Economía
Ver día anteriorMiércoles 18 de abril de 2012Ver día siguienteEdiciones anteriores
Servicio Sindicado RSS
Dixio

La cifra supera las actuales aportaciones del gobierno a la seguridad social

La vejez de los mexicanos cuesta $400 mil millones adicionales: FMI

Los pagos de pensión y atención a la salud por envejecimiento son mayores a todas las deudas, interna y externa, del sector público

Gastos por ese motivo significan más de la mitad del PIB

Roberto González Amador
Enviado
Periódico La Jornada
Miércoles 18 de abril de 2012, p. 32

Washingotn DC, 17 de abril. El envejecimiento de la población en México representa una necesidad adicional de recursos por alrededor de 400 mil millones de pesos, cantidad que supera las aportaciones actuales del gobierno federal a la seguridad social, calculó el Fondo Monetario Internacional (FMI).

Los llama gastos relacionados con el envejecimiento y, en el caso de México, alcanzan a valor presente una cifra que, para efectos comparativos, es más de la mitad del valor de la economía del país.

Los pasivos relacionados con los gastos de pensión y de atención de la salud derivados del cambio demográfico superan, en monto, el saldo acumulado actualmente de todas las deudas, interna y externa, del sector público, según los cálculos del organismo publicados este martes, en el contexto de la reunión de primavera del FMI y el Banco Mundial.

Se trata de dos cifras que, para el caso de México, ponen números a la observación hecha la semana pasada respecto de los costos que representa para los gobiernos que la población del mundo cada día vive más años.

La primera tiene que ver con el aumento que cada año, de ahora y hasta 2030, tendrá el gasto relacionado con las pensiones y la atención de la salud.

El FMI calculó que, en el primer caso, el costo relacionado con el pago de las jubilaciones subirá 1.3 puntos del producto interno bruto (PIB) entre 2010 y 2030.

En tanto, el gasto relacionado con la salud crecerá, en el mismo periodo, 1.1 puntos porcentuales del PIB. En suma, son 2.4 puntos adicionales del producto que, a precios actuales, representan unos 380 mil millones de pesos.

Un punto porcentual del PIB de México equivale a unos 158 mil millones de pesos. En 2012 las aportaciones del gobierno federal a la seguridad social alcanzan 368 mil 687 millones de pesos, según cifras de la Secretaría de Hacienda.

La semana pasada el FMI publicó un avance de su informe semestral de expectativas económicas en el que alertó sobre lo que llamó riesgo de longevidad, determinado por el aumento en la expectativa de vida en prácticamente todo el mundo y el costo que tiene para los sistemas de pensiones, dado que un trabajador vive más años después de jubilarse.

Las implicaciones financieras de que la gente viva más de lo esperado son muy grandes. Si el promedio de vida aumenta para 2050 tres años más de lo previsto hoy, los costos del envejecimiento, que ya son enormes, aumentarían 50 por ciento, expuso el FMI en ese documento.

Este martes, en la presentación de su publicación semestral Monitor fiscal, el organismo planteó, para el caso de México, cifras sobre el monto a valor presente de las obligaciones fiscales que se generarán en menos de dos décadas por el gasto en pensiones y en salud.

El valor actualizado –cifra que pone en pesos actuales el costo que representaría que todos los trabajadores que ahora cotizan en un sistema de seguridad social pasaran a retiro– del gasto en pensión para el periodo de 2010 a 2050 es equivalente a 16.7 por ciento del producto interno bruto, unos 2 billones 638 mil 600 millones de pesos, según el PIB esperado oficialmente para este año.

En el caso del gasto en salud, el valor actual para el mismo periodo de 2010 a 2050 llega a 5 billones 956 mil 600 millones de pesos, 37.7 por ciento del PIB.

La suma de ambas cantidades, 8 billones 595 mil 200 millones de pesos, es equivalente a 54.4 por ciento del producto interno bruto, cantidad que supera con amplitud el saldo actual de todas las obligaciones contraídas por el sector público mexicano que, de acuerdo con el propio cálculo del FMI, alcanza 43.8 por ciento del PIB actualmente.