Ciencias
Ver día anteriorViernes 9 de noviembre de 2012Ver día siguienteEdiciones anteriores
Servicio Sindicado RSS
Dixio

Cuba, único país que ofrece una alternativa para evitar que avance el mal: Yareli Peñaloza

Ceguera nocturna, uno de los primeros síntomas de la retinosis pigmentaria
Foto
La enfermedad es de carácter degenerativo y hereditario. En la imagen, una británica que participó en una feria en CubaFoto Reuters
De la Redacción
 
Periódico La Jornada
Viernes 9 de noviembre de 2012, p. 3

La ceguera nocturna es uno de los primeros síntomas de la retinosis pigmentaria, señaló Yareli Peñaloza, del Centro de Medicina Integral y Cubana.

Una vez que el paciente presenta disminución de la capacidad visual durante la noche, es necesario que se realice una valoración por el especialista para descartar retinosis pigmentaria, o detectarla oportunamente, explicó Peñaloza, en el contexto del Día Mundial de esa enfermedad, celebrado en septiembre.

La especialista agregó que se pueden presentar cuadros de terror nocturno al tener la sensación de perder la vista, que en ocasiones pueden confundirse con problemas siquiátricos, por lo que es importante visitar al especialista para diagnoticar el padecimiento antes de iniciar algún tratamiento médico.

Enfermedad silenciosa

La retinosis pigmentaria es una enfermedad ocular, de carácter degenerativo y hereditario, que produce una grave disminución de la capacidad visual y en muchos casos conduce a la ceguera. Este padecimiento aparece de forma silenciosa y lenta, lo retarda la detección.

Yareli Peñaloza explicó que la enfermedad puede tardar hasta 15 años en desarrollarse desde que se tienen los primeros síntomas. Es más frecuente en personas de entre 25 y 40 años de edad, aunque hay casos en los que los afectados son menores de 20 años; el mal se presenta con menor frecuencia en personas mayores de 50 años.

Otro síntoma del padecimiento es la pérdida progresiva del campo visual hasta formar una visión en túnel; sin embargo, refirió la especialista, la pérdida grave de visión no afecta a todas las personas por igual, incluso dentro de la misma familia, ya que hay casos en los que los hijos están más afectados que sus padres.

A pesar de que ha aumentado el número de investigadores sobre esta enfermedad a escala internacional, Cuba es el único país que ofrece una alternativa para detener el avance de la retinosis pigmentaria. En la isla se han beneficiado pacientes de 82 naciones –incluido México– con el procedimiento médico cubano.

Yareli Peñaloza detalló que el Centro de Medicina Integral y Cubana sirve como punto de enlace para los pacientes mexicanos de esa enfermedad, ya que son enviados a los hospitales cubanos.

Asimismo, Peñaloza dijo que para apoyar a quienes padecen retinosis pigmentaria el Centro de Medicina Integral y Cubana solicita a los pacientes un resumen clínico, mismo que es enviado a Cuba; posteriormente se determina si pueden ser atendidos en la isla y, de ser así, se programa el viaje y la clínica en la que serán atendidos.

Cuando el paciente regresa a México cuenta con vigilancia y seguimiento en el Centro de Medicina Integral y Cubana, que ofrece además servicios como ozonoterapia, laserterapia para el dolor, atención a enfermos de vitíligo, soriasis, restauración neurológica y rehabilitación a pacientes adictos, entre otros tratamientos, que se aplican en Cuba.

Para mayor información el Centro de Medicina Integral y Cubana se encuentra en la calle Tuxpan número 2 , despacho 303, en la colonia Roma Sur, de la delegación Cuauhtémoc, o al teléfono 5219- 8673 y 5219-8679 o se puede solicitar en el correo informes@medicinacubana.com.mx