Sociedad y Justicia
Ver día anteriorMartes 27 de julio de 2010Ver día siguienteEdiciones anteriores
Servicio Sindicado RSS
Dixio

La medida, aprobada en plebiscito, podría comenzar a aplicarse el jueves en Nebraska

En Omaha, ONG impugnará norma que prohíbe rentar casas a indocumentados

Arrendadores deberán pedir a solicitantes de vivienda una licencia expedida por la policía

Foto
En un puente de una autopista de Los Ángeles, activistas por los derechos de migrantes despliegan una manta en la que piden detener la racista ley ArizonaFoto Ap
Notimex
 
Periódico La Jornada
Martes 27 de julio de 2010, p. 38

Dallas, 26 de julio. Una organización de defensa de derechos civiles solicitará a una corte federal bloquear la entrada en vigor de una ordenanza municipal en la comunidad de Fremont, Nebraska, que prohibe rentar casas o apartamentos a indocumentados.

La Unión de Libertades Civiles de América (ACLU, siglas en inglés de la organización) pedirá suspender la ordenanza en una audiencia que se efectuará en Omaha horas antes de que la medida entre en vigor, el próximo jueves.

La ordenanza 5165, aprobada en plebiscito por los residentes de Fremont el mes pasado, obligará a empleadores locales revisar el estatus legal de sus trabajadores mediante el sistema federal de verificación E-verify, para saber si están autorizados para laborar en el país.

La medida también impide a propietarios de departamentos o viviendas rentar a inmigrantes indocumentados.

La ciudad planea emitir, por conducto del Departamento de Policía, una licencia de ocupación, a cada mayor de 18 años de edad que pretenda rentar una casa o departamento.

Los arrendadores deberán verificar que los solicitantes cuenten con este documento.

La ACLU ya interpuso una demanda legal contra la ordenanza, el pasado 21 de julio, al calificarla de anticonstitucional y discriminatoria.

Asimismo, en esta ocasión solicitará a la corte emitir una orden de suspensión temporal para impedir que la medida entre en vigor.

La comunidad de Fremont –que sólo cuenta con 25 mil habitantes– experimenta un marcado cambio demográfico desde la década pasada, debido al continuo crecimiento de la población de origen latino que busca trabajo en las empresas frigoríficas locales.

Por su parte, simpatizantes de la medida sostienen que la ordenanza municipal es necesaria para frenar el flujo de indocumentados, debido a la falta de acción del gobierno federal para controlar la inmigración ilegal.

La ordenanza de Fremont es semejante a otras que han sido promulgadas en distintas comunidades, como Farmers Branch, Texas, y Hazelton, Pensilvania, pero que no han podido entrar en vigor, debido a que permanecen congeladas.