Política
Ver día anteriorMiércoles 9 de mayo de 2018Ver día siguienteEdiciones anteriores
Servicio Sindicado RSS
Dixio

Antes presentó a derechohabientes 17 opciones de solución

Recuperó y subastó Infonavit más de 80 mil casas abandonadas o en litigio
Patricia Muñoz Ríos
 
Periódico La Jornada
Miércoles 9 de mayo de 2018, p. 17

Suman más de 80 mil las viviendas del Instituto del Fondo Nacional de la Vivienda para los Trabajadores (Infonavit) que se encontraban abandonadas o en litigio, y que el organismo ha recuperado y vuelto a vender al mercado inmobiliario, en los dos años recientes.

Información del instituto señala que muchas de estas casas se recuperaron luego de un proceso legal que se llevó a cabo con los derechohabientes, quienes dejaron de pagar en gran parte por haber perdido el empleo, porque sus ingresos disminuyeron o por falta de interés en conservar la propiedad.

Es decir, destaca, estas viviendas se encontraban en problemas de falta de pago y, a diferencia de cualquier banco, fue al encuentro de los acreditados y se les presentaron 17 alternativas de solución para que pudieran conservar su patrimonio, y después de esas restructuras, si no se manifestó voluntad de pago y continuó la morosidad, se recuperaron las propiedades.

Esto es porque el Infonavit opera con recursos del patrimonio de los trabajadores y no tiene recursos fiscales o del presupuesto, destaca. De esta forma, las casas recuperadas se vendieron por medio de subastas y macrosubastas hechas por el instituto, que incluso ya se realizan en línea.

Entre las alternativas de pago están las restructuras, que se realizan por miles cada mes; el dictamen de capacidad de pago, mediante el cual se puede disminuir el monto de la mensualidad, siempre y cuando el trabajador no cuente con un empleo formal; solución a tu medida, para poner al corriente el crédito; borrón y cuenta nueva, para quienes perdieron su empleo y quieren regularizar su préstamo, y mediación.

El Infonavit planteó que hay un mito respecto al número de viviendas abandonadas, ya que en muchas parte del país en Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi) censó y las registró como si estuvieran en el abandono, pero la enorme mayoría están siendo pagadas por los derechohabientes, que tal vez no usan la vivienda, o que la visitan pero no viven ahí.

En esta categoría, el Inegi las señala como abandonadas, pero no lo son; algunas de ellas son adquiridas con créditos del Infonavit, pero las están pagando y están ubicadas, por ejemplo, en Tecámac y Tizayuca, o en lugares próximos a los estados de Querétaro y Puebla, pues hay derechohabientes que las compran como patrimonio, como un segundo hogar, como casas de descanso, como en Acapulco, por lo que regularmente están deshabitadas, pero no en abandono.