Capital
Ver día anteriorMartes 2 de enero de 2018Ver día siguienteEdiciones anteriores
Servicio Sindicado RSS
Dixio

Estatutos de partidos, por encima de ella, señala el Mauricio Huesca Rodríguez

Fraude a la nueva ley electoral, los actos de precandidatos: consejero

Aspirantes a la candidatura a jefe de Gobierno incurren en actos anticipados de campaña, señala

Gabriela Romero Sánchez y Alejandro Cruz Flores
 
Periódico La Jornada
Martes 2 de enero de 2018, p. 22

La nueva norma electoral de la Ciudad de México se ha convertido en una simulación, ya que permite que en la etapa de precampañas se pueda ver a precandidatos únicos realizar actividades proselitistas, así como propaganda electoral y formulación de promesas de campaña con las que los aspirantes a jefe de Gobierno buscan posicionarse ante la ciudadanía, aun cuando esas prácticas están prohibidas por dicha ley.

Basta con que los partidos políticos apelen a su derecho constitucional a la libre expresión o que en su propaganda coloquen una leyenda en la que afirmen que va dirigida a su militancia para salvar dicho escollo y evitar ser sancionados, reconoció Mauricio Huesca Rodríguez, consejero del Instituto Electoral (IECM) de la Ciudad de México.

En entrevista, el consejero admitió que estas acciones podrían ser consideradas como un fraude a la ley, es decir, hacer algo indebido a partir de una figura permitida, aunque, recalcó, no se puede generalizar, por lo que se debe revisar caso por caso.

Las precamapañas, según el Código de Instituciones y Procedimientos Electorales de la Ciudad de México, deben ser dirigidas a la militancia de los institutos políticos; sin embargo, en este proceso, que se inició el 14 de diciembre, se ha visto a los precandidatos de los partidos de la Revolución Democrática (PRD) Armando Ahued Ortega y Salomón Chertorivski Woldenberg, así como al del Revolucionario Institucional (PRI) Mikel Arriola Peñalosa, realizar recorridos por mercados públicos o en el Metro para promocionarse entre comerciantes y usuarios, además de repartir propaganda política.

O en el caso de la precandidata de Morena, Claudia Sheinbaum Pardo, quien en sus actos de precampaña –en su mayoría mítines– ha hecho promesas, como eliminar las fotomultas en caso de ganar la jefatura de Gobierno capitalina.

Estas expresiones pueden ser consideradas como actos anticipados de campaña, reconoció Huesca Rodríguez, aunque la misma aspirante, quien es considerada virtual candidata de Morena a jefa de Gobierno, ha manifestado que los estatutos de su partido marcan que en la contienda interna hay que hablar de la situación de la ciudad.

En cuanto a Arriola Peñalosa, por ser precandidato único del PRI no debería hacer precampaña porque sería un acto anticipado de campaña; sin embargo, acotó el consejero electoral, por el hecho de que el candidato a jefe de Gobierno debe ser aprobado por el Consejo Político del tricolor, tiene autorizada la propaganda electoral, aunque sea precandidato único.

El consejero electoral enfatizó que la promoción de las precandidaturas depende en gran medida del mecanismo de elección que los partidos decidan, ya que la Constitución les garantiza el principio de autodeterminación, por lo que ellos son quienes fijan las reglas para las precampañas.

De esta forma, por ejemplo, si los partidos determinan abrir el proceso de selección de su candidato a una encuesta a la ciudadanía, sus precandidatos tendrán la posibilidad de realizar actos de precampaña dirigidos a la población en general.

Para el líder del PRD, Raúl Flores García, es una situación que se debe analizar, pues se trata de un tema muy complejo, pues cómo se puede hacer una campaña sin propuestas, cuando la misma gente es la que las pide, dijo.