Sociedad y Justicia
Ver día anteriorDomingo 21 de octubre de 2012Ver día siguienteEdiciones anteriores
Servicio Sindicado RSS
Dixio

Presentan investigación sobre 41 jóvenes ante la Academia Estadunidense de Pediatría

Descartan que el acoso cibernético sea factor único en suicidio de adolescentes

En casos reportados también hubo intimidación en las escuelas o depresión, advierte estudio

Notimex
 
Periódico La Jornada
Domingo 21 de octubre de 2012, p. 38

Chicago, 20 de octubre. El acoso cibernético no es un factor único que lleve al suicidio a los adolescentes, pues en los casos reportados existen también antecedentes de intimidación en la escuela o depresión, reveló un estudio pediátrico.

La investigación, presentada este sábado en la Conferencia Nacional de la Academia Estadunidense de Pediatría (AAP, por sus siglas en inglés), señala que el uso de Internet, teléfonos móviles y otras tecnologías para acosar o maltratar a una persona rara vez es un factor único en los suicidios.

En el acto que se realiza este fin de semana en Nueva Orleáns, Luisiana, John C. LeBlanc, autor principal del estudio Acoso cibernético y suicidio: análisis retrospectivo de 41 casos, expuso que estas muertes tienen causas mucho más complejas.

Indicó que Internet es sólo un elemento, pero casi siempre existen otros más como enfermedades mentales o la intimidación cara a cara.

El equipo de investigadores evaluó los informes de suicidios juveniles donde el ciberacoso fue reportado, y revisó datos en medios en línea, redes sociales e información demográfica.

Además, utilizó estadísticas descriptivas para el análisis de la tasa prexistente de enfermedad mental, la ocurrencia conjunta de otras formas de intimidación, y las características de los medios electrónicos asociados con cada caso de suicidio.

El estudio identificó 41 casos de suicidio, 24 hombres y 17 mujeres, en edades de 13 a 18 años en Estados Unidos, Canadá, Reino Unido y Australia.

El 24 por ciento de los adolescentes fueron víctimas de acoso por homofobia, incluyendo 12 por ciento de quienes se identificaron como homosexuales, y otro 12 por ciento heterosexuales o de preferencia sexual desconocida.

Un 15 por ciento de los suicidios se produjeron en septiembre, seguido de enero, con 12 por ciento, aunque el estudio plantea que estas tasas más altas pueden haber ocurrido por casualidad.

La incidencia de casos de suicidio reportados aumentó con el tiempo, con 56 por ciento ocurridos desde 2003 a 2010, frente a 44 por ciento de enero de 2011 a abril de 2012.

El 78 por ciento de los adolescentes que se suicidaron fueron intimidados tanto en la escuela como por Internet y 17 por ciento atacados únicamente en línea.

Un trastorno del estado de ánimo se informó en 32 por ciento de los jóvenes, y los síntomas de depresión en 15 por ciento.

El ciberacoso ocurrió a través de diversos medios de comunicación, y en 21 casos se menciona que sucedió a través de Facebook y Formspring, mientras que mensajes de texto o de video se observaron en 14 casos.

LeBlanc dijo que el ciberacoso ocurre generalmente en el contexto de una intimidación regular. Debido al anonimato, estas redes sociales pueden alentar la intimidación, pero es difícil probar una relación de causa y efecto, aunque hay poca justificación para el anonimato.

Arma de fuego en casa aumenta el riesgo: AAP

En el congreso también se analizó el tema de las muertes por armas de fuego, del cual se destacó que aún cuando las tasas generales han bajado en las recientes dos décadas, en el caso de los jóvenes estadunidenses sigue siendo una de las tres principales causas de fallecimiento.

La AAP dio a conocer su declaración de política Lesiones con armas de fuego que afectan a la población infantil, donde destaca que la presencia de estos elementos en casa aumenta el riesgo de muerte por suicidio u homicidio.

Se estima que en 38 por ciento de los hogares estadunidenses con menores de 18 años se tiene un arma propia, muchas de las cuales se guardan cargadas o sin seguro.

Existen pruebas científicas convincentes de que la presencia de un arma en la casa de un adolescente aumenta el riesgo de suicidio, incluso en ausencia de un diagnóstico siquiátrico, dijo el pediatra Denise Dowd, uno de los principales autores de la declaración que se discutió en la sesión de este sábado.

Las probabilidades de suicidio son particularmente altas si la pistola se mantiene cargada, por lo que una elemental recomendación a los padres de familia es el seguimiento de prácticas de almacenamiento seguro de estas armas.