Usted está aquí: Inicio Política Acuerdan sindicato e IMSS aumento salarial de 6.5%

■ Se evita la huelga con 4% directo al sueldo y 2.5 en prestaciones

Acuerdan sindicato e IMSS aumento salarial de 6.5%

■ Déficit en la contratación de 30 mil trabajadores este año

Patricia Muñoz y Carolina Gómez M. (Enviada y reportera)

Cancún, QR, 10 de octubre. Cinco días antes de que venciera su emplazamiento a huelga, el Sindicato Nacional de Trabajadores del Seguro Social acordó con el instituto un incremento salarial global de 6.5 por ciento para más de 400 mil empleados, 150 mil jubilados y 4 mil contratados en el nuevo régimen.

En el contexto de la 57 asamblea general ordinaria del gremio, los trabajadores aceptaron el incremento propuesto por el IMSS, el cual se les otorgará a partir del 16 de octubre y se dará de la siguiente forma: 4 por ciento directo al salario y 2.5 en prestaciones.

La negociación establece además que habrá creación de nuevas categorías; escalafón para enfermeras y trabajadoras sociales, y se analizará un nuevo “esquema piloto” para que médicos, enfermeras y demás personal puedan incrementar sus ingresos laborando los fines de semana en clínicas y hospitales que abrirían para abatir el rezago en consultas.

A la clausura del congreso estaba previsto que llegara el gobernador de Quintana Roo, Félix González Canto, y el director del IMSS, Juan Molinar Horcasitas; sin embargo, las discusiones por el aumento ofrecido por el instituto se prolongaron bastante tiempo, por lo que los funcionarios no cerraron los trabajos.

Durante la sesión, hubo voces que pedían 10 por ciento de aumento, como había solicitado inicialmente el sindicato; no obstante, el secretario general del gremio, Valdemar Gutiérrez Fragoso, sostuvo que el impacto directo en prestaciones implica de inmediato mayores ingresos para los trabajadores. Incluso aseveró que para algunas categorías, como las de enfermería y auxiliares administrativos, “en pesos significará un incremento superior a 11 por ciento”.

Gutiérrez Fragoso refirió que el aumento obtenido por esa organización es “superior a la inflación y está por arriba de lo que han dado a otras organizaciones sindicales”, ya que la inflación está cercana a 5.7 por ciento y podría cerrar al final del año en alrededor de 6 por ciento.

Reconoció que aun cuando hay un acuerdo firmado con el IMSS para concretar 35 mil plazas para el presente año, sólo se han contratado a 4 mil 384 trabajadores, por lo que llamó a las secciones a aplicarse en esta tarea para abatir el déficit de empleados que hay en el instituto, sobre todo de personal médico.

Antes de entrar a la asamblea, el dirigente dio una breve entrevista para explicar el tema de las plazas para los hijos de los trabajadores. Dijo que lo que se está haciendo es aplicar una regulación para que tengan prioridad para obtener una plaza en el instituto los hijos de los sindicalizados activos; en segundo lugar, los de los trabajadores fallecidos y, en tercer término, los beneficiarios directos (esposas).

Finalmente, señaló que cada punto porcentual del incremento que se otorgó significa una erogación para el IMSS de mil 200 millones de pesos.

Una farsa, los congresos

Integrantes de la Alianza Nacional de Trabajadores del IMSS, grupo opositor al de Valdemar Gutiérrez Fragoso, secretario general del Sindicato Nacional de Trabajadores del Seguro Social (SNTSS), criticaron que este dirigente haya ampliado su periodo de gestión de cuatro a seis años, y aseguraron que la razón es que pretende concretar un nuevo cambio al régimen de jubilaciones y pensiones (RJP), pero esta vez para los activos y los jubilados, conforme a lo que le dicta la dirección del instituto, “a quien sirve”.

En conferencia de prensa, Luisa López, Francisco Reyes y Ángeles Melo, integrantes de la citada alianza, sostuvieron que el 24 congreso nacional extraordinario, inaugurado el miércoles de esta semana en Cancún, Quintana Roo, en el cual se concretaron las reformas estatutarias que “impuso” la dirigencia sindical, “desde un principio estuvo plagado de irregularidades, pues violó los procedimientos estatutarios que establecen que se debe, por ejemplo, difundir la convocatoria en tiempo y forma, lo cual no ocurrió, esto con la finalidad de que sólo acudieran delegados afines a los intereses de la cúpula sindical”.

Otro de los aspectos que no se cumplieron es que “no duró dos días, como se mencionaba en la convocatoria, sino uno, en el cual se impusieron las propuestas y nunca se dio la oportunidad de discutir los cambios a los estatutos; no se establecieron mesas de trabajo, sino en plenaria se revisaron al vapor los artículos para terminar el congreso el mismo día y así tener una jornada de playa en Xcaret, lugar en el que el acceso cuesta mil 200 pesos por persona, lo cual se hace con cargo al gremio”.

Señalaron que es “práctica” de la dirigencia realizar congresos que son una “farsa”, porque todos los acuerdos “ya están pactados con anterioridad, tal es el caso del incremento salarial (6.5 por ciento)”, y acotaron que en igual situación se encuentra el 47 congreso nacional ordinario que se realizó ayer en esa ciudad turística.

En cuanto a la proclividad de Gutiérrez Fragoso a realizar los congresos en otros estados, pese a que en el Distrito Federal cuentan con un centro de convenciones, dijeron que lo hace porque “sabe que aquí está concentrada la disidencia y no quiere opositores en los congresos, por eso se los lleva lejos, adonde no podamos llegar tan fácilmente; no le importa gastar nuestras cuotas en boletos de avión y hoteles”.

 
Compartir la nota:

Puede compartir la nota con otros lectores usando los servicios de del.icio.us, Fresqui y menéame, o puede conocer si existe algún blog que esté haciendo referencia a la misma a través de Technorati.