Cultura
Ver día anteriorSábado 10 de septiembre de 2011Ver día siguienteEdiciones anteriores
Servicio Sindicado RSS
Dixio

Con muestra de la quinta bienal sobre esa técnica el Museo Franz Mayer celebra 25 años

Dominar la materia, el color, la forma y el fuego, reto de ceramistas mexicanos

Reúne casi un centenar de trabajos de creadores de 10 estados

El primer lugar fue otorgado a artistas de Tarandacuao, Guanajuato, por un proyecto de experimentación en porcelana

Ana Mónica Rodríguez
 
Periódico La Jornada
Sábado 10 de septiembre de 2011, p. 7

Alrededor de 97 piezas, elaboradas mediante diversas técnicas y estilos integran la exposición Quinta Bienal de Cerámica Utilitaria que muestra el trabajo de artistas de 10 estados, la cual se abrió ayer al público en el Museo Franz Mayer.

Única en su género, con esa muestra el recinto cultural celebra su 25 aniversario y refrenda el trabajo de difusión en el diseño contemporáneo de cerámica, así como el quehacer de ceramistas, alfareros, artesanos, diseñadores industriales y artistas plásticos.

En esta versión de la bienal participaron 418 piezas de 208 ceramistas de 19 entidades del país, de las cuales el jurado seleccionó 97 obras de 70 creadores quienes se encuentran representados esta muestra que concluirá el 4 de diciembre, explicó Andrea Cabello, coordinadora del proyecto.

Entre las piezas ganadoras que se exhiben en ese museo dedicado a las artes decorativas, destaca el primer lugar otorgado al grupo Hunt, un colectivo de Guanajuato que en 2010 comenzó un proyecto de experimentación en porcelana junto con un grupo de ceramistas de la localidad de Tarandacuao.

De la unión de diseño y artesanía fueron creadas dos colecciones: 3 layers, pieza que obtuvo el primer lugar y Bowls+birds. Este colectivo lo conforman Javier Pérez Sandi, Edith González, Lizzie Lo, Heladio Durán, Erick Pérez Sandi y Armando Flores.

El segundo sitio fue para Raquel Abenchuchan Cano, quien trabaja desde 2003 en diversos proyectos con Jan Hendrix.

El jurado, en el que figuran destacados ceramistas, decidió entregar dos terceros lugares: uno al chiapaneco Jerónimo Morquecho Bonilla, quien colabora en el taller de Gustavo Pérez y otro para el mexiquense Joel Benancio Olguín Cerón, arquitecto y diseñador independiente.

También fueron concedidas tres menciones honoríficas: a Mauricio Singer, por su pieza Sueño en azul; a Víctor Gerardo Martínez, por Lucio, y a Óscar Aguilar, por Tlapizalli.

La propuesta en esta quinta versión de la bienal, dijo Andrea Cabello, tuvo como temática los azulejos, cuya obra premiada fue Dunas, de Susy Sorokin y se entregó mención honorífica a Brotes, de Cristina Frances Celis Flam.

Movimiento a escala mundial

Gloria Carrasco, Adele Goldschmied, Gordon Ross y Alicia Sánchez Mejorada integraron el jurado y los premios que se entregarán son patrocinados por la Fundación Chrysler, además de que sus obras formarán parte del acervo del Museo Franz Mayer.

Actualmente existe un movimiento de ceramistas que se inició en Japón, Inglaterra y Estados Unidos, el cual es de todo el mundo y en esta exposición hay de alguna forma una representación de lo que hacen los artistas mexicanos dentro de este contexto, explicó Gordon Ross.

Esta exposición, inaugurada la noche del jueves 8, propone “nuevas posibilidades para la cerámica mexicana, a la par que destaca el trabajo de los artistas, como se manifiesta en la pieza ganadora que es de excelente factura.

“El reto de los ceramistas –agregó el artista– implica dominar la materia, el color, la forma y el fuego y hacerlo, a la vez, con pulcritud y calidad en el desarrollo técnico, características que reúne la pieza de porcelana coloreada y recortada que obtuvo el primer lugar de esta bienal.”

La exposición se completa con un catálogo y las actividades paralelas que se organizan a propósito de la Quinta Bienal de Cerámica Utilitaria, como la charla con los artistas y los talleres Diseños de la tierra que se impartirán los domingos de noviembre.

Hoy, los integrantes del jurado participarán en una charla programada a las 13 horas en el auditorio del Museo Franz Mayer (avenida Hidalgo 45, Centro Histórico). Horarios de visita: martes a viernes de 10 a 17 horas; sábado y domingo de 11 a 18 horas. Admisión 45 pesos público general, 25 pesos estudiantes y maestros, así como entrada libre a niños menores de seis años y adultos mayores de 60.