Economía
Ver día anteriorMiércoles 4 de diciembre de 2013Ver día siguienteEdiciones anteriores
Servicio Sindicado RSS
Dixio

México, con la tasa más alta: 32%; Venezuela 31 y Argentina 29

FAO: tras reducir el hambre, la región enfrenta ahora el problema de obesidad
Matilde Pérez y Afp
 
Periódico La Jornada
Miércoles 4 de diciembre de 2013, p. 29

Después de lograr avances notables en la reducción del hambre, que en las últimas dos décadas pasó de afectar a 14.7 por ciento de la población al 7.9 por ciento actual, América Latina enfrenta ahora una nueva batalla: evitar el sostenido crecimiento de la obesidad, padecimiento que sufre 23 por ciento de los latinoamericanos, informó la Organización de Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO).

América Latina y el Caribe es la región que mayores avances ha logrado en la reducción del hambre a nivel global, al disminuir el porcentaje de personas que sufren hambre a casi la mitad en los últimos 20 años, destacó Raúl Benítez, representante de la FAO, durante la presentación del informe Panorama de la seguridad alimentaria y nutricional 2013, en la sede del organismo en Santiago.

A pesar de que los países de América Latina y el Caribe producen más alimentos de los que requieren para el consumo de su población, la subalimentación afecta a 47 millones de personas, en una población total de 600 millones, y 6.9 millones de niños menores de cinco años padecen desnutrición crónica, indicó.

En tanto, la FAO advirtió sobre un preocupante incremento de la obesidad en América Latina, que afecta a 23 por ciento de los adultos y a 7 por ciento de los niños en edad prescolar. México es el país con mayor tasa de obesidad, con 32 por ciento; le sigue Venezuela, con 31, y Argentina y Chile con 29 por ciento. El sobrepeso infantil está más extendido en Argentina, con 9.9; Perú, 9.8, y Chile, con 9.5 por ciento. El sobrepeso infantil ha crecido en 13 países de la región, destacó.

Es una guerra, estamos encontrando una nueva forma de hambre que no es por falta de calorías, y eso es lo que debemos enfrentar. Se necesitan todos los actores de la sociedad civil para resolver este problema, dijo a la agencia Afp, Eve Crownley, consejera sobre Estrategias de Sustento de la Agricultura y Reducción de la Pobreza de la FAO.

De acuerdo con el organismo, la obesidad comenzó a afectar con más fuerza a los latinoamericanos a partir del encarecimiento de los alimentos desde la crisis de 2008, lo que provocó cambios sustanciales en los estilos de vida de la población, como consumir comidas chatarra baratos, en lugar de alimentos sanos.

La obesidad provoca problemas cardiacos y diabetes, pero también produce un impacto sobre las finanzas del Estado, ya que la productividad en términos de mano de obra puede disminuir por las enfermedades causadas por la obesidad, afirmó Crownley. Para enfrentar este problema aconsejó soluciones como educación nutricional, promoción de actividad física y mejor acceso a comidas más sanas y baratas.

Añadir un comentario