Mundo
Ver día anteriorSábado 12 de septiembre de 2009Ver día siguienteEdiciones anteriores
Servicio Sindicado RSS
Dixio

Anuncia el mandatario venezolano el hallazgo de una de las mayores reservas de gas

Hay que poner fin a clichés colonialistas, dice Chávez a presidente y rey españoles

En Madrid, la derecha arremete contra los gobernantes de Venezuela y Bolivia

Foto
Juan Carlos, monarca de España, y Hugo Chávez, mandatario venezolano, durante el encuentro que sostuvieron ayer en el Palacio de la ZarzuelaFoto Ap
Armando G. Tejeda
Corresponsal
Periódico La Jornada
Sábado 12 de septiembre de 2009, p. 23

Madrid, 11 de septiembre. El presidente de Venezuela, Hugo Chávez Frías, informó hoy aquí en una visita oficial sobre el hallazgo de una de las mayores reservas de gas de América, lo que podría convertir a su país en una de las cinco naciones extractoras de ese recurso natural.

Chávez se entrevistó con el rey Juan Carlos y con su homólogo español, José Luis Rodríguez Zapatero, ante quienes defendió su tesis de que en las relaciones bilaterales se deben acabar los clichés colonialistas, como la idea extendida en toda la región –incluido México– de que España debe ser la puerta de entrada a Europa.

El mandatario venezolano culminó en Madrid una gira que lo llevó a Rusia, Libia, Argelia, Siria, Irán, Turkmenistán, Italia y Bielorrusia, además de España, que no visitaba desde el verano de 2008, cuando se organizó un encuentro extraordinario en Palma de Mallorca para mitigar la crisis diplomática derivada del exabrupto de Juan Carlos, la del ¿por qué no te callas?

Chávez centró parte de su viaje en consolidar nexos con países productores de petróleo y gas, por lo que el anuncio de hoy adquiere mayor relevancia. El gobernante informó que en el Golfo de Venezuela se desarrolla el proyecto gasífero Rafael Urdaneta, con participación de la española Repsol y la italiana Eni.

Según las primeras estimaciones de los técnicos, declaró, “estaríamos frente a una de las mayores reservas de gas de la región y la más grande localizada por Repsol en América Latina, con entre 7 y 8 trillones de pies cúbicos en un área de 33 kilómetros cuadrados.

Entre los cinco gigantes

Las reservas de gas de Venezuela, al ritmo que llevan los descubrimientos científicos certificados, nos van a colocar entre los cinco gigantes del mundo en gas (el resto se encuentra en Asia), expresó.

Para la anécdota quedó el momento en que Chávez y Juan Carlos se encontraron en el Palacio de la Zarzuela, donde el venezolano le espetó al verlo: Te has dejado barba, como Fidel, a lo que respondió el monarca: “Es para cambiar de look”.

La visita, de 12 horas, también sirvió para que Chávez y Rodríguez Zapatero hablaran sobre otros proyectos, como inversiones en ferrocarriles, el Metro de Caracas y el desarrollo de planes de generación de energía eólica, en lo que España es referencia global.

Las relaciones comerciales entre ambos países ascienden a 8 mil millones de euros. Todo esto, insistió Chávez, en el marco de una relación de igual a igual.

En su encuentro, Rodríguez Zapatero ofreció a al presidente venezolano su disponibilidad a colaborar en todo lo que se solicite a España para el diálogo entre Colombia y Venezuela, que recientemente han tenido una conflictiva relación.

Como es habitual, la derecha española –tanto la política como la mediática– recibió con hostilidad furibunda al venezolano, al que volvieron a llamar gorila, populista, tirano y golpista.

Uno de los voceros del PP, Esteban González Pons, arremetió contra Chávez y el mandatario de Bolivia, Evo Morales, quien en su primera visita a España fue criticado por no llevar traje de gente civilizada a sus reuniones.

El dirigente del PP subrayó que este fin de semana España se convierte en la sala VIP del populismo internacional, ya que Morales comenzará su campaña electoral en una acto multitudinario el próximo domingo en Madrid.

Uno de los ideólogos de la derecha, Federico Jiménez Losantos, escribió en el diario El Mundo: En Venezuela no acaban de dejarse beneficiar por el gorila que fue negro y ahora es rojo.

Ante semejante hostilidad, Chávez respondió con una frase célebre de Cantinflas: Yo, a tí, ni te ignoro.