Mundo
Ver día anteriorMartes 2 de agosto de 2016Ver día siguienteEdiciones anteriores
Servicio Sindicado RSS
Dixio

Yihadistas derriban helicóptero en Siria; mueren 5 soldados rusos

EU lanza primeros ataques contra el EI en Sirte, a petición del gobierno libio
Reuters, Ap, Afp y Dpa
 
Periódico La Jornada
Martes 2 de agosto de 2016, p. 22

Sirte.

Aviones militares estadunidenses lanzaron este lunes sus primeros ataques contra posiciones del Estado Islámico (EI) en Sirte, Libia, para asistir a las tropas del llamado gobierno de unidad nacional libio que intentan arrebatar a los yihadistas el control de la ciudad.

Peter Cook, portavoz del Pentágono, indicó que el presidente Barack Obama dio luz verde a estos ataques aéreos de precisión contra posiciones del EI en su principal enclave en Sirte, a petición del gobierno libio. El primer ministro Fayez al Serraj, confirmó en un discurso en Trípoli su pedido de ayuda a Washington.

Los primeros ataques aéreos fueron perpetrados en lugares específicos en Sirte, lo que causó severas pérdidas en filas enemigas, dijo el ministro Serraj. Fuerzas aliadas de su gobierno han estado combatiendo desde mayo a los yihadistas en Sirte, la ciudad natal del asesinado líder Mummar Kadafi.

En otro frente, se informó que cinco soldados rusos murieron el lunes cuando su helicóptero de transporte militar MI-8 fue derribado en la provincia de Idlib, noroeste de Siria, tras una entrega de ayuda humanitaria en la ciudad de Alepo, en el ataque más mortífero contra las fuerzas rusas desde que Moscú se implicó militarmente en el conflicto, a finales del año pasado.

Con este ataque ya son 18 los militares rusos muertos en ese país desde la intervención de Moscú, iniciada el 30 de septiembre de 2015 para apoyar a Bashar al Assad.

Mientras, rebeldes y aliados yihadistas intentaban romper el sitio impuesto desde el 17 de julio por las fuerzas del presidente Al Assad en los barrios controlados por rebeldes de Alepo, la gran ciudad del norte del país y ex capital económica. En las últimas horas, las fuerzas gubernamentales repelieron los ataques.