Política
Ver día anteriorJueves 4 de noviembre de 2010Ver día siguienteEdiciones anteriores
Servicio Sindicado RSS
Dixio

Entrega el titular del Ejecutivo al ex rector el Reconocimiento al Mérito Médico 2010

Recuperó De la Fuente la excelencia y el prestigio de la UNAM, afirma Calderón

Quien fuera titular de Salud advierte sobre la escasez y la mala distribución de especialistas

Foto
Juan Ramón de la Fuente y el presidente Felipe Calderón durante la ceremonia del Día del Médico, realizada en Los PinosFoto Carlos Cisneros
Ciro Pérez Silva
 
Periódico La Jornada
Jueves 4 de noviembre de 2010, p. 19

El presidente Felipe Calderón hizo un amplio reconocimiento a Juan Ramón de la Fuente Ramírez por el rescate que hizo de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), y la forma en que recuperó para la máxima casa de estudios el prestigio y la excelencia que nunca debe perder.

Durante la ceremonia conmemorativa del Día del Médico y la entrega del Reconocimiento al Mérito Médico 2010, que este año recayó en el ex rector de la UNAM, Calderón destacó las aportaciones del galardonado al mundo de la ciencia, así como su vocación de servicio, que le merecieron dicho reconocimiento.

Acompañado por su esposa, Margarita Zavala y el titular de la Secretaría de Salud, José Ángel Córdova Villalobos, el mandatario mencionó los logros de De la Fuente como académico e investigador, así como su contribución al diseño de un instrumento universalmente aceptado para la oportuna identificación del alcoholismo, –de los más serios problema de salud pública en México–, que ya fue adoptado por la Organización Mundial de la Salud (OMS), la Organización Internacional del Trabajo (OIT) y recientemente por institutos para la excelencia clínica en el Reino Unido.

“Es inescapable destacar el paso del doctor Juan Ramón de la Fuente por nuestra máxima casa de estudios. Creo que todos recordamos el momento en que tomó rectoría, una universidad que estaba paralizada, prácticamente condenada a esa parálisis; que estuvo en paro durante casi un año y su rector, codo con codo con la comunidad universitaria, logró recuperar el orgullo de la UNAM, centrando, nuevamente, su labor en la investigación, la docencia y la difusión.

De cómo estaba la Universidad cuando entró el doctor De la Fuente a cómo quedó cuando la dejó, hay una enorme diferencia, que está marcada, para bien, en el orgullo de los universitarios y de México. La Universidad recobró en sus manos el prestigio y la excelencia que le corresponden y que nunca debe perder. Y todo esto nos habla de una vida de academia, de servicio, de profundo amor a la profesión, y, desde luego, de una entrega a esta gran vocación médica que hoy reconocemos y aplaudimos los mexicanos.

En su  intervención, Juan Ramón de la Fuente Ramírez afirmó que modelos con éxito en la medicina mexicana hay varios y muy importantes. Recordó el logro que significa abatir la mortalidad infantil merced a las campañas de vacunación que han sabido tener continuidad en el tiempo.

Cabe resaltar que ha habido verdaderas políticas de Estado a lo largo de diferentes gobiernos que le han dado continuidad a esas políticas y que son las que ahora nos permiten tener logros y avances que, de otra manera, hubiera sido muy difícil que México hubiese logrado, dijo.

Destacó que el Programa de Salud Reproductiva es otro buen ejemplo que empezó en los años 70 del siglo pasado, como planificación familiar y con absoluto respeto a las decisiones de las mujeres y de las parejas, logrando invertir la dinámica demográfica de México, gracias a que se mantuvo durante 30 años, y sigue vigente hasta la fecha.

Claro. En salud siempre hay una tarea inacabada, todo es mejorable, todo es perfectible y habrá nuevos retos, porque siempre habremos de encontrar algunos rezagos que no habíamos contemplado en modelos anteriores. Hoy, no cabe la menor duda: la inversión que se ha hecho en salud es realmente extraordinaria... y todos los médicos de México le damos la bienvenida. Hay, sin embargo, asuntos que conviene, precisamente para tratar de obtener el mayor provecho posible a esa inversión, revisar para mejorarlos, estableció.

Otro tema sobre el que llamó la atención fue el relativo a la mala distribución de médicos, que ha aumentado conforme se ha movido la salud pública y la transición epidemiológica. Mencionó que este viejo problema ocasiona escasez de especialistas en algunas áreas del país y en particular en algunas especialidades.

Hoy podemos anticipar que vamos a necesitar más especialistas en algunos campos en los próximos años para darle el mejor uso a esa infraestructura, sería bueno considerar la posibilidad de hacer un esfuerzo adicional para incrementar las plazas de esos rubros y sobre todo, acelerar los procesos de formación en las áreas en las que hoy podemos decir que México va a estar deficitario dentro de cinco o 10 años.

Además del reconocimiento que le fue entregado al ex rector, mismo que recibió su padre, fueron premiados alrededor de 30 médicos más de diferentes sistemas de salud.

Añadir un comentario