Estados
Ver día anteriorSábado 30 de septiembre de 2017Ver día siguienteEdiciones anteriores
Servicio Sindicado RSS
Dixio

Los antimotines arribaron a la Panamericana y fueron emboscados por habitantes de El Aguaje

Fallido desalojo carretero en Chiapas deja 2 policías muertos y 26 heridos

Ocuparon la vialidad el jueves 28; exigían participar en la administración de centro turístico

Foto
Habitantes de la localidad de El Aguaje, municipio de San Cristóbal de las Casas, Chiapas, incendiaron un camión durante una emboscada a 450 policías municipales y estatales, que dejó dos uniformados muertosFoto Elio Henríquez
Elio Henríquez
Corresponsal
Periódico La Jornada
Sábado 30 de septiembre de 2017, p. 36

San Cristóbal de las Casas, Chis.

Dos policías murieron y 26 resultaron lesionados –18 por arma de fuego– al ser emboscados por indígenas de El Aguaje, durante un fallido desalojo carretero a la altura de esa comunidad, a pocos kilómetros de esta ciudad, informó la Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana (Ssypc).

En un comunicado agregó que los 450 uniformados estatales y municipales acudieron con equipo antimotín y desarmados a desalojar a los inconformes, pero fueron agredidos arteramente con proyectiles de arma de fuego, piedras y palos.

A las 10 horas del viernes murieron el agente estatal, Martín Jiménez Velasco y el municipal Arbey Rosales Reyes. Otros 18 resultaron lesionados por armas de fuego y ocho por objetos punzocortantes.

Los pobladores de El Aguaje, comunidad colindante con la 31 Zona Militar, ubicada en Rancho Nuevo, iniciaron un bloqueo el jueves sobre la carretera Panamericana para exigir que se les autorice participar en la administración del centro turístico Grutas de Rancho Nuevo, en manos de la sociedad cooperativa Prestadores de Servicios Turísticos Grutas de Rancho Nuevo.

Gobierno condena los hechos

El gobierno de Chiapas condenó los hechos y aseguró que los inconformes habían sido atendidos en mesas de diálogo, pero rechazaron las propuestas y el jueves decidieron cerrar el paso en la carretera.

Fuentes gubernamentales comentaron que antes de que los uniformados llegaran a El Aguaje para efectuar el desalojo, los pobladores derribaron por lo menos un árbol, el cual cayó sobre uno de los camiones pesados de la policía que transitaba por la vía, lo que ocasionó lesiones a varios.

Aseguraron que se escucharon disparos de armas provenientes de los cerros, por lo que los policías trataron de regresar, pero no todos lo consiguieron y varios quedaron atrapados junto con un camión que luego fue incendiado por los lugareños.

El gobierno de Chiapas aseguró que los policías estatales y del municipio de San Cristóbal de Las Casas acudieron desarmados al lugar del bloqueo en cumplimiento de los protocolos de actuación y de respeto a los derechos humanos.

El secretario de Gobierno, Juan Carlos Gómez Aranda, informó que desde que comenzó la disputa por las grutas entre los dos grupos, el ayuntamiento de San Cristóbal de Las Casas, junto con la Secretaría General de Gobierno, inició una mesa de diálogo para atender las peticiones de los inconformes, pero al haber sido rechazadas las propuestas, los indígenas bloquearon la carretera.

A pesar de esta acción, el gobierno del estado intentó dialogar de nuevo con este grupo para exhortarlos a no impedir el libre tránsito en esta importante vía de comunicación, por lo que ante la negativa se inició un operativo de desalojo, en el que elementos de la policía fueron sorprendidos y recibidos con disparos, agregó.

Por separado, los integrantes de la sociedad cooperativa Prestadores de Servicios Turísticos Grutas de Rancho Nuevo, reprobaron la actitud violenta y alevosa de un grupo de habitantes del ejido El Aguaje, que emboscaron a policías estatales y municipales.

En un comunicado agregaron que los pobladores de El Aguaje actuaron asesorados por autoridades comunitarias, y como lo dijo por escrito el mismo ayuntamiento de San Cristóbal, que preside Marco Antonio Cancino, y su secretario técnico, Sergio Natarén, fueron asesorados por el notario Juan Celydonio Hernández, quien les elaboró un acta testimonial con conocimiento de causa, alentándolos a invadir un predio sobre el cual no tienen y ni han tenido derechos.