Mundo
Ver día anteriorSábado 13 de julio de 2013Ver día siguienteEdiciones anteriores
Servicio Sindicado RSS
Dixio

El estadunidense buscará después trasladarse a algún país de América Latina

Anuncia Edward Snowden que pedirá asilo temporal a Rusia

Acusa a Washington de violar leyes y critica las amenazas a naciones latinoamericanas

En Moscú, primera aparición en público del ex contratista de la Agencia de Seguridad Nacional

Foto
Edward Snowden, ex trabajador de la Agencia Central de Inteligencia, acompañado por una mujer no identificada y Sarah Harrison (derecha), del equipo de Wikileaks, durante la reunión en la zona de tránsito de la terminal aérea de SheremetyevoFoto Ap
Juan Pablo Duch
Corresponsal
Periódico La Jornada
Sábado 13 de julio de 2013, p. 22

Moscú, 12 de julio.

Acorralado en Moscú, sin documentos para poder viajar ni rutas seguras para llegar a su exilio, Edward Snowden anunció este viernes que pedirá a Rusia asilo temporal para, pasado un tiempo, desplazarse al país de América Latina que lo acogerá en calidad de asilado político.

La víspera, con ayuda del equipo de Wikileaks que lo asesora, el fugitivo convocó a 13 invitados, en representación de organizaciones no gubernamentales, diputados de la Duma y dos abogados de renombre para hablar sobre su situación y leer una declaración.

La cita era a las 17 horas en la zona de tránsito internacional de la terminal E del aeropuerto Sheremetyevo de Moscú, donde se supone que ha estado desde que llegó, el 23 de junio anterior, huyendo de Hong Kong en un vuelo comercial, tras revelar detalles de programas secretos de espionaje de Estados Unidos en Internet.

Hola. Mi nombre es Ed Snowden. Hace algo más de un mes tenía una familia, una casa en el paraíso y vivía muy cómodamente. También podía buscar, incautar y leer tus comunicaciones. Las tuyas y las de cualquiera, en cualquier momento. Esto es, tenía el poder de cambiar los destinos de la gente, comenzó con estas palabras la lectura del documento.

Argumentó por qué es ilegal lo que hace Estados Unidos: “También es una seria violación de la ley. La cuarta y quinta enmiendas a la Constitución de mi país, el artículo 12 de la Declaración Universal de los Derechos Humanos y numerosas leyes y tratados prohíben sistemas de vigilancia masiva y omnipresente. A pesar de que la Constitución de Estados Unidos señala estos programas como ilegales, mi gobierno argumenta que unas decisiones judiciales secretas, que el mundo no está autorizado a ver, de alguna forma legitiman un asunto ilegal (…)”.

Mencionó el antecedente histórico que avala su comportamiento: “Creo en el principio declarado en Nuremberg en 1945: ‘Los individuos tienen deberes internacionales que van más allá de las obligaciones nacionales de obedecer. Es por eso que los ciudadanos en lo individual tienen el deber de transgredir las leyes nacionales para prevenir que sucedan crímenes contra la paz y la humanidad’”.

Explicó sus motivos personales: “(…) hice lo que creí correcto y empecé una campaña para corregir estas aberraciones. No busco hacerme rico. No busco vender secretos estadunidenses. No he colaborado con ningún gobierno extranjero para garantizar mi seguridad. En vez de eso he mostrado a todos lo que sé, lo que nos afecta a todos para que podamos discutirlo a plena luz del día, y he pedido al mundo que se haga justicia”.

Subrayó que no se arrepiente de nada: Esta decisión moral de contar al público el espionaje que nos afecta a todos ha costado caro, pero era lo correcto y no me arrepiento de nada.

Habló de la persecución en su contra: (…) el gobierno y los servicios de inteligencia de Estados Unidos de América han intentado convertirme en ejemplo, advertencia a todos aquellos que puedan hablar como lo he hecho. Me he convertido en un apátrida y perseguido por haberme expresado políticamente. El gobierno de EU me ha colocado en una lista de personas que tienen prohibido volar”.

Condenó la denegación del permiso de sobrevuelo del avión del presidente de Bolivia, Evo Morales: Incluso (EU) ha tomado el paso sin precedente de ordenar a sus aliados militares que retuviesen el avión de un presidente latinoamericano para buscar a un refugiado político. Esta peligrosa escalada de acontecimientos representa una amenaza no sólo a la dignidad de América Latina, sino a los derechos fundamentales compartidos por cualquier persona en cualquier país: vivir libre de persecuciones y buscar y obtener asilo.

Agradeció la disposición de otorgarle asilo de Rusia y de varias naciones de América Latina: Y aun enfrentados a esta agresión históricamente desproporcionada, hay países que han ofrecido apoyo y asilo. Éstos, entre los que se incluyen Rusia, Venezuela, Bolivia, Nicaragua y Ecuador, tienen mi gratitud y mi respeto por ser los primeros en enfrentarse a las violaciones de derechos humanos ejecutadas por los poderosos y no por los débiles. Al rehusarse a comprometer sus principios ante las intimidaciones se han ganado el respeto del mundo. Es mi intención viajar a cada uno de estos países para agradecer personalmente a sus pueblos y líderes.

Elogió la posición de Venezuela: Hoy anuncio que acepto formalmente todas las ofertas de asilo que me han hecho, así como las que se me puedan hacer en el futuro. Gracias al asilo concedido por el presidente Maduro, de Venezuela, por ejemplo, paso a ser formalmente un asilado, y ningún Estado tiene argumentos para limitar o interferir en mi derecho a hacer uso de ese asilo.

Por último pidió ayuda para romper el círculo vicioso en que se encuentra: “(…) pido su colaboración para conseguir salvoconductos de los estados que corresponda para asegurar mi viaje a América Latina, además de pedir asilo en Rusia hasta que dichos estados cumplan la ley y se me autorice viajar de forma legal. Hoy entregaré mi solicitud a Rusia, y espero que sea aceptada”.

El texto completo de la declaración de Snowden está disponible en la página web de Wikileaks en este enlace: http://wikileaks.org /Statement-by-Edward-Snowden-to.html

La primera aparición en público de Snowden, en poco menos de tres semanas, no pudo llevarse a cabo sin el visto bueno del gobierno ruso, cuidadoso de las formalidades para no agravar la ya de por sí deteriorada relación bilateral con Estados Unidos.

Al insistir en que Snowden no ha entrado en territorio ruso, el Kremlin cerró los ojos a que los invitados del fugitivo pudieran cruzar la frontera del país sin un boleto de viaje ni pasaporte diplomático que da derecho a las embajadas a obtener un pase especial para entrar en la zona de tránsito.

Esto significa que Rusia no quiso ceder en las negociaciones con el país dispuesto a asilar a Snowden en nada que pudiera interpretarse como complicidad para sacar del país al fugitivo de forma encubierta e ilegal.

La única vía apegada a derecho, desde la perspectiva del Kremlin, es que Snowden solicite asilo temporal y acepte las condiciones del presidente Putin para poder quedarse en Rusia y moverse libremente.

La prosperidad

Putin afirmó que Snowden tiene que cesar toda actividad que dañe los intereses de Estados Unidos. El fugitivo dijo hoy que no tiene esa intención, que busca, por el contrario, la prosperidad estadunidense.

Snowden considera que las revelaciones que ha hecho sólo benefician al mundo, y no aclaró si piensa suspender las filtraciones mientras permanezca en territorio de Rusia, en caso de que se le conceda el asilo temporal.

El Kremlin, por conducto de su vocero, Dimitri Peskov, dijo que aún no ha recibido la petición de asilo temporal de Snowden, pero reiteró que las condiciones mencionadas por el presidente Putin se mantienen intactas.

El gobierno ruso prohibió la celebración de una conferencia de prensa de Snowden, lo que hubiera tenido mayor impacto mediático que el encuentro a puerta cerrada con los representantes de las ONG.

Por cierto, ante la frustración de no poder hablar con el fugitivo, los más de 100 periodistas, entre corresponsales extranjeros y reporteros locales que acudieron a Sheremetyevo, estuvieron a punto de provocar una avalancha cuando rompieron una escalera eléctrica al intentar subir al mismo tiempo, para ser los primeros en llegar a donde se suponía que estaba el personaje.

Enlaces:

Los cables sobre México en WikiLeaks

Sitio especial de La Jornada sobre WikiLeaks