Mundo
Ver día anteriorDomingo 14 de marzo de 2010Ver día siguienteEdiciones anteriores
Servicio Sindicado RSS
Dixio
Movilización de apoyo a la presidenta de Argentina
Stella Calloni
Corresponsal
Periódico La Jornada
Domingo 14 de marzo de 2010, p. 18

Buenos Aires, 13 de marzo. Mediante una convocatoria inusual por Internet, periodistas que realizan el único programa televisivo analítico sobre manipulaciones de los grandes medios masivos, lograron reunir a miles de personas de sectores diversos en la Plaza de Mayo hasta la madrugada de hoy, en respaldo al gobierno de la presidenta Cristina Fernández de Kirchner.

Fue el segundo acto en dos días, después de que una multitud de trabajadores y miembros de movimientos sociales efectuó una de las manifestaciones más importantes de los últimos tiempos, en una cancha de futbol, en apoyo del gobierno y en rechazo a las maniobras golpistas de la oposición, cuyas acciones en el Senado han fracasado.

Desde distintos puntos de la ciudad, familias decepcionadas de sus partidos políticos llegaron a Plaza de Mayo con consignas creativas y diversas. También estuvieron allí algunos movimientos sociales y una de las figuras emergentes de los últimos tiempos, como Milagros Sala, reconocida dirigente popular en la provincia de Salta.

El proyecto nacional empieza a encarnar

La multitud que llegó hasta la plaza portaba carteles en los que se habían dibujado los números 6, 7, 8, que es el nombre del original programa que desafió al poder mediático.

Es impresionante la euforia que vemos. Esto demuestra que el proyecto nacional está empezando a encarnar en la gente. Frente a la amenaza concreta de la derecha, comenzamos a decir acá estamos, dijo Lito Borello, dirigente del Comedor Los Pibes, donde se atiende a niños y jóvenes.

Eran tan heterogéneos los grupos de asistentes que recordaron de alguna manera a los que salieron la noche del 19 de diciembre de 2001, sin dirigencias, ni pertenencias políticas en muchos casos, pero argumentando el hartazgo frente a los últimos episodios, que mostraron a los mismos personajes, a los que durante aquel estallido popular se les había pedido que se vayan para siempre de la escena política.

El programa 6, 7, 8 –de Canal 7– logró horadar con frescura e inteligencia, mediante investigaciones, pruebas irrefutables y humor, la casi inexpugnable muralla de los grandes medios masivos, decididos a no aceptar una nueva ley que democratiza la información y les quita el poder absoluto en ese terreno.