Política
Ver día anteriorMiércoles 3 de febrero de 2016Ver día siguienteEdiciones anteriores
Servicio Sindicado RSS
Dixio

La reforma atenta contra la soberanía municipal, advierten

Senadores de oposición no avalarán mando único
Foto
Emilio Gamboa Patrón, Héctor Larios y Javier Lozano Alarcón, entre los legisladores asistentes a la sesión senatorialFoto Yazmín Ortega Cortés
Andrea Becerril y Víctor Ballinas
 
Periódico La Jornada
Miércoles 3 de febrero de 2016, p. 3

En el primer día de sesiones del actual periodo ordinario en el Senado, los grupos parlamentarios de PAN, PRD y PT advirtieron que no aprobarán el mando único policiaco y la creación de 32 policías estatales, como demandan el gobierno federal y los gobernadores.

Los legisladores perredistas presentaron una iniciativa alterna a la reforma del presidente Enrique Peña, que en lugar de desaparecer las policías municipales rediseña el sistema policial mexicano.

Los cambios propuestos están centrados en la calidad de las corporaciones y lo esencial es cómo se organizan y gobiernan, no quién manda sobre ellas, expuso el coordinador del PRD, Miguel Barbosa.

Ante el pleno, dijo que la reforma del Ejecutivo tiene serias deficiencias y atenta contra la soberanía municipal. Hizo notar que las policías estatales no son mejores que las municipales, y por ejemplo mencionó que de los más de 38 mil agentes que no pasaron los exámenes de confianza, 55 por ciento eran estatales.

La reforma a los artículos 21, 73, 76, 104 y 115 constitucionales, detalló Barbosa, mantiene las funciones de seguridad pública en las policías municipales –excepto en aquellas de ayuntamientos menores a 20 mil habitantes–, pero sus integrantes quedan sujetos al cumplimiento de estándares mínimos de calidad, integridad y eficacia.

Asimismo, se crea un nuevo régimen salarial y de seguridad social para los elementos policiacos de los tres niveles de gobierno –más de 60 por ciento de los policías estatales tienen remuneraciones inferiores a 9 mil pesos–, a los que se dará además el derecho de asociarse.

La iniciativa, recalcó el coordinador perredista, crea un organismo certificador nacional con facultades ‘‘para detonar procesos de cambio en las corporaciones, intervenir y eventualmente eliminar aquellas instituciones incapaces de cumplir con las normas mínimas’’. Recalcó: ‘‘Si seguimos coincidiendo con el PAN, no pasarán la policía estatal ni el mando único’’.

Antes, al fijar la postura de la bancada panista, el senador Javier Lozano Alarcón dejó en claro que no están de acuerdo con la propuesta de mando único del presidente Peña Nieto. La bancada blanquiazul, recalcó, no ve viabilidad a su iniciativa, ‘‘porque no queremos ver que desaparezcan todos los policías municipales para dejar el mando único en policía estatal de Veracruz o Tamaulipas’’.

También ante el pleno, el coordinador del Partido del Trabajo, Manuel Bartlett, expresó su rechazo a la iniciativa presidencial, ya que ‘‘la desaparición de las policías municipales es el camino a la militarización’’.

El Partido Revolucionario Institucional, en voz de Miguel Romo, recalcó que para esa bancada es prioritario el tema de seguridad pública, y Gerardo Flores, del Partido Verde, defendió la propuesta del Ejecutivo federal.

Por su parte, la vicecoordinadora del PRD, Dolores Padierna, pidió que se discutan los pros y los contras de todas las iniciativas sobre seguridad pública y no sólo se atienda la solicitud de la Presidencia de la República o de algunos grupos políticos.

Temas de la agenda en que la mayoría de los grupos parlamentarios coincidieron fueron las leyes anticorrupción y la nueva ley de desaparición forzada. A la primera sesión del periodo que va de febrero a diciembre asistieron 82 senadores.