Directora General: Carmen Lira Saade
Director Fundador: Carlos Payán Velver
Director: Iván Restrepo
Editora: Laura Angulo
Número Especial diciembre enero 2017 No 209

Artrópodos terrestres de las
islas de Revillagigedo, México

Eduardo Rivera-García
Correo-e: eduardo.rivera@inecol.mx
Arturo Bonet Ceballos
Correo-e: artier.bonet@inecol.mx
Gustavo Aguirre León
Correo-e: gustavo.aguirre@inecol.mx
Red de Interacciones Multitróficas
Instituto de Ecología, AC


Campamento en Playa Norte

Los insectos, arañas, escorpiones, cienpiés y otros animales que tienen un esqueleto exterior y patas movibles se conocen como artrópodos. Todos ellos son actores importantes en las redes de alimentación de los ecosistemas naturales.

Los artrópodos generalmente tienen capacidades de movimiento limitadas y los que llegaron a Revillagigedo fueron llevados por el viento o en balsas accidentales.

Los expedicionarios del Museo Americano de Historia Natural de San Francisco colectaron artrópodos por primera vez en 1987 en San Benedicto, Socorro y Clarión. En 1903 y 1905, la Academia de Ciencias de California continuó las expediciones en el archipiélago. La mayoría de los registros de artrópodos provienen de la expedición de la Academia de Ciencias de California a las islas de Revillagigedo en 1925, que contó con la participación de científicos mexicanos.

Las expediciones continuaron en 1932 y 1939 acrecentando el conocimiento de los artrópodos. En años posteriores, el Instituto Scripps de Oceanografía de San Diego, California, también participó en la exploración del archipiélago. Las expediciones de la Escuela Nacional de Agricultura (1933), la Universidad de Guadalajara (1954) y la Universidad Nacional Autónoma de México (1958) marcan el inicio de la investigación biológica en el archipiélago por instituciones nacionales.

Hasta ahora se han registrado 275 especies de artrópodos, de las cuales 251 se encuentran en Socorro, 33 en Clarión y dos en San Benedicto; en Roca Partida no se han realizado colectas. El archipiélago cuenta con 24 especies endémicas: 15 en Socorro, seis en Clarión y tres para ambas islas. Cabe mencionar que San Benedicto solo cuenta con dos registros pues ha sido muy poco explorada, especialmente después de la erupción del volcán Bárcena en 1952-1953. Existen especímenes de isla Socorro en revisión que pueden ser nuevas especies. Tal es el caso de 46 especies de artrópodos determinados a nivel de género, entre los que destacan 21 hemípteros determinados por el finado doctor Luis Cervantes Peredo (Instituto de Ecología, AC).

Las siguientes especies son endémicas y han evolucionado de una manera peculiar en las islas. Sobresalen depredadores cazadores, como las arañas Mecaphesa revillagigedoensis y Pardosa socorroensis, que se encuentran en Socorro y Clarión. Y los artrópodos ponzoñosos, como la viuda negra Latrodectus mactans, el escorpión Vaejovis jansi y el cienpiés Scolopendra viridis maya en Socorro. Funcionan como reguladores naturales de las poblaciones de especies herbívoras.

Los insectos herbívoros que se alimentan de hojarasca, como el grillo gigante de Clarión, Gryllus alexandieri, son a su vez un componente importante de la dieta del tecolote zancudo de la isla, Athene cunicularia. Insectos grandes, como la langosta de Revillagigedo,  son comedores de hojas y en condiciones de perturbación ambiental se convierten en defoliadores con efectos devastadores. Otras especies son fuente muy importante de alimento de aves y reptiles, como las larvas de las palomillas Perigonia lusca y Eurynnis obscura.

Los escarabajos cornudos Neoclytus steelei y Acanthoderes socorrensis se alimentan de madera muerta y son importantes para la reincorporación de materia orgánica al suelo.

En la fauna epigea, la que vive en el suelo, se encuentran las hormigas Camponotus socorrensis de Socorro, Forelius mccookikeiferi, en Clarión y el colémbolo ciego Folsomides socorrensis que se alimenta de microflora. Los piojos Epitoctes sanguineus, Lichenomima cervantesi y Haplophalus jeverianus, de isla Socorro, son parásitos de vertebrados de las islas que tienen influencia en otro nivel trófico y pueden servir de vectores de enfermedades para los vertebrados. También se destaca la garrapatita Trombicula alfreddugesi, parásito de la lagartija endémica de Socorro Urosaurus auriculatus.

Entre los insectos más vistosos, atractivos y no menos importantes, se pueden observar al pulgón Acanalonia clarionensi, insecto chupador de savia de varias especies vegetales de Clarión, y a la mariposita de Socorro, Strymon columella socorrensis, que como adulto es polinizador importante y como larva es fuente de alimento para lagartijas y aves.

Es importante conocer las interacciones bióticas que se dan entre los artrópodos con plantas y animales vertebrados. Y cómo influyen en la distribución y abundancia de los mismos en este sistema insular. Una tarea que apenas comienza.

Números anteriores

Correos electrónicos: