Política
Ver día anteriorMiércoles 22 de agosto de 2012Ver día siguienteEdiciones anteriores
Servicio Sindicado RSS
Dixio
Caso Assange, tema de debate, señala experta
Ciro Pérez Silva
 
Periódico La Jornada
Miércoles 22 de agosto de 2012, p. 16

El caso de Julian Assange obliga a replantear la protección de los derechos humanos de los perseguidos, afirmó la doctora Silvia Dutrénit Bielous, investigadora del Instituto Mora, quien advirtió que Gran Bretaña corre el grave riesgo de violentar todos los tratados relacionados con el asilo político si no concede el salvoconducto para que el asilado viaje a Ecuador, o si cumple con la amenaza de invadir la embajada ecuatoriana en Londres para aprehender al fundador de Wikileaks.

Si algo faltaba para poner sobre la mesa el debate relativo a las peticiones de asilo y la violación a los acuerdos internacionales que lo sustentan, la situación de Julian Assange y las amenazas de Gran Bretaña y Estados Unidos en su contra proveen el mejor ejemplo de cómo se sobreponen al derecho internacional los intereses de las naciones más desarrolladas, insistió.

Experta en temas de asilo en América Latina, Silvia Dutrénit convino en que por la exposición del caso es poco probable que Gran Bretaña opte por negar el salvoconducto a Assange y dejarlo en la embajada de Ecuador por un tiempo indeterminado.

Recordó casos como el del ex presidente de Argentina Héctor Cámpora, quien amenazado por la dictadura militar se asiló en 1976 en la representación diplomática de México en aquel país y recibió un salvoconducto hasta 1979, cuando al fin pudo viajar a México. En su momento, la embajada de Estados Unidos en Argentina apoyó al gobierno sudamericano en la negativa de otorgar un salvoconducto a Cámpora, quien compartió asilo con Juan Manuel Abal Medina, otro perseguido por el régimen militar, que tuvo que esperar el salvoconducto en la sede diplomática de México hasta 1982, seis años y meses después de su ingreso.

Jueces y parte

A su vez, Gerardo Palomar, director de programas de derecho del Tecnológico de Monterrey campus Santa Fe, consideró que “la revelación de la verdad (a través de Wikileaks)” pone en jaque no sólo a Estados Unidos sino a muchos otros países, y por eso la molestia contra Assange. Mi lectura es que posiblemente entren a la fuerza a la embajada, lo tomen como prisionero y después lo juzguen, como para demostrar que un civil no puede más que una potencia como Estados Unidos. Creo que vamos a ver una demostración de fuerza bruta por parte de Gran Bretaña, que junto a Estados Unidos son jueces y parte al mismo tiempo.

Gerardo Palomar cuestionó también el interés del presidente de Ecuador, Rafael Correa, de ofrecer asilo a Assange, cuando se sabe que no hay pleno respeto a la libertad de prensa en Ecuador. Consideró por ello que detrás de este interés por proteger a Assange está el de países como Venezuela o Brasil, que se sumarían en bloque a la condena al “imperialismo yanqui, que es en realidad quien tiene interés en juzgar y condenar con la mayor pena posible al fundador de Wikileaks”.

Enlaces:

Los cables sobre México en WikiLeaks

Sitio especial de La Jornada sobre WikiLeaks