Usted está aquí: Inicio Política Zhenli Ye Gon exige a la SIEDO que le devuelva documentos incautados

Afirma que con ellos podrá demostrar la legalidad del dinero decomisado

Zhenli Ye Gon exige a la SIEDO que le devuelva documentos incautados

También pide que sus empresas queden bajo custodia de su abogado Rogelio de la Garza

ALFREDO MENDEZ

Zhenli Ye Gon, el empresario mexicano de origen chino señalado como presunto líder de una banda internacional de distribuidores de precursores químicos para elaborar drogas, solicitó ayer a la Subprocuraduría de Investigación Especializada en Delincuencia Organizada (SIEDO) de la Procuraduría General de la República (PGR) que le devuelvan todos los documentos que le fueron incautados en marzo pasado (unos escritos en inglés y otros en su idioma de origen), cuando fue cateado su domicilio de las Lomas de Chapultepec y se encontraron más de 205 millones de dólares, ya que con ellos puede demostrar a las autoridades mexicanas la licitud del dinero.

También pidió a la autoridad ministerial que le aclare en qué "situación jurídica" se encuentran sus empresas, que permanecen cerradas y custodiadas por la Agencia Federal de Investigación (AFI).

Mediante dos cartas que entregó a la SIEDO, Ye Gon refiere que al permanecer cerradas cuatro de sus compañías, varias personas perdieron sus fuentes de empleo y sus familias quedaron desprotegidas, por lo que se amparó en las leyes penales mexicanas que prevén la figura de un depositario que se haga cargo de las mismas ante la ausencia del dueño.

"Solicito se ponga en posesión de mis empresas en carácter de depositario a mi abogado, Rogelio de la Garza", refiere una de las misivas.

Agrega que "hasta la fecha desconozco la situación jurídica que guardan las empresas y los inmuebles de mi propiedad (Unimed Pharm Chem México, Unimed Pharm SA de CV, Unimed Nutrition y Constructora Inmobiliaria), que se encuentran cerrados y suspensos en sus actividades, no obstante que a la fecha no se ha probado que desarrollaran alguna actividad ilícita".

En otra de las misivas asegura que los más de 205 millones de dólares, así como el numerario decomisado en euros, cheques de viajero y moneda nacional mexicana son de su propiedad.

Asimismo, señala que "con las pruebas contenidas en el texto de la averiguación observadas en las diversas diligencias ministeriales del 17 de marzo del año en curso, por las que se da fe en diversa documentación, en dichas actuaciones ministeriales aparecen detallados documentos con los que puedo acreditar el origen lícito del numerario de mi propiedad.

"Por lo que desde este momento, a efecto de ejercer correctamente mis derechos, solicito me sea devuelta la documentación, misma que se encuentra habilitada en idioma inglés y en mi lengua materna, que es el chino, sin que se le haya dado la intervención que corresponde a los ministros traductores", puntualiza.

En tanto, el defensor de Zhenli Ye Gon en México, Rogelio de la Garza, refirió que las cartas "se enviaron para que quede constancia de que en el término de 90 días que nos dieron para reclamar ante la PGR de quién era el dinero, no quede sin reclamantes; así no nos van a decir que el dinero y las propiedades aseguradas causaron abandono a favor del gobierno federal".

Agregó que la determinación de su cliente de poner bajo su custodia las empresas aseguradas que se ubican en Toluca y el Distrito Federal, "es con el propósito de que no cierren las fuentes de trabajo"

En otro orden, Ernesto Enríquez Rubio, secretario de administración del PRI nacional -quien fue señalado como uno de los involucrados en la autorización de importaciones de seudoefedrina-, envió una carta al procurador general de la República, Eduardo Medina Mora, para manifestarle su disposición de comparecer cuando así lo requiera la autoridad.

Enríquez Rubio, ex funcionario de la Secretaría de Salud, dijo que el proceso para autorizar la importación en referencia o cualquier otro precursor químico está debidamente reglamentado y la autoridad sanitaria verifica volúmenes anteriores de producción, así como los clientes a los que se va a ofrecer el producto procesado.

Con información de Fabiola Martínez

 
Compartir la nota:

Puede compartir la nota con otros lectores usando los servicios de del.icio.us, Fresqui y menéame, o puede conocer si existe algún blog que esté haciendo referencia a la misma a través de Technorati.