Política
Ver día anteriorJueves 20 de diciembre de 2012Ver día siguienteEdiciones anteriores
Servicio Sindicado RSS
Dixio

La ex priísta se dijo en contra de la privatización simulada o abierta de la formación

Gordillo dice no a la reforma educativa; no es con amenazas como mejoraremos

Si soy yo la que estorba, hagan de mí lo que quieran, pero con los maestros no, sostuvo

Foto
Elba Esther Gordillo ofreció anoche una conferencia de prensa en la que lució muy exaltadaFoto José Antonio López
Laura Poy Solano
 
Periódico La Jornada
Jueves 20 de diciembre de 2012, p. 8

La lideresa magisterial Elba Esther Gordillo Morales se lanzó contra la reforma educativa del presidente Enrique Peña Nieto al asegurar que no aceptará ninguna medida que lesione los derechos del magisterio. Y advirtió: Si soy yo la que está estorbando, hagan de mí lo que quieran, pero contra los maestros no. Sólo ellos decidirán si quieren que me quede o me vaya.

Luego de que en días previos el Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE) diera su espaldarazo a la iniciativa, la ex priísta indicó que no estamos en venta, estamos en pie de lucha por las demandas del magisterio. Dejó en claro que no es coercionando ni amenazando como se van a tener mejores resultados.

Con golpes a la mesa advirtió que no estamos buscando guerra ni pleito, pero anunció que hoy darán a conocer su estrategia para enfrentar el proyecto presidencial, pues es irresponsable e inaceptable culpar a los maestros de la crisis del sistema educativo. No permitiremos que se lesione en lo más mínimo la dignidad de ningún maestro.

En el seno de la 35 sesión extraordinaria del Consejo Nacional del sindicato, afirmó que está en contra de la privatización de la educación simulada o abierta, pues aseguró que el SNTE está por una formación de calidad, laica, pública, popular, gratuita y nacional.

Arremete contra partidos

Sin embargo, admitió que los anuncios realizados por Peña Nieto en torno a convertir la evaluación en ley no es más que la legalización de lo que acordamos con el gobierno pasado, pero enfatizó que evaluación no es calificar, sino medir fortalezas y debilidades para atenderlas.

Un par de horas después de que en la Cámara de Diputados se aprobara en lo general la reforma educativa, afirmó que el gremio no está en favor de reformas sino por cambios estructurales de alto calado, los cuales no se alcanzarán sin una transformación a la educación normal con la participación de los maestros.

En el encuentro, donde mostró a los medios de comunicación una copia de la toma de nota que acredita a la organización como titular de las relaciones laborales del magisterio ante el Estado, Gordillo arremetió contra las tres principales fuerzas políticas.

Lamentó que el Partido Acción Nacional (PAN) no haya querido reconocer lo que sus gobiernos avanzaron en materia educativa. Al Revolucionario Institucional (PRI) lo acusó de no ver las cosas con la suficiente claridad que el país necesita y al de la Revolución Democrática (PRD) de claudicar ante una bandera muy importante.

Después de una jornada que inició desde las 13 horas en el llamado búnker del SNTE, ubicado en Santa Fe, la lideresa ofreció por la noche una conferencia de prensa en la que presentó la posición del gremio ante la aprobación, en lo general, de la reforma educativa en la Cámara de Diputados.

Para ello pidió que la dirigente de la sección 12 de Durango, Adriana de Jesús Villa, explicara los motivos de su rechazo a la iniciativa. La representante sindical dijo que la evaluación no puede ser lo que nos permita o no permanecer en el servicio. No puede ser determinante porque el maestro no es el único responsable del proceso educativo.

Al retomar la palabra, Gordillo Morales, quien se encontraba rodeada de integrantes del Comité Ejecutivo Nacional, así como del secretario general del gremio, Juan Díaz de la Torre, reconoció que en el tema educativo hay debilidades y que se requiere una transformación.

Pero advirtió que sólo la miopía puede pretender responsabilizar de la debacle educativa a un actor: al SNTE. Esto, dijo, sin haber abierto una reflexión colectiva y responsable del porqué estamos así.

Reunidos en un salón contiguo a donde sesionaban cerca de 300 concejales del país, informó que como presidenta del Consejo General Sindical para el Fortalecimiento de la Educación Pública, creado ex profeso para ella, no estará al frente de los procesos de negociación salarial ni de gestoría ante la Secretaría de Educación Pública, ni en ninguna otra dependencia federal, tarea que dijo corresponde al secretario general del gremio, y al CEN del SNTE.

Luego de anunciar que los trabajos del consejo se declararon en sesión permanente, por lo que se prevé concluyan hoy, informó que también se analizarán las demandas salariales del gremio y las condiciones de infraestructura y equipamiento en las escuelas.

Añadir un comentario