Política
Ver día anteriorViernes 2 de octubre de 2015Ver día siguienteEdiciones anteriores
Servicio Sindicado RSS
Dixio

Critican declaraciones del subprocurador de Derechos Humanos de la PGR

Familiares de desaparecidos cuestionan la estrategia de búsqueda del gobierno
Alma E. Muñoz
 
Periódico La Jornada
Viernes 2 de octubre de 2015, p. 9

Al participar en un foro internacional sobre personas desaparecidas en México, el subprocurador de Derechos Humanos, Prevención del Delito y Servicios a la Comunidad, dependiente de la Procuraduría General de la República (PGR), Eber Omar Betanzos Torres, fue cuestionado por los familiares de las víctimas ante la falta de resultados.

‘‘¿Cómo le van a hacer para encontrar a desaparecidos si no son capaces de identificar cadáveres que mandan a las fosas clandestinas? No nos importa que hagan monumentos ni que nos den indemnización’’, reprocharon al funcionario.

Padres y madres de familia criticaron que Betanzos Torres hablara de ‘‘responsabilidad y sensibilidad’’, cuando de las autoridades solamente han recibido lo contrario.

Incluso, ofrecieron información al funcionario sobre lugares en donde, a lo largo de años de búsqueda, han encontrado cuerpos que no han sido identificados. Silvia Ortiz Solís, madre de Silvia Stephanie Sánchez Viesca Ortiz, desaparecida desde 2004, le indicó que en el vaso de la presa Francisco Zarco, de Durango, se han arrojado cuerpos.

‘‘Deuda terrible’’

Betanzos Torres reconoció que en México se tiene una ‘‘deuda terrible en materia de desaparición forzada. No podemos negar que existe una necesidad de investigar, una necesidad además de que los resultados puedan darse en términos visibles por parte de quienes desarrollan estas actividades’’.

Admitió que esa deuda ‘‘cada día que pasa se vuelve más grande. Cada día que los casos no se resuelven va aumentando la responsabilidad que como parte del Estado tenemos para resolverlos’’. Resaltó que en la unidad de búsqueda bajo su responsabilidad, se tienen cerca de mil casos radicados, cuando se habla de miles y miles de desaparecidos. Dio a conocer que en dos semanas se inaugurará en Allende, Tamaulipas, un monumento para las más de 300 víctimas de desaparición por el crimen organizado.

Asimismo, Betanzos Torres recordó la lucha de Tita Radilla, hija del desaparecido luchador social Rosendo Radilla Pacheco. Sin embargo, en respuesta, la aludida le demandó sensibilizar a agentes del Ministerio Público para su trato con los familiares de desaparecidos y cuestionó al subprocurador el acto de reconocimiento de responsabilidad del Estado para con su padre.

Le habló además de falta de respeto. ‘‘¿Cómo le van a hacer para encontrar a nuestros desaparecidos?’’ También le exigió que se dé a las familias copia de expedientes y que estos documentos estén sin censurar.

A su vez, Julia Alonso Carbajal, madre de Julio Alberto López Alonso, desaparecido el 12 de enero de 2008, le preguntó a Betanzos Torres que de qué país habla cuando ella no ha podido tener respuesta sobre su hijo. ‘‘¿Qué tengo que hacer para ser escuchada?’’, le preguntó.

Irma Leticia Hidalgo, madre de Roy Rivera Hidalgo, estudiante de la Universidad Autónoma de Nuevo León desaparecido el 11 de enero de 2010 en el municipio de San Nicolás, pidió saber qué hará la PGR con los más de 2 mil casos de personas desaparecidas en ese estado, y en específico con el rancho Las Abejas, del municipio de Salinas Victoria, donde se localizó una fosa con 31 mil fragmentos óseos.

En este último día de trabajos del foro llegaron familiares de los normalistas de Ayotzinapa desaparecidos hace poco más de un año. Bertha Nava Martínez, madre de Julio César Ramírez Nava, uno de los tres estudiantes asesinados el 26 de septiembre en Iguala, Guerrero, llamó a unificar la lucha, mientras que Omar García, sobreviviente del ataque, apuntó que es necesario plantear la realización de un gran congreso de familiares de desaparecidos. ‘‘Eso legitimaría aún más esta lucha. Todos estamos frente al enemigo. No sabemos en qué lugar de la fila estamos, pero no vamos a llegar de rodillas’’, apuntó.

El foro se realizó durante dos días en la UAM-Xochimilco y ayer se trasladó a un salón de fiestas, luego de que la casa de estudios fue tomada por un grupo de encapuchados.