Economía
Ver día anteriorMiércoles 4 de diciembre de 2013Ver día siguienteEdiciones anteriores
Servicio Sindicado RSS
Dixio
México SA

Decae PIB per cápita

El menor en tres años

Ánimo, Andrés Manuel

Carlos Fernández-Vega
C

on la novedad, por si alguien no lo había resentido, de que en los nueve primeros meses de 2013, con el nuevo gobierno en ejercicio, el producto interno bruto por habitante (PIB per cápita) reportó un resultado envidiable: 0.13 por ciento de crecimiento, o lo que es lo mismo, el peor registro de cuando menos los últimos 15 trimestres, de acuerdo con el análisis de la Cámara de Diputados.

Tal institución, por medio del Centro de Estudios de las Finanzas Públicas (CEFP), advierte que los más recientes indicadores económicos permiten confirmar que la actividad económica en el país continuó con su tendencia a la desaceleración durante el tercer trimestre del año; no obstante, el sistema de indicadores cíclicos anticipa una posible expansión. La debilidad del mercado externo y de la economía mundial se encuentran entre los principales factores que podrían limitar el ritmo de la actividad económica en los próximos meses, al tiempo que el menor dinamismo de la demanda interna ha estado influido por una menor generación de empleos formales y un repunte de la tasa anual de desempleo, por el deterioro de las ventas en los establecimientos comerciales, la caída en la confianza del consumidor, la reducción en la inversión y el menor ritmo en el otorgamiento de créditos.

El CEFP analiza el comportamiento del PIB real y PIB nominal. Sobre el primero detalla que de acuerdo con el Inegi, en el tercer trimestre de 2013 tuvo un incremento anual de 1.27 por ciento, cifra por abajo de la observada en el mismo periodo de 2012, cuando avanzó 3.11 por ciento. “Se aprecia que tal aumento fue mayor a lo previsto en la encuesta de Expectativas de los Especialistas en Economía del Sector Privado de octubre de 2013 (1.18 por ciento), a lo estimado por el Banco de México (1.2 por ciento) y a lo anticipado por la Secretaría de Hacienda (alrededor de uno por ciento).

Bajo el análisis de corto plazo, el desempeño económico repuntó. El PIB ajustado por los factores de estacionalidad pasó de una disminución de 0.55 por ciento en el segundo trimestre de 2013 a un aumento de 0.84 por ciento en el tercero. No obstante, el comportamiento de las actividades que lo integran también fue heterogéneo: las primarias se deterioraron al ir de un alza de 4.16 por ciento en el segundo trimestre de 2013 a una caída de 0.5 por ciento en el tercero; en tanto que las secundarias y terciarias repuntaron al pasar de una reducción de 0.91 y 0.41 por ciento, respectivamente, a un aumento de 0.89 y 1.30 por ciento, en ese orden. Hacia adelante, se anticipa que repunte el ritmo de la actividad económica.

No obstante, el sector privado advierte que los principales factores que podrían limitar el ritmo de la actividad económica durante los próximos meses, por orden de importancia, son: la debilidad del mercado externo y de la economía mundial; la política fiscal aprobada para 2014, la incertidumbre sobre la situación económica interna, la debilidad en el mercado interno, la inestabilidad financiera internacional y la ausencia de cambio estructural en México.

Sobre el PIB nominal, el CEFP apunta que, de acuerdo con el Inegi, en el tercer trimestre de 2013 ascendió a 16 billones 74 mil 983 millones de pesos, lo que implicó un crecimiento anual de 3.32 por ciento como resultado del aumento del producto interno bruto real (1.27 por ciento) y los precios implícitos del producto (2.03 por ciento. Esto último llama la atención debido a que el alza de precios en toda la economía fue menor a la que registró el índice nacional de precios al consumidor que, en el trimestre que se analiza, tuvo una inflación anual promedio de 3.44 por ciento.

El PIB nominal en dólares ascendió a un billón 244 mil 579 millones de dólares e implicó una expansión anual de 5.48 por ciento para el tercer trimestre de 2013. Por lo tanto, tomando en consideración a la población nacional, el PIB per cápita nominal en dólares fue de 10 mil 497.10, cifra superior en 4.29 por ciento al valor observado en el mismo trimestre de 2012 (10 mil 65.54 dólares); lo que se explicó, principalmente, por el nivel de la inflación total y la apreciación del tipo de cambio de 2.04 por ciento.

Para el tercer trimestre de 2013, el PIB real, que elimina el efecto inflacionario, alcanzó 13 billones 370 mil 137 millones de pesos a precios constantes de 2008. Así, asegura el CEFP, el PIB per cápita real fue de 112 mil 767.18 pesos por habitante (monto que se obtiene de una simple operación aritmética: dividir el monto del PIB entre el número de mexicanos, lo que equivaldría a decir que el más pobre entre los pobres obtiene lo mismo que Carlos Slim o cualquier otro empresario Forbes de origen autóctono), lo que implicó un aumento anual de 0.13 por ciento, tasa que contrasta con el incremento que se tuvo en el mismo trimestre de 2012 (1.91 por ciento), a pesar de que la población total creció (1.14 por ciento) por debajo de un año antes (1.18). En moneda estadunidense, el PIB per cápita real fue de 10 mil 148.08 dólares, monto superior al que se tuvo en 2012 (10 mil 119.14 dólares).

Por otro lado, el indicador global de la actividad económica (IGAE) tuvo, en el noveno mes de 2013, un alza real anual de 0.79 por ciento, cifra por debajo de la que registró en el mismo mes de 2012 (1.82). No obstante, el valor del índice presentó una pérdida acumulada de 6.53 por ciento con respecto a noviembre de 2012 (su nivel máximo histórico), esto ha implicado una tasa de reducción promedio mensual de 0.67 por ciento desde esa fecha.

Entre enero y septiembre de 2013 la actividad económica tuvo una crecida anual de 1.17 por ciento, menor a la observada en el mismo lapso de 2012, cuando fue de 4.11 por ciento. Por tipo de actividad se registró el siguiente comportamiento: las primarias reportaron un aumento de 1.15 por ciento, contra 6.94 de un año atrás; las secundarias disminuyeron 0.85 por ciento, contrastando con el alza que registraron en 2012 (3.23), y las terciarias avanzaron 2.01, menos de la mitad que un año atrás (4.51 por ciento). Sin embargo, apunta el CEFP, con cifras ajustadas por estacionalidad, el panorama es diferente: en el noveno mes de 2013 el IGAE exhibió una disminución de 0.42 por ciento, mientras un mes atrás había aumentado 0.12; así, presentó una reducción acumulada de 0.7 por ciento con relación a su máximo reciente de noviembre de 2012.

Las rebanadas del pastel

¡Ánimo!, Andrés Manuel, que eres mucho más fuerte que el susto de ayer.

Twitter: @cafe-vega

Añadir un comentario