Denuncian detención arbitraria de minero en Guerrero

El trabajador fue privado de su libertad por varias horas. Se le presionó por participar en el paro de labores que se mantiene en la mina desde el pasado 3 de noviembre por un conflicto gremial.


dic 28 17:17


Ciudad de México. El Sindicato Nacional de Mineros denunció que un trabajador de la mina La Media Luna, ubicada en Guerrero, fue detenido ayer por un grupo de hombres armados, quienes lo privaron de su libertad por varias horas sin tener orden de aprehensión alguna, y a quien, aseguró, se le presionó por participar en el paro de labores que se mantiene en la mina desde el pasado 3 de noviembre por un conflicto gremial.

En un comunicado informó que en lo que parece una “acción de hostigamiento”, el trabajador “simplemente fue detenido y amenazado por cometer el ‘delito’ de participar en el paro de los trabajadores de la Media Luna”, y a quien, afirma el gremio minero que encabeza Napoleón Gómez Urrutia, le aseguraron que había órdenes de aprehensión contra otros de sus compañeros.

Por ello, el Sindicato Nacional de Mineros hizo un enérgico llamado tanto al gobernador de Guerrero, René Astudillo Flores, como al procurador de justicia del estado, Javier Ignacio Olea Peláez, para que “tomen cartas en este asunto e impidan que este tipo de acciones se repitan, pues son en perjuicio de los trabajadores de la mina Media Luna”.

El gremio destacó que tras estos hechos, es obligación del gobernador Astudillo Flores y del fiscal de Guerrero, Olea Peláez, “impedir que actos de esta naturaleza se sigan cometiendo, así como buscar de la manera más responsable una solución apegada al estado de derecho entre el Sindicato Nacional de Mineros, los representantes de la empresa Torex Gold Resources, que explotan la mina, y las autoridades estatales y federales encargadas de mediar en conflictos de este tipo, con el fin de llegar a un acuerdo conciliatorio”.

Agregó que se busca “garantizar los derechos de los trabajadores según la Ley Federal del Trabajo, la Constitución y el Convenio 87 de la Organización Internacional del Trabajo, OIT, para pertenecer al Sindicato de su preferencia, en este caso el Nacional de Mineros”.

Además solicitaron contar con un Contrato Colectivo de Trabajo que contemple condiciones de seguridad e higiene que aseguren el regreso a casa, íntegros y sanos, a los trabajadores de la Media Luna, así como con condiciones de trabajo apropiadas para el mejor desempeño de sus labores.

También exigieron acceder a prestaciones y salarios dignos en que se reconozcan su esfuerzo y dedicación, con el fin de que la empresa sea rentable y productiva. A lo que se suma el exigir respeto entre las partes y una buena comunicación entre ellas, para tener una empresa saludable, donde los trabajadores vean a Torex Gold como su segunda casa y que pueden ser parte de ella.

El Sindicato Minero y su dirigente, Napoleón Gómez Urrutia, “no son enemigos de la inversión ni de las empresas, no persiguen paralizarlas, sino por el contrario, hacerlas viables en todo momento”, por lo que exhortaron a los gobiernos federal y de Guerrero a que “no se confundan en esta situación. El Sindicato Minero exige una solución benéfica para ambas partes y sabe que el país sólo avanza cuando hay acuerdos reales entre los factores de la producción”.