Usted está aquí: Inicio Economía Demanda judicial, estrategia de bancos para recuperar créditos

■ Sugiere directivo de la ABM a deudores cambiar estilo de vida y ordenar sus finanzas

Demanda judicial, estrategia de bancos para recuperar créditos

■ Medida especialmente contra morosos que no hacen nada para saldar sus préstamos, asevera

■ Las instituciones ofrecen a los usuarios diferentes planes para que puedan liquidar pasivos

Roberto González Amador

Ampliar la imagen Jorge Alfaro Lara, director general adjunto de Banca de Consumo de Santander, en entrevista con La Jornada Jorge Alfaro Lara, director general adjunto de Banca de Consumo de Santander, en entrevista con La Jornada Foto: Carlos Cisneros

La banca comercial llevó su estrategia de recuperación de préstamos vencidos en tarjetas de crédito a la presentación de demandas judiciales que pueden concluir con el embargo de los bienes de un cliente moroso. “Especialmente lo hacemos con los deudores que no hacen nada para solucionar su problema”, declaró Jorge Alfaro Lara, presidente de la comisión de medios de pago de la Asociación de Bancos de México (ABM).

Junto al caso extremo de la cobranza por medios judiciales, la banca privada abrió una gama de opciones de pago para los deudores de tarjeta de crédito. “Tenemos que ayudar a los deudores a salir del problema”, agregó en una entrevista con La Jornada.

Recurrir a las demandas judiciales contra los deudores es una alternativa que la banca reactivó en el último año, indicó Alfaro, también director general adjunto de banca de consumo de Santander, el tercer banco más importante de México.

“Sin duda nosotros sí recurrimos a aspectos judiciales, no en todos los casos. Sí ha crecido el número y especialmente lo hacemos con quien no hace nada por solucionar el problema. No me gustaría dar el número de casos, pero sí es bastante. Lo hemos reactivado en el último año y cada vez vamos incrementándolo, porque como es tan masivo hay que hacer una especie de fábrica de demandas”, reveló.

Embargo de bienes, culminación de los procesos mercantiles

Un juicio contra un deudor de tarjetas de crédito, por tratarse de un proceso ejecutivo mercantil, no puede terminar con pena de cárcel para el moroso. “La cobranza judicial puede llegar al embargo de bienes”, dijo.

La cartera de crédito vencida de la banca comercial fue, en junio pasado –el dato oficial más reciente disponible– de 51 mil 363 millones de pesos. Seis de cada 10 pesos de préstamos vencidos corresponden a préstamos para consumo. “La cartera vencida es lo suficientemente alta como para haber tomado medidas restrictivas”, comentó Alfaro Lara. “No nos sentimos tranquilos con el nivel en que está y por eso restringimos el crédito; queremos que baje”.

Para contener la morosidad, aseguró, la banca cuenta ya con esquemas de apoyo a deudores, diseñados para atender la necesidad específica de cada usuario de plásticos. Explicó que hay programas para clientes que no están todavía en cartera vencida, que están pagando regularmente pero que, según la información que el banco tiene de cada deudor, puede comenzar a tener problemas de liquidez.

“Un deudor de tarjeta de crédito debe sentarse a ver cuánto debe, hacer un presupuesto con sus ingresos y si no alcanza comenzar a hacer ajustes en algunos gastos personales, cambiar un poco el estilo de vida para tener más holgura”, plantea. “Si eso no es suficiente porque los adeudos rebasan su capacidad de pago, yo sugiero que se acerque a su banco y trataremos de diseñar un plan específico de pago de acuerdo con su situación financiera”. De lo que no hay duda es que “sí hay algunas decisiones dolorosas que tomar: si tiene dos coches, vender uno; si iba a los restaurantes cada semana, ahora ya no. “Son decisiones de ordenamiento financiero”.

–¿Cuando una persona acude al banco y logra un acuerdo de restructura se afecta su historial de crédito?

–Sí, mientras está en ese programa especial. En ese tiempo no puede usar su tarjeta. La sana práctica indica que si alguien entró en un problema y restructuró no se le debería dar más crédito mientras no salga. En el Buró de Crédito queda el registro de que está en un plan de restructura. Sí tiene repercusiones, pero son temporales.

–¿Qué tipo de planes de restructura ofrecen?

–Hemos ido hasta plazos de 60 meses. Lo que intentamos es que sea el periodo más corto posible, que tampoco sea una hipoteca de por vida. Preferimos plazos de 18 a 22 meses.

–¿En una restructura la tasa de interés es la misma?

–Es menor, porque de lo que se trata es de adecuarnos al flujo de efectivo del cliente. Es menor y congelada en el tiempo pactado para la restructura.

El directivo bancario aseguró que existen varios factores que explican el crecimiento de la cartera vencida. Uno es que en los últimos años la banca dio crédito a personas sin historial en el manejo de estos instrumentos. Otra razón que a su juicio contribuye al repunte son los imprevistos familiares, como una enfermedad o un divorcio, que causan distorsiones en la economía familiar. Una más es que la persona pierde el empleo y no ajusta de inmediato su tren de vida. “En México no hemos visto mucho crecimiento de la cartera vencida por el desempleo, más bien por las otras razones”, dijo.

 
Compartir la nota:

Puede compartir la nota con otros lectores usando los servicios de del.icio.us, Fresqui y menéame, o puede conocer si existe algún blog que esté haciendo referencia a la misma a través de Technorati.