Opinión
Ver día anteriorDomingo 10 de enero de 2016Ver día siguienteEdiciones anteriores
Servicio Sindicado RSS
Dixio
 
Bajo la lupa

Bombas H de Norcorea en medio de la crisis financiera global

Alfredo Jalife-Rahme
Foto
El precandidato republicano Donald Trump durante un discurso pronunciado el viernes pasado en Rock Hill, Carolina del SurFoto Reuters
N

orcorea detonó su cuarto ensayo nuclear en forma coincidente a la agudización de la crisis financiera global que no ha amainado desde 2008 –la cual tuvo de epicentro los bonos chatarra inmobiliarios de Estados Unidos (EU)–, de la que ahora la prensa anglosajona culpa a China, y a la cual se ha subido en su maquinaria goebbeliana el México neoliberal itamita que despotricó contra Pekín, al cual acusa de practicar una perversa devaluación competitiva (http://goo.gl/BMeILs).

La insensatez del desesperado Videgaray ha llegado a niveles inconcebibles al acusar a China de perversión cuando Pekín ha usado 670 mil millones de dólares (¡así!) de sus reservas (http://goo.gl/UivPnO). ¡Ni que fueran masoquistas!

La guerra global de divisas hace mucho que detonó (http://goo.gl/ooyTK6) y perturba que la devaluación competitiva de Japón –súbdito de EU– en 50 por ciento (¡ojo!) no haya conmovido a los multimedia anglosajones y sus amanuenses globales en la misma proporción que la devaluación de China en 5 por ciento.

¡Videgaray lleva a cuestas, sin perversión, una devaluación de 55 por ciento del peso!

El exabrupto financierista global exhibe dos situaciones: 1) el desacoplamiento entre el oro negro –que se desploma a precios contranatura, manipulado por los hedge funds de Wall Street/la City (Londres)–, y el oro amarillo que se ha disparado, más acorde a las realidades económica y financiera también desacopladas, y 2) la sonriente apacibilidad de los gobernantes de China frente al pánico de los multimedia anglosajones (http://goo.gl/CQHGtB).

El escenario de abruptas devaluaciones desde Colombia hasta el México neoliberal itamita, ya lo había abordado (http://goo.gl/SXx52X) como consecuencia del alza de las tasas de interés de EU que colocarían a Latinoamérica en la lona, lo cual fue retomado ampliamente por la agencia Xinhua de China (http://goo.gl/2UxC7j).

La verdadera bomba nuclear geoeconómica, sin ensayos de por medio, es la que lanzará China el 16 de enero con su flamante Banco de Infaestructura e Inversiones (http://goo.gl/6X2GVd y http://goo.gl/cDtWvZ).

Se nota más preocupada a China por la temeraria reacción del precandidato presidencial Donald Trump sobre el ensayo nuclear de Norcorea (http://goo.gl/jQCIk4) que detonó su presunta bomba termonuclear de hidrógeno (bomba H) cuando toma desprevenido a EU en varios frentes.

Mientras unos ganan y otros pierden en la contabilidad bursátil global, en Israel festejan tanto la firmeza de su divisa, el shekel (http://goo.gl/5Pntjw), como el incremento de sus reservas de divisas (http://goo.gl/90q3hL), entre las mayores del planeta medido per cápita, cuando los multimedia anglosajones y sus palafreneros globales arremeten contra China por su política monetaria y su supuesta falta de control por el ensayo nuclear de Norcorea.

Cuando los expertos discuten en forma bizantina sobre el sexo de la bomba probada por Norcorea –si fue atómica de fisión o fue termonuclear de fusión de hidrógeno que alteraría la correlación regional de fuerzas (http://goo.gl/10ehMz)–, el portal Sputnik alega que los dos centros superhalcones Heritage Foundation y American Enterprice Institute arrecian los tambores de guerra contra Norcorea: ambos financiados por los principales contratistas militares de EU –Lockheed Martin, Boeing, Raytheon y Northrop Grumman– que se especializan en los programas de defensa misilística (http://goo.gl/BxEuXA)”.

En reciente entrevista con el periodista Jorge Santacruz abordé los juegos de guerra detrás de la prueba de Norcorea (https://goo.gl/imAky5).

Sputnik presume que el ensayo “podría dañar los lazos de NorCorea con China (http://goo.gl/PqGmEl)”.

El ensayo de una bomba H epitomiza la proliferación nuclear global y pone en relieve dos puntos: 1) el desastre de la política de desnuclearización de Obama, por la que obtuvo en forma futurista su Premio Nobel de la Paz cada vez más deshonrado, pese a sus más creíbles lágrimas por la pandemia de armas domésticas en EU, sin contar las foráneas, y 2) la imperativa abolición de armas nucleares sin excepciones (http://goo.gl/E1yhIc), como el caso flagrante de Israel y su racista supremacía sionista que gozan de canonjías paleobíblicas.

Israel vive en un gueto nuclear con sus 400 bombas atómicas clandestinas sin que nadie le importune (http://goo.gl/HTVNrQ).

Un reporte desclasificado de la década de los 80 exhibe que “EU ayudó a Israel con la bomba de hidrógeno (https://goo.gl/w8LrUv)”.

Pregunta tonta: ¿por qué provocan tantas reacciones airadas las bombas de Norcorea (máximo de 10) frente al silencio sepulcral de EU sobre la pletórica y clandestina tenencia nuclear de Israel (máximo de 400), incluyendo sus bombas H?

En contraste con la serena postura del ex presidente Carter (http://goo.gl/mIMyRV), Victor Cha y Robert Gallucci, fracasados negociadores con Norcorea, reaccionan en forma visceral y exigen una dura respuesta de EU: una acción preventiva (¿al estilo Irak?) y/o una represalia masiva (¡supersic!) nuclear, salpicadas de sanciones financieras, así como de fuertes presiones a China como “piedra de toque de las relaciones entre EU y China (http://goo.gl/IKUyDo)”. ¡Uf!

Resaltan las dos pesas y dos medidas de EU que ostenta 15 bases militares y 28 mil soldados en Sudcorea, además de 23 bases y casi 50 mil soldados en Japón equipados con bombas nucleares.

El editorial de Global Times, de China, corrige a Trump: EU y algunos países occidentales imputan a China, acusándola de ser responsable del problema nuclear de Norcorea, en particular Trump, quien en forma locuaz disparató que China debe resolver ese problema y nosotros debemos presionar a China para resolver el problema y que si EU actuara en forma vigorosa en su comercio con China la tendría en colapso en dos minutos (¡supersic!).

El editorial considera que tanto el régimen de Norcorea ha escogido una vía errónea para su seguridad como EU se ha empecinado en forma persistente en su política hostil a Norcorea, cuando la “península coreana es el único lugar en el mundo donde persiste la guerra fría”, por lo que EU debería tener más responsabilidad para aliviar las tensiones que “hacen sentir a Norcorea lleno de angustia en su seguridad (http://goo.gl/RH4Q1z)”, ya que no existe esperanza (sic) para dar fin a la adivinanza nuclear de Norcorea, si EU, Sudcorea y Japón no cambian sus políticas hacia Pyongyang, por lo que depender únicamente de la presión de Pekín para forzar a Norcorea a desnuclearizarse es una ilusión (¡supersic!).

Tras el óptimo resultado de las tres superpotencias EU/Rusia/China sobre la desactivación del programa nuclear civil de Irán, que no posee bombas atómicas salvo las que inventó Israel, hoy Washington/Pekín/Moscú deben sentarse a negociar la desnuclearización y reunificación de la península coreana bajo el formato hexapartita –más las dos Coreas y Japón– que el régimen de Pyongyang reclama a gritos con estruendos nucleares.

La verdadera prueba es diplomática cuando la estabilidad de la península coreana deberá formar parte del nuevo orden geoestratégico tripolar de EU/Rusia/China.

www.alfredojalife.com

Twitter: @AlfredoJalifeR_

Facebook: AlfredoJalife

Vk: id254048037