Espectáculos
Ver día anteriorViernes 20 de mayo de 2011Ver día siguienteEdiciones anteriores
Servicio Sindicado RSS
Dixio

Óscar D’León y Willie Colón, entre los invitados a festival

La veracruzana Boca del Río, convertida en salsódromo desde ayer
Ernesto Márquez
Especial
Periódico La Jornada
Viernes 20 de mayo de 2011, p. a12

Con el elenco confirmado, el escenario dispuesto y garantizada la seguridad del público asistente, el comité organizador del Festival Internacional de la Salsa en Boca del Río, encabezado por el alcalde del municipio, Salvador Manzur Díaz, inauguró ayer el mayor acontecimiento musical bailable del mundo, que concluirá el próximo domingo.

Un total de 16 conciertos, con una programación que se presenta algo descafeinada, es la propuesta para, según esto, atraer/fortalecer el turismo en esa entidad.

La sesión inaugural estuvo protagonizada por los Mulatos del Sabor, El Gran Combo de Puerto Rico, el inconmensurable Óscar D’León, los de la Charanga Habanera, que tras acomodos y reacomodos han vuelto al ataque con irregular fortuna en su ambición no confesada de seguir la estela de su antigua fama, y el carilindo Jerry Rivera, que también hace esfuerzos desesperados por recuperar el sitial de antaño.

Este viernes, Luis Enrique, Rey Ruiz y Tito Nieves intentarán hacerle sombra al gran varón Willie Colón, cosa que está por verse porque Willie es un duro de la salsa que viene con tremendos generales y un as bajo la manga.

La del sábado es la programación más floja: estará la cantante cristiana Olga Tañón, quien anda de gira promocional de su nuevo disco; el cantante y compositor anticastrista Willie Chirino; Eddie Santiago, uno de los impulsores de la salsa sensual, o monga, o de alcoba, o como se llame… y una vaina de orquesta llamada Adolescente.

El domingo 22, apagando el furor futbolero, estarán Gilberto Santo Rosa, quien viene acompañado de D’ Kaché, orquesta integrada por 11 chicas colombianas; el Grupo Niche de Jairo Varela (que ha prometido sorpresas), el hijo del rey que no ha demostrado ser príncipe, Tito Puente Jr., y el baladista con guille de salsero Víctor Manuel.

Foto
Óscar D’León, en 2000Foto Archivo

Apenas tres ilustres

Como se ve, es una programación de pelaje diverso en la que apenas si aparecen tres nombres ilustres de la historia de la salsa. Y los hay –aunque la reina Celia y el rey Tito hayan muerto–, pero el desconocimiento del fenómeno salsero y las prisas por adelantarse al otro festival (Afrocaribeño de Veracruz) provocaron este listado tembeleque.

Sin embargo, Luis de Llano Stevens, director de la empresa Showex, responsable del diseño y producción del espectáculo, señala que reunir a todo este elenco no fue fácil. Y que ha puesto todo su empeño para lograr un festival del mismo nivel de otros del mundo, como los realizados en Nueva York, Miami o Puerto Rico.

Estamos muy emocionados de poder realizar un festival de salsa, único en México. Habrá muchas sorpresas porque también participarán las más de 60 escuelas de baile que hay en Boca del Río, señaló.

Por su parte, Salvador Manzur, menciona que se trata de un festival de elevada calidad musical, que generará gran derrama económica y consagrará al municipio turísticamente.

Sin duda, Boca del Río se convertirá en la capital de la salsa en la República Mexicana y nosotros haremos de este festival una tradición con identidad, buen ambiente, de mucha convivencia, pero también de mucha promoción y fortaleza para el desarrollo económico local.

En referencia a la inversión que se ha destinado para el mismo en tiempos de austeridad, señaló que al municipio no le costará ningún peso, ya que muchas empresas se han involucrado en este proyecto y que a través de patrocinios han logrado que sea gratuito para toda la ciudadanía.

Y sí, aun cuando la programación es blandengue, ha provocado revuelo entre la comunidad salsera. Estiman en ¡100 mil! los asistentes por noche a los conciertos.

Añadir un comentario