Cultura
Ver día anteriorLunes 7 de mayo de 2012Ver día siguienteEdiciones anteriores
Servicio Sindicado RSS
Dixio

La artista exhibe El negro, basamento del universo en el MCM

Beatriz Zamora no da por concluida su obra: siempre estoy por empezar
Merry MacMasters
 
Periódico La Jornada
Lunes 7 de mayo de 2012, p. a11

La pintora Beatriz Zamora, quien trabaja el color negro desde 1977, asegura que no es capaz de dar por concluido su estudio: Siempre estoy por empezar, expresa la artista con motivo de El negro, basamento del universo, exposición antológica de más de 30 cuadros, que se exhibe en el Museo de la Ciudad de México (MCM).

Desde que comenzó a basar su obra en el negro, Zamora trabaja con 10 planteamientos: Mi idea de toda la vida ha sido hacer una exposición de 10 planteamientos, con 10 cuadros de cada uno, para que se entienda. Pero, necesitaría un centenar de cuadros para una exposición de ese tipo, lo cual no es posible. Sin ser cronológica, la muestra comprende obra que abarca 35 años; está asociada de manera diferente para que los planteamientos se entiendan de modo individual, pero que al final funcionan como conjunto.

Los planteamientos se distinguen entre sí por su técnica, su forma y su materia. Ninguno tiene nombre: todos se llaman El negro, porque se trata de una sola obra. Entre los cuadros incluidos en la exposición está la polémica pintura con que Zamora ganó el Premio Nacional de Bellas Artes en 1978, que fue descolgada y arrojada por la escalera, la cual abre la exposición.

En etrevista, Zamora anota que más allá del cuento de la escalera, se trata del primer cuadro negro en la historia del arte y de ese tamaño. En esa época Pierre Soulage (1919) todavía no llegaba al negro absoluto. Pero, Soulage es Soulage. (El artista francés expuso en el MCM en 2010.)

–¿Qué la llevó al negro?

–No fue una decisión. Mira, lo tienes que pensar, tienes que ver qué necesita el país, cuál es el problema, cómo puedes ayudar a sanar la cultura.

Me tomó 12 años de preparación, de investigación y de entender bien, primero, por qué y para qué; después vino el desarrollo del trabajo. Pero, antes del negro hice la Tierra, obra que vinculé al problema del deterioro ecológico.

Respecto de los alcances del negro, Zamora apunta: “Dicen los físicos que 98 por ciento de la materia del universo es oscura, negro absoluto, silencio, la nada. También los físicos dicen que este lugar es el potencial total de la ley natural. Bueno, dicen que con una cucharadita de esto se puede hacer un planeta como la Tierra. Es toda la inteligencia de todo el universo, toda la sabiduría, toda la belleza, todo el amor.

Somos hijos del universo y como tal no podemos estar exentos de eso que está en nosotros, pero al no ser conscientes de que somos hijos del universo, vienen los problemas, porque si lo fuéramos tendríamos poder, libertad, salud, alegría, riqueza y paz... amor.

Para Zamora no ha sido fácil introducir el negro en el gusto del público, no obstante, siente que el trabajo de un artista no está en función de que te entiendan, te quieran, te acepten. Es un trabajo por encima de todo. No es para dar gusto a nadie. Es el patrimonio cultural de un país; entonces, no podemos jugar a las ventas. Se trata de trabajar con ética, punto.

Añadir un comentario