Espectáculos
Ver día anteriorMartes 26 de enero de 2010Ver día siguienteEdiciones anteriores
Servicio Sindicado RSS
Dixio

El historiador Raúl Guerra afirma en Gran Vía 1910-2010 que el tema es de Rafael Oropesa

Crece polémica sobre si Agustín Lara es el autor del chotis Madrid

El rumor existe desde hace años, pero ahora el ayuntamiento de esa ciudad defiende la teoría al publicar el título

La familia del compositor español pide que se reconozca su autoría

Foto
Hasta ahora había cierta unanimidad en reconocer el valor de Lara como compositor, no sólo por Madrid, sino también por canciones como Granada o Noche de rondaFoto tomada del libro Agustín Lara: canciones, de Pável Granados, editado por Océano
Armando G. Tejeda
Corresponsal
Periódico La Jornada
Martes 26 de enero de 2010, p. 8

Madrid, 25 de enero. Agustín Lara, el compositor mexicano más celebrado de España, es objeto de cuestionamientos. Se le acusa de haber plagiado o, en todo caso, comprado, una de sus canciones más conocidas fuera de México: el chotis Madrid.

Esta canción, convertida en símbolo de la capital española y que le valió en su momento numerosos reconocimientos, podría ser en realidad del compositor español Rafael Oropesa, combatiente republicano que emigró a México tras la llegada al poder de los fascistas alzados bajo las órdenes de Francisco Franco.

Madrid es un chotis madrileño que además de calar hondo en la música popular española significó mucho en la agitada vida personal del compositor mexicano. Lara se casó con su musa y diva María Félix en 1943, tras lo cual vinieron escenas turbulentas de celos, peleas en público y, finalmente, una separación física que supuso a la postre el final definitivo de la pareja. Cuando ella –ya convertida en estrella cinematográfica– se trasladó a vivir a Madrid, Lara le compuso el chotis de la discordia.

Sin visitar la ciudad, ni siquiera el país o el continente, el compositor mexicano escribió lo que para muchos son los versos más logrados y sentidos de este género de música popular. Siempre con el mensaje oculto a su amada María Félix: Cuando llegues a Madrid, chulona mía/, voy a hacerte emperatriz de Lavapiés,/ alfombrarte con claveles la Gran Vía,/ y a bañarte con vinillo de Jerez./ En Chicote, un agasajo postinero/ con la crema de la intelectualidad,/ y la gracia de un piropo retrechero, más castizo que la calle de Alcalá.

A pesar de estos versos, que llegaron hasta los ojos de la diva mexicana, Félix y Lara rompieron definitivamente. Incluso, a los pocos meses el compositor mexicano hizo pública su relación con Clarita Martínez.

Ajeno a todo esto, Madrid se convirtió desde el primer momento en himno de los habitantes de esta ciudad. Sus estribillos son conocidos y cantados incluso por las últimas generaciones, debido, sobre todo, a que se sigue tocando y cantando en la mayoría de las fiestas populares, y que, al menos en el barrio de Lavapiés, se mantiene vivo el reconocimiento al compositor mexicano.

Hasta ahora había cierta unanimidad en reconocer el valor de Lara como compositor, no sólo por el chotis Madrid, sino también por canciones como Granada o Noche de ronda. Pero ahora es cuestionado por el ayuntamiento de Madrid, el cual editó un libro del historiador Raúl Guerra Garrido en el que se sugiere que la susodicha canción fue en realidad comprada por Lara a Rafael Oropesa.

El nexo entre Oropesa y Lara se habría establecido en México, cuando el compositor español llegó tras la derrota de la República durante la Guerra Civil, que éste vivió como músico de banda, la cual tocaba para la tropa.

En México se habría producido lo que el propio historiador califica de rumor, pero que mantiene y que también defiende el ayuntamiento: que la canción fue comprada por Lara en un acuerdo privado entre ambos, y que sólo así se explica la utilización de un lenguaje coloquial tan certero, como la frase piropo retrechero, o que hable del Madrid en que nací.

Sin pruebas ni fuente

En el título del libro de Guerra Garrido, Gran Vía 1910-2010, el historiador explica que esta teoría o rumor existe desde hace muchos años, incluso en la época del exilio en México, pero no hay ningún documento o fuente oral fidedigna que lo pueda avalar así.

La familia de Rafael Oropesa (enterrado en el Panteón de las Personas Ilustres de México) asegura que lo único que quiere es que se reconozca la supuesta verdadera autoría de la canción. A la polémica también se incorporaron la directora general de Archivos, Museos y Bibliotecas de Madrid, Belén Martínez, quien anunció una investigación a fondo para conocer la verdadera autoría de la canción.

Cabe recordar que Lara fue objeto de numerosos homenajes y reconocimientos cuando visitó por primera vez España, en 1954, donde se le entregó la batuta de plata e incluso fue recibido por el dictador Francisco Franco (quien se decía profundo admirador de la música del compositor jarocho). Actualmente Lara tiene una escultura de granito y bronce en el castizo barrio madrileño, hecha por el escultor Humberto Peraza en 1975, en la que además se reconoce su autoría del citado chotis y su aportación a la música popular española.

Añadir un comentario