Política
Ver día anteriorViernes 8 de noviembre de 2013Ver día siguienteEdiciones anteriores
Servicio Sindicado RSS
Dixio

Necesarias, normas que nos den certidumbre, dice a diputados

Estar en las calles no es nuestra vocación: Cienfuegos Zepeda

‘‘Seguiremos brindando seguridad en zonas estratégicas’’, indica el militar

Foto
Manlio Fabio Beltrones, el general Salvador Cienfuegos, Ricardo Anaya y Silvano Aureoles, durante la ceremonia por los 100 años del Ejército, acto realizado en San LázaroFoto José Antonio López
Roberto Garduño y Enrique Méndez
 
Periódico La Jornada
Viernes 8 de noviembre de 2013, p. 6

El secretario de la Defensa Nacional, Salvador Cienfuegos Zepeda, planteó que el Ejército no desea seguir en las calles, pero dijo a la Cámara de Diputados que las fuerzas armadas requieren normas que otorguen certidumbre en tareas de seguridad pública, ‘‘sin menguar capacidades de defensa y de seguridad nacional’’.

En respuesta a si los militares quieren continuar en tareas de seguridad, precisó: ‘‘No es nuestra vocación, cumplimos las órdenes que nos dan’’.

Sin embargo, en entrevista posterior a su participación en la ceremonia por el centenario del Ejército Constitucionalista, el titular de la Sedena matizó que los diputados ‘‘son los que toman las decisiones y establecen nuestras normas, aunque también es la sociedad la que quiere que sigamos en las calles’’.

Cienfuegos Zepeda resaltó que se reforzará la presencia militar en zonas estratégicas de todo el país. ‘‘Donde sea necesario ahí estaremos. Yo estoy a gusto con lo que estamos haciendo’’, declaró.

Asimismo, en su discurso en el vestíbulo de la Cámara de Diputados, donde se develó una placa alusiva, expresó que los militares ‘‘ceñimos nuestro desempeño a la norma que el Congreso nos establezca y a las directivas que el presidente Enrique Peña Nieto, comandante supremo de las fuerzas armadas, nos ha instruido y que tiene como fin último preservar la seguridad y el bienestar de los mexicanos’’.

Resaltó que el Ejército cumple cien años ‘‘de leal defensa de las libertades, las instituciones y la República y seguiremos dando todo por México. Con vocación de servicio, valor y estricta lealtad y disciplina, los soldados de la República respondemos a los difíciles retos de la nación con fidelidad a la patria, a sus instituciones, cumpliendo la ley, y con respeto irrestricto a los derechos humanos’’.

Mientras, en los discursos, el presidente de la mesa directiva de la Cámara, Ricardo Anaya Cortés (PAN), y el presidente de la Junta de Coordinación Política, Silvano Aureoles Conejo (PRD), contrastaron su opinión sobre la permanencia de militares en operativos de seguridad pública.

Anaya Cortés dijo que si bien el Ejército ha reaccionado con disposición y lealtad, arriesgando vidas y prestigio en el esfuerzo de combatir al crimen organizado, ‘‘México no debe abusar jamás de la lealtad de su Ejército. En las condiciones actuales, no sólo en Michoacán, retirar de estas tareas al Ejército sería impensable’’, pero acotó que los tres poderes deben ‘‘colaborar para que su intervención subsidiaria, y muy necesaria, sea una medida transitoria’’.

Silvano Aureoles consideró a su vez que el Ejército es, ‘‘ante la amenaza de la delincuencia que azota la estabilidad, la principal esperanza de los mexicanos’’.

En ese sentido, el legislador michoacano sostuvo que no se puede suponer que de un momento a otro los militares habrán de retirarse a sus cuarteles, ‘‘porque sería quitar uno de los principales soportes que mantienen viva la esperanza de superar los graves y severos problemas de seguridad’’ que actualmente existen en el país.

Aunque definió al Ejército como motor de confianza, aseguró que ‘‘no puede ni debe estar al servicio de la transitoriedad del poder político, (porque) no basta la visión unipersonal para ordenar el despliegue de su fuerza, porque las consecuencias que generan los agravios son difíciles de reparar’’.