Espectáculos
Ver día anteriorJueves 30 de septiembre de 2010Ver día siguienteEdiciones anteriores
Servicio Sindicado RSS
Dixio

Hoy hará gala de improvisación de décimas en Casa del Lago

Para ser repentista hay que nacer, afirma Tomasita Quiala
Tania Molina Ramírez
 
Periódico La Jornada
Jueves 30 de septiembre de 2010, p. a11

Repentista hay que nacer. Así lo afirma Tomasita Quiala Rojas, repentista cubana, improvisadora de décimas.

Cuando ella tenía un año de edad su abuelo materno, Agripino Rojas, se paró frente a la cuna de Tomasita y le dijo a Reina, madre de la pequeña: ya no busques más doctores. Ella no va a tener vista, pero sí algo que la va a suplir.

Pino Rojas murió al poco tiempo y con el paso de los años su nieta descubrió que había heredado de él el regalo de poder hacer versos e improvisar. Él, a pesar de no ser letrado, todo lo pedía en verso.

Es un don de Dios, siguió en entrevista Tomasita. Uno se podrá cultivar, podrá estudiar, podrá leer libros y aprender, pero si no se tiene ese don, no podrá ser repentista, opinó. La palabra viene de de repente.

De niña, Tomasita declamaba poemas sin saber que eran décimas. Dos meses antes de cumplir 22 años, iba pasando por un lugar en La Habana y escuchó a dos repentistas. Uno ofendió a otro y ella se metió a defender al ofendido. Fue la primera vez que improvisó en público.

Cuando estoy en controversia (competencia entre repentistas), me gusta comenzar la décima con la misma con la que terminó el otro para que se vea que no hay trampa, comentó Tomasita. Invidente y mujer en un mundo de machos, tuvo que ganarse a pulso su lugar. Es de las pocas mujeres dedicadas a esto.

Así como hay repentistas en Cuba, en México hay jaraneros y huapangueros, en Argentina y Chile payadores, en Panamá cantadores de mejorana y en Puerto Rico trovadores.

Foto
Tomasita Quiala Rojas es una de las pocas mujeres dedicadas a este arte

Ofrecerá plática sobre el tema

Tomasita Quiala, quien el próximo 29 de diciembre cumplirá 50 años (si Dios me da la oportunidad de vivir medio siglo, ¿por qué voy a decir que tengo menos?), dará una plática acerca de lo que distingue al repentismo cubano de otras expresiones.

También hablará sobre cómo llegó el repentismo a Cuba y quién le dio forma. La charla, titulada Verso que huele a canela y sabe a café y tabaco, se llevará a cabo hoy a las 18 horas en Casa del Lago Juan José Arreola, en el contexto del festival de Poesía en Voz Alta.

A las 19 horas habrá una sesión poética con Emiliano Sardiñas y Tomás Fernández (laúd). Posiblemente los acompañe una guitarrista mexicana. Tomasita lleva más de 20 años trabajando con Sardiñas. Fernández es un guajirito de la tierra, opinó Tomasita. Tiene una sangre musical tremenda, como si le arrancara las notas al laúd.

Vamos a jugar mucho con el público. Será un reto inolvidable. Va a haber un intercambio de ustedes a nosotros y viceversa, adelantó Tomasita Quiala. Vamos a poner el alma y que sea inolvidable.

Además del guateque de Tomasita, este jueves, en Casa del Lago, se presentará la compañía de danza La Choni, de España, con el espectáculo El huésped.