Política
Ver día anteriorDomingo 28 de abril de 2013Ver día siguienteEdiciones anteriores
Servicio Sindicado RSS
Dixio

Directivos de centros de educación superior reiteran apoyo a Narro Robles y a la UNAM

Universidades, aliadas de los jóvenes ante la crisis social, plantean rectores

Exhortan a ocupantes de la torre de rectoría a dirimir diferencias mediante el diálogo

Foto
Jóvenes que apoyan la toma de la rectoría de la UNAM leyeron este sábado un comunicado invitando al rector al diálogoFoto Yazmín Ortega Cortés
Laura Poy Solano
 
Periódico La Jornada
Domingo 28 de abril de 2013, p. 5

A más de una semana de la toma de rectoría de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), rectores de universidades públicas estatales señalaron que en un contexto de descomposición social como el que enfrenta el país, las instituciones universitarias somos un aliado, y no un enemigo de los jóvenes.

Tras reiterar su apoyo total al rector de la máxima casa de estudios, José Narro Robles, exhortaron a quienes mantienen cerrado el edificio universitario a resolver cualquier diferencia por medio del diálogo, pues advirtieron que no es con la violencia como se podrán resolver los problemas.

Lejos del espíritu universitario

Autoridades universitarias de Michoacán, Sonora, Tamaulipas y Jalisco, destacaron que nada está más lejos del espíritu universitario que el uso de la fuerza para imponer un punto de vista, pues las universidades son, por esencia, el espacio para el libre debate de las ideas.

Tonatiuh Bravo Padilla, rector de la Universidad de Guadalajara (UdeG), destacó que hay preocupación por el conflicto en la UNAM, pues subrayó que la violencia no forma parte de la vida universitaria. Y consideró que el edificio debe ser liberado por quienes lo ocupan.

Explicó que la UdeG será siempre respetuosa de las decisiones que tome la comunidad de la UNAM en el uso pleno de su autogobierno, y como institución expresamos todo nuestro apoyo al rector Narro y a la comunidad de directores de facultades y escuelas.

Salvador Jara Guerrero, rector de la Universidad Michoacana de San Nicolás de Hidalgo, destacó que vemos con mucha preocupación lo que está sucediendo, pues pareciera que se confunde un exceso de garantismo en lo individual, con la aplicación de la ley.

No podemos soslayar, dijo, que hay un despojo a la UNAM y que se debe aplicar el estado de derecho. Se enfrenta una situación muy delicada en que cualquier exceso de la fuerza se puede tomar como represión, pero también se deben distinguir claramente los derechos de manifestación y libertad de expresión, con los casos en que se llega a delinquir.

Señaló que entre la comunidad de rectores hay preocupación, porque lo que ocurra en la UNAM podría replicarse en otros campus, y no sabemos si se trata de grupos de provocadores que quizá lo único que buscan es desprestigiar la educación superior pública.

Heriberto Grijalva Monteverde, rector de la Universidad de Sonora, instó a quienes mantienen tomada la rectoría a que recapaciten y consideren que el diálogo es la única forma de resolver los problemas entre universitarios.

Reiteró que como espacio para el debate de las ideas, las universidades han sido un lugar privilegiado para el encuentro de posiciones, muchas veces encontradas, pero la base para alcanzar cualquier acuerdo es el respeto por las posiciones del otro, donde no cabe el uso de la violencia.

José María Leal Gutiérrez, rector de la Universidad Autónoma de Tamaulipas, señaló que las instituciones de educación superior también somos reflejo de nuestra sociedad y debemos impulsar una solución pacífica de los conflictos.

Es importante, agregó, tratar de convencer por todos los medios a quienes ocupan la rectoría que la violencia no es el camino para solucionar un conflicto, que se tiene el derecho a protestar y a disentir, pero sin afectar la vida universitaria.