Espectáculos
Ver día anteriorMiércoles 9 de abril de 2014Ver día siguienteEdiciones anteriores
Servicio Sindicado RSS
Dixio

El creador de la muestra Amuleto, joya viva, interesado en conocer el ojo de venado

Aquí el uso de amuletos es muy extendido, y los hay contra la inseguridad: Kevin Murray

En el MNCP en Coyoacán se exhiben a partir de hoy 30 piezas de diseñadores contemporáneos

Arturo Cruz Bárcenas
 
Periódico La Jornada
Miércoles 9 de abril de 2014, p. a10

¿Cómo atraer la buena suerte y alejar la mala vibra, rachas malas, envidias y odios? Mínimo, con un amuleto, que para ser eficiente debe ser regalado, afirmó en entrevista Rodolfo Rodríguez, director del Museo Nacional de Culturas Populares (MNCP), quien informó que hoy se inaugurará la exposición Amuleto, joya viva, en dicho recinto de Coyoacán.

Explicó que se trata de la exhibición de 30 piezas creadas por diseñadores contemporáneos de Australia, Nueva Zelanda, Chile y México.

Amuleto, definen varios diccionarios, es un sustantivo masculino que refiere un objeto pequeño con poderes mágicos positivos. La muestra es presentada por la Fundación Oro Diseño para la Cooperación y el Desarrollo Cultural, que es una organización sin fines de lucro con sede en los Países Bajos, que actúa como una plataforma para provocar el trabajo de diseñadores de América Latina, proporcionando oportunidades para que puedan mostrar su obra en un entorno internacional.

El fin de esta exhibición es redescubrir el poder olvidado de algunos objetos para cambiar las vidas de las personas. Se pueden ver las transiciones del siglo XXI del hechizo tradicional y también historias conmovedoras de aquellos que los han usado.

Amuletos, joya viva a través del Pacífico comenzó su viaje hace dos años en Melbourne, para luego seguir en Nueva Zelanda, para ahora estar en México, donde se incluirá un espacio de interpretación que promoverá la curiosidad y el goce hacia la temática.

Creencias, fe, religión

Rodríguez añadió que los amuletos han estado presentes a lo largo de la historia en todas las actividades humanas. “Exponemos que hay talismanes para atraer la buena suerte. Desde un punto de vista popular, los amuletos están vinculados a las creencias, la fe, la religión, para el amor, la fortuna, el trabajo, la salud, etcétera. Están en nuestra vida cotidiana.

La parte mexicana por excelencia en el Distrito Federal está en el mercado de Sonora, donde se pueden hallar amuletos para el amor, el deseo. Quien tenga un problema puede venir a visitar la exposición y, quizá, hallar una solución. Hay que imaginar el deseo de querer recuperar la salud. Él trae un amuleto colgado al cuello contra las malas vibras.

Por su parte, Kevin Murray, curador de la muestra, expuso que cada objeto-amuleto que se instaló es un ejemplo de joyería contemporánea, que en este caso están asociados a la cosecha. En ciudades como el Distrito Federal hay otros problemas y un amuleto puede usarse contra la violencia o un eventual sismo. Unos son para atraer la suerte. En el caso de los chilenos se están usando por el miedo a nuevos terremotos. Quieren evitar que su mundo sea destruido.

Foto
Carnet de identificación, de Caz Guiney, uno de los objetos que forman parte de la muestra Amuleto, joya viva, que es presentada por la Fundación Oro Diseño para la Cooperación y el Desarrollo Cultural, organización sin fines de lucro con sede en los Países BajosFoto cortesía de la exposición

En México, algunos artistas optaron por hacer amuletos contra la inseguridad. Es para lograr otro karma. En este país, el uso de los amuletos está muy extendido y es muy fuerte, más que en otros sitios. Lo indígena es profundo y queremos compartir lo que hay de común. En este caso tratamos con diseñadores del Pacífico porque tienen su visión particular. Esta exposición es sobre conexiones sur-sur.

Murray estudió un doctorado en estudios narrativos. Contó que un amuleto debe ser un regalo, un deseo de bien. “No es algo de superstición y pensamos que la suerte es algo mágico. No creo en las malas vibras. Sólo en las historias. Esto es porque soy anglo, australiano. Pienso que si me quedo en México voy a comenzar a creer. No es necesario ser supersticioso para creer en la suerte. A final de cuentas se tiene suerte una o dos veces, pero luego viene un fracaso; no obstante, se puede volver a intentarlo.

No conozco el ojo de venado, pero me interesa. No me he sacado la lotería y creo que la suerte es más bien la amistad, que da sentido, fuerza, esperanza.

El narco que hicieron santo

Esta exposición viajará después a La Paz, Bolivia, y a Santiago, Chile. “Hay otros proyectos vinculados, uno de los cuales es recoger las historias sobre la suerte. Me parece interesante lo de Malverde, el narco que hicieron santo. Es cosa de buena suerte. Esta exhibición es algo muy serio. En el mercado de Sonora hay un espacio lúdico, para hallar todo tipo de amuletos. En esto, lo maravilloso es el ritual. Las culturas populares creen en fetiches y por eso se considera que son primitivos. Dicen que eso es cosa de niños”.

Hay obras de Kathryn Yeats, de Nueva Zelanda, bajo el título Amuletos de independencias para niños en edad prescolar (2011); de Martacarmela Sotelo, de México, Tocar madera (para alejar lo malo); de Angela Cura Méndez, de Chile, Proyecto Ekeko, para los que desean algo más de vida; de Caz Guiney, de Australia, Amuleto carnet de identificación.

La exposición se instaló en la sala Cristina Payán del MNCP, en avenida Hidalgo 289, colonia Del Carmen, Coyoacán. Estará hasta el 29 de junio.