Mundo
Ver día anteriorLunes 27 de enero de 2014Ver día siguienteEdiciones anteriores
Servicio Sindicado RSS
Dixio

Basta de violencia, clama Maduro

Marcha por la paz y por la vida en Venezuela

Convoca a opositores a sumarse a la causa

Foto
Conciertos, bailes y sesiones de ejercicios aeróbicos, entre otras actividades, marcaron la jornada contra la violencia ayer en varias ciudades de Venezuela. La imagen, en CaracasFoto Reuters
Afp, Dpa, Pl y Xinhua
 
Periódico La Jornada
Lunes 27 de enero de 2014, p. 31

Caracas, 26 de enero.

Miles de venezolanos se manifestaron hoy en Caracas y ciudades de los estados de Zulia, Anzoátegui, Monagas, Nueva Esparta y Delta Macuro, entre otras, en rechazo a la violencia que sacude al país. El presidente Nicolás Maduro atribuyó el origen de ésta a la pobreza y la desigualdad e instó a los simpatizantes del gobierno y de la oposición a trabajar en el plan que se elabora para enfrentar el crimen.

Convocados por el mandatario con el lema Por la paz y por la vida, los manifestantes salieron a las calles y principales plazas y participaron en distintas actividades como conciertos, bailes, sesiones de spinning y otros ejercicios aeróbicos para pedir la pacificación del país. A la par del oficialismo, también participaron en otros actos los sectores de la oposición.

Hoy estamos unidos en un solo clamor: basta ya de violencia. La paz, o la hacemos entre todos, o no será, aseguró Maduro a su llegada a la céntrica avenida Simón Bolívar de Caracas, principal punto de concentración, donde ,propuso entre otras medidas, más vigilancia en las carreteras y convertir los espacios públicos en territorios de paz.

El acto reunió a ministros, inluidos el del Interior y el de Turismo, uno de los sectores más afectados por la violencia. Otros ministros presidieron actos paralelos en Caracas y diferentes partes del país. Desde el estado de Monagas el presidente de la Asamblea Nacional Diosdado Cabello aseveró: vamos a trabajar por la paz en cada rincón de Venezuela.

Maduro insistió en que la televisión está llena de antivalores importados de Estados Unidos, lo que influye en los índices de criminalidad. Dijo que no se debe seguir rindiendo culto a la mentira, a la traición,al individualismo, a la ambición de riqueza fácil, y subrayó que ese modelo cultural antihumano está detrás de toda descomposición moral, ética y espiritual.

Aseveró que la violencia criminal se ha convertido en un espectáculo para la prensa amarillista, la industria de la cultura y el espectáculo hollywoodense. Convocó a todos los ciudadanos a dar la batalla por la paz con nuevos valores, tras culpar de la violencia criminal a la cultura que se nos impuso en 40 años previos a la revolución bolivariana.

Al inaugurar los actos del Movimiento por la paz y por la vida, el mandatario llamó a la oposición a sumarse y dejar el odio. Apuntó que un aspecto del plan de pacificación es el desarme general de la población civil, ya que la posesión de armas aumenta el riesgo de agresiones. Según estudios independientes, en el país circulan entre 4 y 6 millones de armas ilegales.

En esta jornada también se recogen propuestas de los ciudadanos para combatir el crimen, que el presidente quiere incorporar al plan de pacificación nacional que anunciará el 9 de febrero.

La opositora Eveling Trejo, alcaldesa de la petrolera Maracaibo, capital de Zulia, y segunda ciudad en importancia del país, celebró una marcha con miles de personas vestidas de blanco. Trejo, esposa del antichavista Manuel Rosales, exiliado en Perú, indicó que esta es una concentración para llamar a la reconciliación y al encuentro a aquellos que tienen armas y han perdido el camino del bien.

El gobernador del estado de Lara y uno de los líderes de la derecha opositora, Henry Falcón, felicitó al gobierno del presidente Maduro por el interés que ha mantenido para abrir las puertas del diálogo, en particular en el tema de la inseguridad. Durante un debate con el gobernador Aristóbulo Istúriz, Falcón instó a mancomunar esfuerzos, sin posturas ideológicas, para que fluyan las propuestas.

La violencia, que en 2013 dejó entre 39 y 79 homicidios por cada 100 mil habitantes, según cifras oficiales y de ONG, respectivamente, ya reunió hace varias semanas a Maduro con alcaldes y gobernadores de la oposición, entre ellos el líder Henrique Capriles, tras el asesinato de una ex reina de belleza y su pareja en una carretera turística a principios de enero.

Añadir un comentario