Usted está aquí: Inicio Política ONUDD: se ha logrado frenar el repunte en el consumo y producción de drogas

La oferta y demanda se mantienen estables, pero no hay que bajar la guardia, señala

ONUDD: se ha logrado frenar el repunte en el consumo y producción de drogas

DE LA REDACCION

El problema mundial de las drogas se está logrando frenar. Por primera vez en varios decenios, las estadísticas no reflejan un aumento de la producción y el consumo mundiales de mariguana, según el Informe mundial sobre las drogas 2007 de la Oficina de Naciones Unidas contra la Droga y el Delito (ONUDD).

Aunque señala que cada vez hay más indicios de que la oferta y la demanda de drogas se mantienen en general estables y se procura más resueltamente reducir el daño que causan, también advierte que la situación podría volver a deteriorarse con facilidad.

"No podemos quitar el dedo del renglón. Siguen siendo decisivas la prevención del consumo de drogas y una atención de salud eficaz", señaló Antonio María de Costa, director ejecutivo de la ONUDD, al presentar en Ginebra, Suiza, el informe elaborado junto con autoridades nacionales.

El documento indica que los mercados mundiales de drogas ilícitas permanecieron bastante estables en el bienio 2005-2006. En el caso de casi todas las drogas -cocaína, heroína, mariguan y anfetaminas- hay signos de estabilidad general, en los aspectos tanto de producción como de tráfico y consumo, además de que "sigue a la baja" el cultivo de coca en la región de los Andes y "se ha estabilizado" el consumo mundial de cocaína, pese a que la reducción en Estados Unidos se ve contrarrestada por aumentos alarmantes en Europa.

A escala mundial, las actividades coordinadas de combate al tráfico y consumo de drogas han hecho aumentar el volumen de las incautaciones. En la actualidad se intercepta más de 45 por ciento de la cocaína producida en el mundo -en comparación con 24 por ciento en 1999-, y más de 25 por ciento de la heroína -frente al 15 por ciento en 1999.

Esto ha provocado, según el reporte 2007, que los traficantes busquen nuevas rutas. Por ejemplo, Africa sufre ahora la ofensiva de los traficantes de cocaína de Occidente (Colombia) y los traficantes de heroína del Este (Afganistán). "Hay que conjurar rápido esta amenaza, para eliminar la delincuencia organizada, el lavado de dinero y la corrupción, y prevenir la propagación del consumo de drogas, que podría ser catastrófica en un continente ya afectado por muchas otras tragedias", indicó Costa en la presentación.

Al parecer la excepción se da en Afganistán, donde la producción de opio aumentó espectacularmente en 2006, contrarrestando los notables éxitos logrados en la eliminación de otras fuentes de ese estupefaciente, especialmente en Asia sudoriental.

En ese país se considera que el opio es un problema de seguridad más que de drogas.

El informe de la ONUDD considera que para reducir en forma duradera el problema de las drogas debe haber más acciones preventivas y adoptarse diversas iniciativas para combatir en su origen el consumo.

 
Compartir la nota:

Puede compartir la nota con otros lectores usando los servicios de del.icio.us, Fresqui y menéame, o puede conocer si existe algún blog que esté haciendo referencia a la misma a través de Technorati.