Año Nuevo, añejas tradiciones

Muchas ciudades organizarán espectáculos entre fuertes medidas de seguridad.


dic 30 17:47


Los fuegos artificiales iluminan el Ángel de la Independencia en los primeros minutos del año 2016. Foto Notimex

Madrid/Nueva York/Londres. Del confeti a las uvas, las maletas, las cartas o los espectáculos de luces, no en todas las partes del mundo se recibe al Año Nuevo con los clásicos fuegos artificiales. A continuación, un recorrido por algunas de las celebraciones.

Francia

Los turistas amantes de la pólvora puede que se decepcionen cuando descubran que los fuegos artificiales privados no son muy comunes para despedir el año en Francia. De hecho, en la capital suelen estar prohibidos.

Sin embargo, París organiza un espectáculo de fuegos artificiales en el Arco del Triunfo. Cerca de allí, en los Campos Elíseos, celebran el Año Nuevo cientos de miles de personas.

Además, en el país gourmet la buena comida es un elemento indispensable en esta fiesta. El banquete puede ser igual de exuberante que en Navidad, con exquisiteces como ostras y champán.

Grecia

En el país heleno tampoco hay demasiados fuegos artificiales.

Los griegos pasan la Nochevieja jugando con la familia o los amigos al tradicional juego de cartas 31. Aquí ganar se interpreta como un presagio de buena suerte en aspectos económicos en el nuevo año. Los perdedores, por su parte, tendrán suerte en el amor.

La principal fiesta comienza en la Acrópolis de Atenas. El alcalde felicita desde allí el Año Nuevo y después tiene lugar un pequeño espectáculo de fuegos artificiales y música en vivo hasta la madrugada. Reino Unido

El mayor espectáculo de fuegos artificiales tendrá lugar sobre el Támesis y en los alrededores del London Eye, donde se reunirán unas 100 mil personas. El evento estará acompañado de unas estrictas medidas de seguridad debido a la amenaza terrorista.

Los londinenses puede que sientan extrañeza puesto que este año el auténtico símbolo de la ciudad, el Big Ben, estará cubierto de andamios. Sin embargo, sus campanas sonarán a medianoche como es habitual.

España

El año se despide tradicionalmente comiendo 12 uvas, una por cada campanada que suena a medianoche en el reloj de la Puerta del Sol de Madrid. Allí se reúnen miles de personas esa noche para recibir el Año Nuevo.

Este año el aforo de la plaza estará limitado por motivos de seguridad a 20 mil personas, 5 mil menos que en 2016.

Muchos otros ciudadanos siguen la retransmisión de las campanadas desde esa u otra plaza a través de la televisión.

Desde hace años, muchos grupos de amigos se dan cita a medianoche del día 30 en la Puerta del Sol para participar en el ensayo de las 12 campanadas, en las conocidas "pre-uvas". No obstante, en lugar de uvas se comen gominolas o gajos de mandarina, entre otros, para evitar la mala suerte.

Además, muchos entran en el nuevo año con ropa interior roja para atraer la buena fortuna.

México

Los mexicanos también comen 12 uvas con las campanadas a medianoche y piden un deseo con cada una. En Año Nuevo muchos llevan ropa interior roja o amarilla para atraer la suerte en el amor o el éxito en el trabajo.

Además, colocan una maleta en la puerta como presagio de muchos viajes en el año que empieza. En algunas regiones del sur se queman muñecas que representan el año que termina.

Estados Unidos

La principal fiesta de fin de año tendrá lugar en Times Square, en Nueva York. Se espera que a esta plaza de Manhattan acudan más de un millón de personas, que podrán presenciar las actuaciones de numerosas estrellas.

El punto álgido se vivirá cuando a medianoche descienda una enorme bola iluminada, tras la que caerá una lluvia de confeti y sonarán las canciones "Auld lang syne" y "New York, New York".

Debido a los atentados terroristas de los últimos meses, la fiesta también tendrá lugar entre fuertes medidas de seguridad.

Dubai

El emirato del Golfo celebra tradicionalmente la Nochevieja con un espectáculo de fuegos artificiales en el Burj Khalifa, con sus 828 metros el edificio más alto del mundo en la actualidad.

Este año la empresa gestora, Emar, planea en su lugar un extraordinario espectáculo de luces con el que tratará de entrar en el Libro Guinness de los récords. Sin embargo, hasta ahora no ha proporcionado más detalles del Light Up 2018.