Usted está aquí: Inicio Gastronomía Comer carne roja ayuda a reducir el colesterol

Publican polémico estudio en Argentina

Comer carne roja ayuda a reducir el colesterol

Los resultados contravienen viejas creencias médicas

REUTERS

Ampliar la imagen Un inspector del Centro de Servicios Nacionales Veterinarios de Cuarentena, verifica una columna vertebral que formó parte de una remesa de carne de res de Estados Unidos en Ayang, a 23 kilómetros de Seúl, Corea del Sur. Este país bloqueó todos los envíos de carne de res de Estados Unidos después de que algunas piezas contaminadas fueron encontradas en un embarque. La actitud del gobierno coreano podría lesionar el pacto de libre comercio que existe entre ambos países Un inspector del Centro de Servicios Nacionales Veterinarios de Cuarentena, verifica una columna vertebral que formó parte de una remesa de carne de res de Estados Unidos en Ayang, a 23 kilómetros de Seúl, Corea del Sur. Este país bloqueó todos los envíos de carne de res de Estados Unidos después de que algunas piezas contaminadas fueron encontradas en un embarque. La actitud del gobierno coreano podría lesionar el pacto de libre comercio que existe entre ambos países Foto: Reuters

Buenos Aires, 22 de agosto. Los argentinos, campeones mundiales en el consumo per cápita de carne vacuna, ahora pueden entregarse a su plato más tradicional sin temor a que se les dispare el colesterol, indicó un estudio local que desafía una creencia médica ampliamente aceptada.

El prestigioso Instituto Cardiovascular de Buenos Aires publicó el trabajo, que establece que la ingestión diaria de carne vacuna reduce "significativamente los valores de glucemia basal en ayunas, del colesterol total y del LDL (colesterol malo) tanto en hombres como en mujeres".

Los participantes en el ensayo recibieron una dieta de 56 comidas mensuales, 27 de ellas con carne vacuna, que replica los 65 kilogramos anuales por habitante, que es el consumo medio de la población argentina, con mucho el mayor del mundo, según datos oficiales.

Estados Unidos, con 43.2 kilos y Uruguay, con 40.6 kilos marchan detrás.

El objetivo del ensayo fue analizar los efectos de la ingestión de carnes elaboradas mediante distintos sistemas de producción: pastoril, con granos y mixto. Y no se registraron resultados dispares en los tres planes de alimentación.

La investigación, que intenta derrumbar una recomendación médica ampliamente aceptada entre la población urbana, tiene particular interés en un país cuya dieta está masivamente basada en la carne vacuna, según señaló en un comunicado Jorge Belardi, director de cardiología clínica.

Argentina cuenta con alrededor de 50 millones de cabezas de ganado bovino y su población humana ronda los 40 millones.

"Un plan de alimentación equilibrado con un valor calórico adecuado a su actividad, que incluye 27 veces carne (...) no sólo no produce alteraciones metabólicas significativas, sino que por el contrario parece asociarse a parámetros metabólicos beneficiosos como el descenso de la glucemia, del colesterol total y del colesterol LDL", señaló el estudio.

El LDL deposita grasa en las arterias y puede obstruir el paso de la sangre y desencadenar una crisis cardiovascular, que es la principal causa de muerte en Occidente.

El estudio fue realizado entre febrero y diciembre del año pasado con 48 participantes mayores de 21 años, presuntamente sanos y con un grado de colesterol inferior a los 240 miligramos por decilitro, umbral por encima del cual se ubican los pacientes en alto riesgo.

Los resultados fueron presentados en el Congreso Argentino de Cardiología y serán enviados a publicaciones internacionales especializadas, como The Lancet y Annals of Internal Medicine.

 
Compartir la nota:

Puede compartir la nota con otros lectores usando los servicios de del.icio.us, Fresqui y menéame, o puede conocer si existe algún blog que esté haciendo referencia a la misma a través de Technorati.