Economía
Ver día anteriorViernes 20 de noviembre de 2015Ver día siguienteEdiciones anteriores
Servicio Sindicado RSS
Dixio

Fiscal, el reto financiero de México, por la tendencia ascendente del débito: Bancomer

Preocupa a empresarios el aumento de la deuda pública

Si avanza el déficit podría bajar la calificación del país y subirían las tasas de interés, advierten

Foto
Carlos Serrano, economista en jefe de BBVA-Bancomer, estuvo ayer a cargo de la conferencia de prensa sobre las expectativas económicas del paísFoto José Antonio López
Juan Carlos Miranda
 
Periódico La Jornada
Viernes 20 de noviembre de 2015, p. 33

El sector empresarial reiteró su preocupación por el incremento en los niveles de deuda pública mexicana y advirtió que, de seguir creciendo ésta, el país tendrá que sacrificar parte del presupuesto gubernamental para cubrir el servicio de la deuda.

El presidente de la Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex), Juan Pablo Castañón, advirtió que ante un aumento del déficit público las firmas calificadoras de riesgo podrían bajar la calificación de México, y en consecuencia subirían las tasas de interés.

Evidentemente la política de disminuir el déficit fiscal y llegar a cero nuevamente en 2017 o 2018 es adecuada, con un decremento en el gasto público, sobre todo en el gasto corriente y con un control en las finanzas del país, opinó.

El presidente del Consejo Coordinador Empresarial, Gerardo Gutiérrez Candiani, dijo que la estabilidad macroeconómica es fundamental para que el país realmente pueda lograr un incremento en las condiciones de vida de los mexicanos, lo cual, aseguró, pasa necesariamente por cuidar el déficit y el gasto público.

Luego de que este miércoles el Fondo Monetario Internacional alertó que en los últimos años la deuda pública de México creció hasta alcanzar un nivel sin precedente y que al final de la actual administración federal su monto superará 50 por ciento del PIB, el dirigente señaló que el tema preocupa a los empresarios, quienes en diversas ocasiones lo han planteado ante el gobierno.

Variables a cuidar

Lo hemos platicado con las autoridades y hemos dicho públicamente que el compromiso de la estabilidad con el de ir bajando el déficit son variables que hay que cuidar. El sector (empresarial) tiene un compromiso clarísimo. Vamos a estar muy pendientes de esto, aseguró en entrevista, luego de la firma de un convenio de colaboración entre el organismo y el Instituto Nacional de Transparencia, Acceso a la Información y Protección de Datos Personales (Inai).

Gutiérrez Candiani señaló que los empresarios mantienen su previsión de crecimiento económico para este año en un rango de entre 2.3 y 2.5 por ciento, lo cual dijo, si bien no corresponde al potencial de la economía mexicana es positivo comparado con las circunstancias que están enfrentando la mayoría de países.

Creo que mucho tiene que ver la parte internacional, porque los indicadores en los que andábamos más débiles, como el de consumo, han ido creciendo.

Aseguró que El Buen Fin va a ser un factor que dará otro empujón importante al consumo y al mercado interno en el cierre del año, pues se esperaba un crecimiento en las ventas de entre 3 y 5 por ciento respecto a la promoción del año pasado y cifras preliminares señalan que se superó esa meta.

Fue un muy buen Buen Fin, con muy buena participación, independientemente de las condiciones de los meses previos de la depreciación. Hubo descuentos importantes, pocas quejas, y la gente salió de manera muy responsable a comprar, sobre todo lo que necesitaba de primera necesidad para sus hogares, aseguró.

Este año continuará el incremento del adeudo por el pasivo laboral de Pemex, señala el banco

Israel Rodríguez

El principal reto financiero en México es fiscal, por la caída de los ingresos petroleros y la tendencia ascendente que muestra la deuda pública total en los últimos tres años, advirtió el grupo financiero BBVA-Bancomer.

Carlos Serrano, economista en jefe para México de ese consorcio internacional, detalló que el saldo de los requerimientos financieros del sector público, la medida más amplia del endeudamiento de ese sector, ha crecido 10 puntos porcentuales, al pasar de representar una proporción de 37 por ciento del PIB en 2012 a 47 puntos en 2015.

En conferencia de prensa para presentar el estudio Situación México cuarto trimestre, señaló que de continuar con la actual inercia de endeudamiento, esta administración podría concluir con una proporción hasta de 55 por ciento del PIB.

Mencionó que el reto fiscal es lograr que la deuda pública, representada en su acepción más amplia por el Saldo de los Requerimientos Financieros del Sector Público, que vienen mostrando una tendencia ascendente, pueda recuperar y regrese a una tendencia descendente para llegar a niveles por debajo de 50 por ciento como proporción del PIB.

Después de indicar que la deuda viene creciendo de manera muy notable, anticipó que continuará su tendencia alcista este año por el pasivo laboral de Petróleos Mexicanos (Pemex) que el gobierno deberá asumir. Alertó que México se está acercando a niveles de deuda de 60 por ciento, los cuales no son muy adecuados.

El especialista aseveró que a fin de fortalecer el marco fiscal, es muy positivo que se mantenga el escenario de consolidación fiscal planteado por las autoridades para los siguientes años.

Sin embargo, afirmó que pese a un entorno internacional complicado, en México se registrará una ligera tendencia al alza en crecimiento e inflación para el próximo año.

Estimó una mejora moderada en el ritmo de crecimiento, que pasaría de 2.2 por ciento en 2015 a 2.5 por ciento en 2016.