Política
Ver día anteriorViernes 27 de marzo de 2009Ver día siguienteEdiciones anteriores
Servicio Sindicado RSS
Dixio

El director de Inteligencia se une al coro de funcionarios estadunidenses encabezados por Clinton

Blair se desdice y ahora asegura que México no es Estado fallido

Se realizarán esfuerzos adicionales en la investigación de tráfico de armas, ofrece a senadores Robert Mueller, titular de la FBI

Admite que ese comercio ilegal alimenta la violencia en el país vecino

Foto
Conferencia de prensa del director de Inteligencia de Estados Unidos, Dennis BlairFoto Ap
Afp y Notimex
 
Periódico La Jornada
Viernes 27 de marzo de 2009, p. 3

Washington, 26 de marzo. México no corre peligro de convertirse en un Estado fallido, rectificó el jefe de Inteligencia estadunidense, Dennis Blair, durante una conferencia de prensa realizada en McLean, estado de Virginia.

Recientemente el funcionario había dicho exactamente lo contrario. Sus comentarios coinciden con la visita a México de la secretaria de Estado, Hillary Clinton, quien manifestó su apoyo al país vecino en la lucha contra los cárteles de la droga.

La visita de Clinton precede a la del fiscal general estadunidense, Eric Holder, y de la secretaria de Seguridad Interior, Janet Napolitano, la próxima semana, para cerrar con la del presidente Barack Obama, los días 16 y 17 de abril.

El debate sobre la presunta incapacidad del Estado mexicano para hacer frente al crimen organizado en algunas zonas del país ha estado muy presente en Estados Unidos las semanas recientes, aunque desde el gobierno de Barack Obama se ha reiterado el respaldo total al gobierno del presidente Felipe Calderón.

México no fallará en la lucha contra el narcotráfico, aseguró el pasado martes Napolitano, al presentar un nuevo plan de seguridad para la frontera. Este incluye el envío de un mínimo de 300 agentes federales más a la zona limítrofe, así como el refuerzo de equipo y fondos.

A su vez, el ex candidato presidencial y actual senador por Arizona, el republicano John McCain, apoyó con un comunicado las demandas de enviar la Guardia Nacional a la frontera con México. Ante las demandas de los gobernadores de Arizona, Jan Brewer, y de Texas, Rick Perry, así como la continua escalada de violencia, apoyo el envío de la Guardia Nacional para asegurar nuestra frontera sur y frenar el desborde de la violencia en Estados Unidos, dijo McCain en un comunicado de prensa dado a conocer este jueves.

Por otra parte, el director de la Oficina Federal de Investigaciones (FBI), Robert Mueller, ofreció hoy realizar esfuerzos adicionales para apoyar las averiguaciones de tráfico de armas a México, a petición de senadores estadunidenses. Veré qué más podemos hacer en esa área en particular, porque no discrepo para nada de que números sustanciales de armas provienen de Estados Unidos y alimentan la violencia al sur de la frontera, dijo el funcionario ante el Comité Judicial del Senado.

La demócrata Dianne Feinstein pidió poco antes a Mueller detallar los esfuerzos de la FBI contra el tráfico de armas a México, pero el funcionario señaló que el tema corresponde a la Oficina de Alcohol, Tabaco, Armas de Fuego y Explosivos (ATF, por sus siglas en inglés).

Tenemos un número sustancial de amenazas en relación con secuestros de estadunidenses que viajan a México, sea por sus negocios o familiares. Tenemos extorsiones y pandillas transfronterizas que nos mantienen muy ocupados, respondió Mueller.

El director de la FBI señaló que los secuestros han aumentado incluso en zonas de San Diego y El Paso, y reiteró que por ahora la función de la dependencia ha sido servir de apoyo a la ATF, cuando es necesario, en las averiguaciones de tráfico de armas. Pero ante la insistencia de Feinstein sobre si esas acciones son suficientes, Mueller ofreció revisar si hay algo más que podamos hacer en ese sentido.

Un estudio de la Campaña Brady para la Prevención de Armas de Fuego apuntó que el comercio de armas a México es facilitado por la debilidad de las leyes locales y por las 7 mil 600 armerías ubicadas a menos de 150 kilómetros de la frontera.

Un grupo de 65 legisladores estadunidenses pidieron, en una reciente carta dirigida al procurador Eric Holder, hacer cumplir las actuales leyes estadunidenses como parte de las acciones de la administración Obama para frenar el tráfico de armas a México.

La semana pasada legisladores demócratas solicitaron nuevamente al gobierno de Obama cumplir con la prohibición de exportar arsenales de asalto. Pero sus pares republicanos advirtieron que el asunto de frenar el tráfico de armas al país vecino no debe ser usado para afectar la segunda enmienda constitucional, que autoriza la posesión de armas a particulares en Estados Unidos.

El tema México surgió en una audiencia de supervisión de la FBI, en la cual senadores reiteraron su preocupación por la violencia en la frontera.