Capital
Ver día anteriorMartes 3 de mayo de 2011Ver día siguienteEdiciones anteriores
Servicio Sindicado RSS
Dixio

Emite exhorto a tribunal y procuraduría

Pide CDHDF desterrar la figura del arraigo

Es contraria a los derechos humanos, dice

Mirna Servín
 
Periódico La Jornada
Martes 3 de mayo de 2011, p. 38

La Comisión de Derechos Humanos del Distrito Federal (CDHDF) emitió la recomendación 2/2011, dirigida a la Procuraduría General de Justicia (PGJDF) y al Tribunal Superior de Justicia (TSJDF) capitalinos, por la utilización de la figura del arraigo, que deriva en severas consecuencias en la esfera de derechos de las personas sujetas a investigación penal.

El organismo rechazó categóricamente la figura procesal del arraigo, pues implica la otrora desterrada práctica de detener para investigar. Por ello solicitó a la PGJDF que establezca y expida de manera interna, en un plazo no mayor a 30 días, las disposiciones necesarias para la eliminación del arraigo como práctica de investigación del Ministerio Público, y al TSJDF, establecer y emitir los acuerdos para que los jueces penales no otorguen órdenes de arraigo, por ser contrarias a los derechos humanos.

La CDHDF consideró que, a pesar de su inclusión en la Constitución a partir de la reforma del 18 de junio de 2008, el arraigo continúa siendo una forma de detención arbitraria, a la luz de los estándares internacionales de protección de los derechos humanos. Y si bien esta detención es autorizada por un juez, su finalidad es facilitar el perfeccionamiento de una investigación por medio de la detención prolongada de una persona bajo custodia y a disposición de la propia autoridad investigadora, fuera del control jurisdiccional.

Señala que, en tanto la figura del arraigo no desaparezca, ésta tiene que regirse bajo los más estrictos controles judiciales, y si bien las lagunas legislativas han propiciado la inefectividad de los derechos de defensa y tutela judicial, en un sistema de justicia democrático todas las autoridades, pero en especial los jueces, juegan el papel de garantes, el cual los obliga a velar por el respeto de los derechos de las personas durante todo el procedimiento, sobre todo cuando se pretende aplicar una medida privativa de la libertad.

Esta recomendación, explica el organismo, se basa en el análisis de 92 expedientes radicados en la primera visitaduría general.

La CDHDF también recomendó a la procuraduría capitalina promover una iniciativa de reformas a diversas disposiciones del Código de Procedimientos Penales y de la Ley Contra la Delincuencia Organizada, en el sentido de erradicar de éstas el arraigo como medida de detención.