Cultura
Ver día anteriorSábado 5 de diciembre de 2015Ver día siguienteEdiciones anteriores
Servicio Sindicado RSS
Dixio
29 FIL de Guadalajara

El escritor presentó su libro Amo y señor de mis palabras, publicado por Tusquets

Una vez que me hice periodista, me encantó serlo, dice Del Paso

Compila algunos de los textos semanales que escribió durante su estancia en la capital británica

“En él figura Carta a Juan Rulfo, pues yo trabajaba en Radio Francia Internacional cuando falleció y le hice un programa en el cual mi voz se alterna con la de él grabada en la UNAM”

Foto
Fernando del Paso, quien luego de ser reconocido con el Premio Cervantes de Literatura 2015, muestra una salud renovada y júbilo, presentó su libro Amo y señor de mis palabras, en el recinto del encuentro editorial que mañana concluye en la capital jaliscienseFoto Arturo Campos Cedillo
Juan Carlos G. Partida
Corresponsal
Periódico La Jornada
Sábado 5 de diciembre de 2015, p. 2

Guadalajara, Jal.

Amo y señor de mis palabras es un libro que Fernando del Paso escribió a manera de entregas semanales durante su estancia en Europa, que ahora le permite presumir cómo recupera su voz, estragada luego de varios infartos que requirieron una larga terapia de lenguaje de la que ahora como Premio Cervantes de Literatura 2015 emerge jubiloso.

“En él figura la carta a Juan Rulfo. Yo trabajaba en Radio Francia Internacional cuando falleció Rulfo, del que había sido muy amigo. Entonces, como nunca había escrito una carta, no sé escribir cartas, le hice un programa de radio que se llamó Carta a Juan Rulfo, en el cual mi voz se alterna con la voz de Rulfo grabada en la Universidad Nacional Autónoma de México en la ciudad de México. La carta ganó el Premio Internacional de Radio España”, dijo durante la presentación en la Feria Internacional del Libro (FIL) de Guadalajara.

Del Paso narró, entre algunas bromas, debido a la abundante audiencia en un salón contiguo de The Big Van Theory (versión española), cómo fue escribiendo durante varios años muchos artículos semanales que lo ayudaron a sobrevivir junto con su familia durante su larga estancia en Londres.

Una vez que pasé un periodo de dos años con mi familia becado en Iowa City, decidí brincar el charco; yo quería ir a París en ese momento, pero no pude. Se me ofreció un trabajo en la BBC de Londres de periodista, traductor, locutor y productor de programas.

En la capital británica, Del Paso se dio cuenta de que el dinero que percibía en la BBC era insuficiente para mantener una familia de cuatro hijos en una ciudad además muy cara.

En un viaje que hizo el entonces presidente Luis Echeverría a la capital británica, el escritor conoció a Enrique Ramírez, director del periódico El Día, quien le ofreció una paga singular que le permitiría sobrellevar la manutención familiar, a cambio de un artículo semanal.

Dijo que eso le permitió recorrer los museos, interesarse por los misterios de la política británica y hasta ir al Mundial de futbol de España, en 1982, enviado por el periodista Julio Scherer.

“El libro contiene artículos como ‘La novena del futbol’, uno de 10 o 12 artículos que escribí cuando mi querido amigo Julio Scherer me dijo: ‘Fernando, ¿por qué no te vas a España a escribir sobre el futbol en la Copa del Mundo?’ Yo me dije que ni me gusta ni sé nada de futbol, pero me fui a escribir sobre ese Mundial, aspectos sociales, económicos, sicológicos, por qué a la mujer y a algunos sacerdotes les gusta el futbol; aprendí mucho de España y de futbol también.”

Anuncian tomo sobre pintura

La compilación Amo y señor de mis palabras fue realizada para el sello Tusquets, luego que Martín Solares seleccionó los textos de un tomo que contiene la totalidad de entregas de esos años. En este caso se trata de los que versan sobre literatura, aunque se anticipa que habrá otro sobre pintura, una de las grandes pasiones de Del Paso.

“Escribí sobre Leopoldo Marechal, de su novela Adán Buenosayres, la cual me impresionó muchísimo. Escribí sobre Carlos Fuentes, sobre Agustín Yáñez. El artículo de Fuentes sobre La región más transparente, que también me impresionó muchísimo. Una vez que me hice periodista me encantó serlo”, recordó con una sonrisa.

Después de la presentación y firmar libros que le traían en larga fila, Del Paso se fue a otro acto en la FIL, invitado central, amo y señor de su renovada salud cervantina.