Política
Ver día anteriorViernes 19 de mayo de 2017Ver día siguienteEdiciones anteriores
Servicio Sindicado RSS
Dixio
Crimen contra la libertad

Periodistas locales realizan protesta en Madrid, frente a la embajada de México

Cese a ataques a la prensa, exigen en España
Armando G. Tejeda
Corresponsal
Periódico La Jornada
Viernes 19 de mayo de 2017, p. 4

Madrid.

Con gesto adusto, más de medio centenar de periodistas españoles se concentraron frente a la embajada de México en Madrid para decir alto y claro no al silencio, para exigir a las autoridades que no quede impune ninguno de los ataques y asesinatos perpetrados en años recientes contra periodistas, incluido el de Javier Valdez Cárdenas, corresponsal de La Jornada en Sinaloa y cofundador del semanario Ríodoce, quien murió acribillado a balazos el pasado lunes en su ciudad natal, Culiacán.

En la sede diplomática arriaron la bandera que suele ondear en la fachada y ningún funcionario recibió la carta que pretendían entregar los colegas españoles, quienes lamentaron el desprecio del gobierno de México, representado en España por la embajadora Roberta Lajous.

Nunca antes la embajada de México en Madrid había sido escenario de protesta de periodistas españoles, que en esta ocasión decidieron unirse a la campaña impulsada por los Colegios de Periodistas y la Federación de Asociaciones de la Prensa (FAP) para alzar la voz ante lo que ocurre en territorio mexicano.

La gota que colmó el vaso fue el asesinato de Javier Valdez, que se suma a seis asesinatos en lo que va de año, incluida Miroslava Breach, quien era corresponsal de este diario en Chihuahua.

Los periodistas españoles acudieron en representación de más 12 medios de comunicación, que a esa hora trabajaban los cierres de edición del día. También asistieron ciudadanos indignados por lo que ocurre en México.

Portaban carteles con la leyenda No al silencio, fotos de Javier Valdez o la portada de su último libro: Narcoperiodismo.

Entre los asistentes estaba Joaquín Estefanía, ex director de El País y analista de prestigio, quien afirmó: “Es insoportable lo que está pasando en México. Javier Valdez es un ejemplo de otros muchos y debimos haber salido a la calle hace tiempo para acompañar a nuestros compañeros mexicanos que están siendo exterminados. Cualquiera que hable de narcotráfico puede ser objeto de violencia y eso en la historia se denomina genocidio, que es cuando se quiere exterminar no solamente a una raza sino también a un grupo, y en este caso se quiere exterminar a cualquier periodista que informe del narcotráfico en México.

Debemos exigir al gobierno mexicano que no haya más impunidad, que no proteja a los criminales y que capture a los asesinos. Que el Estado mexicano funcione como un Estado.

Soledad Gallego Díaz, ex subdirectora de El País y una de las informadoras de más prestigio, explicó que en México se está presentando una situación de impunidad que no puede ser; hay que luchar contra eso y el gobierno está obligado a proteger a sus ciudadanos. Los periodistas cuentan lo que pasa y sin ellos se hace el silencio. Para defenderse de una situación es necesario que se cuente y se explique de manera comprensible; si eso desaparece, no existe la democracia.

Durante la concentración se leyó un comunicado firmado por cientos de periodistas y respaldado por la FAP y los Colegios de Periodistas de Cataluña, el País Vasco, Asturias, Andalucía, Castilla y León, La Rioja y Murcia.

El director del semanario CXTX, Miguel Mora, intentó entregar las demandas a algún responsable de la embajada, pero nadie abrió la puerta y ni siquiera respondieron a sus llamados.

Que no hayan recibido la carta, que hayan quitado la bandera y ni siquiera hayan respondido al llamado del timbre es una gran metáfora de la actitud del gobierno mexicano hacia la prensa. Despreciar así una convocatoria de solidaridad de periodistas con los que han sido asesinados y otros que están en riesgo de serlo es una gran metáfora de la actitud del gobierno de Enrique Peña Nieto ante lo que está pasando.