lo que se reconoció como una "descoordinación", se tuvo que parchar el clásico listón rojo para volver a inaugurar, en menos de una hora, la misma exposición, sólo que ya con Trinidad Ramírez de Del Valle como madrina de honor.

 
Compartir la nota:

Puede compartir la nota con otros lectores usando los servicios de del.icio.us, Fresqui y menéame, o puede conocer si existe algún blog que esté haciendo referencia a la misma a través de Technorati.