Usted está aquí: Inicio Economía El poder adquisitivo del salario cayó en octubre a su peor nivel

■ Se ubicó 1.59 por ciento por debajo de la inflación, revelan estadísticas gubernamentales

El poder adquisitivo del salario cayó en octubre a su peor nivel

■ Las cifras indican que por cada 5 trabajadores que perdieron su puesto desapareció un patrón

■ En el tercer trimestre, 251 mil plazas menos; aumenta cifra de quienes laboran sin recibir pago

Susana González G.

Ampliar la imagen En el tercer trimestre del año más de 103 mil personas se sumaron a las filas de quienes laboran sin cobrar. La imagen fue captada en la ciudad de México En el tercer trimestre del año más de 103 mil personas se sumaron a las filas de quienes laboran sin cobrar. La imagen fue captada en la ciudad de México Foto: Reuters

El deterioro del poder adquisitivo del salario alcanzó su peor nivel en octubre pasado, ya que el incremento contractual obtenido por trabajadores de los sectores público y privado se ubicó en 1.59 puntos porcentuales por debajo de la inflación, revelan estadísticas de la Secretaría del Trabajo y Previsión Social (STPS).

Las cifras indican que por cada cinco asalariados que han perdido su trabajo, un empleador dejó de serlo. Así, del segundo trimestre del año al tercero hubo 58 mil 775 patrones menos –la mitad mujeres–, al tiempo que desaparecieron 251 mil 63 plazas laborales.

También hubo una caída en el número de trabajadores por cuenta propia, y aumentó la cifra de los que laboran sin pago.

En cuanto a las percepciones obreras, octubre forma parte de la caída que por siete meses consecutivos ha sufrido el salario, pese a las alzas contractuales logradas por sindicatos en todo el país.

El descenso en las percepciones se debe a que la inflación no se ha detenido (en noviembre fue de 6.23 por ciento anual).

Así, del aumento salarial de menos 0.16 por ciento reportado en abril prácticamente se pasó al 1.59 por ciento de octubre, casi 10 veces mayor que el primer registro negativo de 2008.

Dicho deterioro no ocurría desde octubre de 2004, cuando el incremento salarial contractual que en general se obtuvo para todo tipo de empresas fue 2.07 por ciento por debajo de la inflación, aunque se profundizó hasta 2.24 por ciento para las entidades del sector público.

En todos los meses del año pasado, el incremento salarial superó la inflación en rangos que iban de 0.06 a 71 por ciento, pero en 2008 únicamente en el primer trimestre hubo números positivos (0.64 en enero, 0.7 en febrero y 0.03 en marzo).

De manera “nominal”, el aumento en los últimos cuatro años ha sido superior a 4 por ciento, pero, en términos reales, sólo en más de la mitad de este año ha sido menor a la inflación.

El acumulado de revisiones salariales y contractuales de enero a octubre de 2008 fue de 5 mil 661 casos, que involucraron a más de 1.7 millones de trabajadores.

Más mujeres trabajan sin paga

Los indicadores de empleo de la STPS y del Instituto Nacional de Estadística y Geografía revelan también que de abril a septiembre de este año hubo caídas en tres de los cuatro rubros que conforman la población económicamente activa –asalariados, empleados y trabajadores por cuenta propia–; en tanto que sólo el cuarto rubro, referido a quienes laboran sin pago, hubo incremento.

Para el tercer trimestre de 2008 se contabilizaron 251 mil 63 asalariados menos que los del segundo trimestre; hubo 58 mil 775 empleadores menos y el número de trabajadores por cuenta propia cayó 34 mil 790.

En contraste, 103 mil 670 personas se sumaron a las filas de quienes laboran sin recibir pago.

Esas cifras varían entre géneros, aunque en el caso de los empleadores son prácticamente iguales: 29 mil 764 varones menos y 29 mil 11 mujeres menos.

En tanto, mientras aumentó en 95 mil el número de varones que trabajan por cuenta propia, hubo 130 mil mujeres menos laborando de esa manera.

En el caso de quienes laboran sin pago, hubo un aumento de 36 mil hombres, frente a un alza de 67 mil mujeres. Entre los asalariados, se perdieron 119 mil trabajadores y 131 mil trabajadoras.

 
Compartir la nota:

Puede compartir la nota con otros lectores usando los servicios de del.icio.us, Fresqui y menéame, o puede conocer si existe algún blog que esté haciendo referencia a la misma a través de Technorati.