Usted está aquí: Inicio Política Díaz Ordaz engañó a la CIA: Doyle

Díaz Ordaz engañó a la CIA: Doyle

Alfredo Méndez

Ampliar la imagen Imagen de Gustavo Díaz Ordaz, frente a Bellas Artes Imagen de Gustavo Díaz Ordaz, frente a Bellas Artes Foto: José Carlo González

Meses después de la matanza del 2 de octubre de 1968 en Tlatelolco, los servicios de inteligencia de Estados Unidos descubrieron que fueron engañados por el gobierno de Gustavo Díaz Ordaz, al detectar que nunca hubo vinculación “entre la revuelta estudiantil y el comunismo internacional”, aseguró en entrevista con La Jornada Kate Doyle, jefa analista de política externa para América Latina del Archivo Nacional de Seguridad estadunidense.

“La información de Estados Unidos nos permitió saber que la Agencia Central de Inteligencia (CIA, por sus siglas en inglés) estuvo vinculada hace 40 años con las autoridades de México, y que Díaz Ordaz jugó un papel de informante para ese organismo. Meses después del 2 de octubre se pudo ver un cambio en el análisis de los órganos de inteligencia (estadunidenses), tras darse cuenta que no fue cierta la información que dio México sobre los orígenes del movimiento estudiantil”, reveló.

Doyle, también directora del Proyecto México, coordinó en 2005 la elaboración de un reporte que sirvió de base para redactar el informe final de la Fiscalía Especial para Movimientos Sociales y Políticos del Pasado (Femospp), que encabezó Ignacio Carrillo Prieto.

Doyle documentó que militares y fuerzas de seguridad asesinaron a cientos de ciudadanos durante el periodo de la guerra sucia mexicana –entre las décadas de 1960 y 1980–, como parte de una acción represiva del Estado.

Lo extraño de todo esto, destacó la académica, es que el gobierno de Vicente Fox ordenó abrir los archivos sobre el pasado reciente de México, y cuando Carrillo Prieto tuvo la información, la Femospp “ocultó los datos más importantes, mientras el Ejército Mexicano se ha opuesto a desclasificar sus informes sobre esos hechos para proteger su imagen”.

 
Compartir la nota:

Puede compartir la nota con otros lectores usando los servicios de del.icio.us, Fresqui y menéame, o puede conocer si existe algún blog que esté haciendo referencia a la misma a través de Technorati.